Salir con un miembro de una banda

Una de las razones que nos empuja a salir de nuestras recámaras y tomar un Haz sentir a cada miembro de la banda importante. Esto es. Por otra parte, si crees que el éxito de tu banda está relacionado con sonar en la radio, abrirle a .. El fallecido era conocido con el alias de 'El Chiquito' y se dedicaba a la extorsión de comerciantes entre los municipios Maracaibo y Jesús Enrique Lossada Un miembro de la banda que nunca esté disponible para ensayar o hacer presentaciones, puede matar una banda. Este 'contrato' ofrecerá cierta protección para lo que un miembro podrá hacer con el nombre, el pago, el derecho de las canciones, el equipo, etc. cuando abandone la banda. Resolver eso ahora te ayudará a evitar peleas en el futuro. ¿Te imaginas quedarte y trabajar con tu ex después de una amarga ruptura? Peor aún, ¿y si empiezan a salir con otro miembro de la banda? Esta situación está plagada de trampas, y muy pocas bandas pueden pasar a través de ellas. En general, las citas entre los miembros de la banda son como manejar dinamita, pero hay excepciones. Un testigo presencial del suceso, sin embargo, aseguró que funcionarios de la PNB se acercaron a donde estaba Campos, lo tomaron por el cuello y lo obligaron a salir del carro. Con él también sacaron a una mujer, a quien presuntamente golpearon y llevaron detenida. Entrevista con ex miembro de una banda (2): «Combos del Valle de Aburrá copan territorios en Bogotá» Proceso de sometimiento «Yo hoy estoy seguro que si se le plantea a los que están metidos en este cuento, una ley de sometimiento justa, todos se filan, sin importar el bando al que pertenezcan».

Mi hermana Karen me apuñala por echarla de mi casa

2020.08.28 01:21 tonyyghost Mi hermana Karen me apuñala por echarla de mi casa

Hola es la primera vez que posteo aquí, estoy en el Mobile, así que perdón por los errores. tengo una historia que me gustaría compartir aunque no se si encaje como historia de padres con derecho o venganza nuclear.
Algo de contexto: vivo en México, por cuestiones de privacidad no daré mucha información, cuando tenía 9 años mi padre falleció y mi madre y mis 2 hermanas mayores junto con mi abuelo materno se hicieron cargo de mi educación hasta la secundaria, cuando tenía 13 años murió mi abuelo, 1 año después murió mi madre y unos años más tarde mi hermana mayor, tras la muerte de mi madre ningún miembro de su familia quería hacerse cargo de mí debido a que su familia era altamente religiosa y yo soy gay y con un pensamiento bastante criticó, el punto fue que tuve que ir a vivir con mi hermana a quien llamaré Karen, ella siempre actuó con derechos siendo perezosa y egoísta, y junto con su esposo que era igual de idiota que ella, y por supuesto mis pequeños sobrinos que eran menores que yo, todo ese tiempo en su casa fue una mierda, mi hermana Karen y su esposo abusaban física y psicológicamente de mi, me hacían realizar la limpieza de toda la casa, lavar la ropa y preparar la comida para ellos y sus hijos mientras ellos literalmente no hacían nada y se comportaban como adolescentes, mi familia sufre de problemas psiquiátricos por parte de mi madre, tales como depresión severa, ansiedad, TOC y trastorno de límite de la personalidad, mi hermana Karen nunca quiso atender su depresión, llegando a pasar días enteros en su cama, levantándose solamente para bañarse e ir al baño, también denegaba de salir de casa ya que no lo hacía ni siquiera para comprara víveres, nunca logró conservar un trabajo ni estudiar una carrera ya que decía "tengo mala suerte en los trabajos, mis jefes siempre me tratan mal y me dicen que hacer" O " La educación es para la gente rica ustedes jamás serán nada en esta vida" Ya que no le gustaba trabajar tuvo un sin fin de intentos de negocios fallidos que siempre fracasaron por su peresa y falta de iniciativa, esto llevó a que Karen y su esposo con derechos se divorciaron y nos mudamos de su casa, esto solo empeoró la situación para mi ya que pase a tomar el lugar de su cajero personal, gastando todo mi sueldo en comida para ella y mis sobrinas así como para financiar sus "negocios de se tu propio jefe" Una de sus formas de abuso favoritas era echarme de casa a media noche, lo cual ocasionó que tuviera que dormir en parques y plazas en varias ocasiones, la última vez que hizo esto, algunos amigos me ofrecieron rentar un departamento con ellos, así que aceptahorre algo de dinero y le pedí a una amiga que ocultara una maleta hecha por mi en su casa, siempre me ha gustado dibujar y tenía varios materiales de arte, el último día que ella me echo, se quedo con todas mis cosas de arte así como con la poca ropa que tenia, ese día fui por mi maleta con mi amiga y ya no regrese, unos días después me llamó y me dijo: "oye necesito dinero, que tal si me das $400 pesos y te vendo todas las mierdas que dejaste aquí" Yo solo le dije " No te comprare las cosas que me robaste" Y colgue, avanzando unos años, logre terminar la preparatoria y comenzar una carrera en psicología, también conocí a un chico hace algunos años que actualmente es mi esposo, durante este tiempo Karen consiguió un novio con el que terminaba y volvía cada 3 días, tmbien discutían y eran agresivos entre ellos y no le gustaba que la visitara cuando el estaba en su casa (tengo otras historias con ellos 2 si les interesa para despues) con mucho esfuerzo hace unos años mi esposo y yo logramos comprar una casa y por Consejo de mi terapeuta Corte lazos con mi familia, a mi novio se le hacia raro ya que el tiene una exelente relación con su familia a lo que yo siempre decía "mi familia es una porquería" Hace unos meses Karen intento ponerse en contacto con migo pero la rechaze de inmediato, por lo que se puso en contacto con mi esposo, le dijo que había terminado con su novio y que la había hechado de la casa que la tía de su novio les rentó y le suplico que la dejara vivir un tiempo con nosotros, yo inmediatamente me negué pero mi esposo me dijo que sería una oportunidad perfecta para Reconsiliarnos, cosa que ya había intentado y fracasado antes, los problemas comenzaron desde el primer día, Karen criticó todo desde el momento que llegó a nuestra casa desde la decoración, los muebles y la habitación que le dimos, tengo una camiseta de The killers que mi novio me regalo en nuestro último aniversario ya que es mi banda favorita, un día Karen se molesto por que me negué a lavar su ropa y toallas sucias yo le dije " En mi casa no tienes sirvientes, ve a la lavadora y hazlo tu" Esa noche descubrí que ella uso mi camiseta para secarse el cuerpo, cuando, mi esposo la confrontó ella le dijo " Bueno el no quiso lavar mi ropa y no podía usar una toalla sucia, de todos modos solo es un trapo viejo" En todo este tiempo Karen siguió con sus negocios fracasados, viviendo de su novio y con nosotros, tampoco se esforzó por levantarse de la cama y buscar empleo, mi esposo tiene un puesto importante en una empresa y yo tengo también un trabajo en el que me va bastante bien, así que ella pensaba que se podía aprovechar de eso, el colmo de esto fue un día en el que al llegar a casa ví a Karen tratando de arrancar las plantas de frutas y verduras de mi huerto (comencé un huerto de diversas frutas y verduras en mi casa al comenzar la cuarentena, también era una ayuda económica, pues esas frutas, flores y legumbres eran vendidas por mi a algunos negocios locales) cuando le pregunte que creía que estaba haciendo dijo "mi novio y yo regresamos el se mudara aquí con migo la próxima semana y si esta va a ser nuestra casa quiero poner unos juegos aquí en el jardín para sus hijos, pero estas estúpidas plantas tuyas ocupan este espacio, fuiste realmente egoísta al plantas estas mierdas aqui" Cuando escuche esto explote y le dije "esta no es tu casa, jamas será tu casa, mi esposo y yo la compramos con el esfuerzo que tu jamas has puesto a tu vida, solo estas aquí por que mi esposo te tuvo lastima, ahora te digo lo que tu me dijiste miles de veces, lárgate de mi casa" En ese momento Karen perdió la cabeza y dijo: " Como te atrebes a hablarme así, esta casa ahora es mia por que me la merezco, tu no te mereces nada de esto yo soy la que debería tener un buen matrimonio una buena casa y una carrera, tu solo eres una mierda inútil que debería de haber muerto hace mucho" (Tuve un par de intentos de suicidio cuando vivi con ella pero afortunadamente no pasó nada, como comente tengo algunos problemas psiquiátricos pero a diferencia de Karen yo logre mejorar mucho gracias a terapia y medicamentos) Karen me abofeteó y yo entre corriendo a la casa y le pedí a mi esposo que estaba durmiendo que llamara a la policía, en eso Karen entró como loca y tomó un cuchillo de la cocina y grito " Todo esto será mío por que yo me lo merezco más que tu maldita mierda " Le dije a mi esposo que tomara el teléfono y entrara a la recámara, yo intente calmar a Karen pero me apuñala en un costado y cuando trate de entrar a la recamara me apuñaló de nuevo en el antebrazo, los vecinos entraron a la casa ya que escucharon todo y ayudaron a someter a Karen, la policía y la ambulancia llegaron rápido pero yo ya me había desmayado por la pérdida de sangre, desperté en el hospital y mi esposo me dijo que arrestaron a Karen por agresión e intento de homicidio, ganamos una demanda contra ella y la tía de su novio nos pago 70,000 pesos que me sirvieron Para la universidad, también enviaron a karen por un unos meses a un hospital psiquiátrico donde espero que le puedan ayudar y perdió la custodia de mis sobrinos cuando por fin me dieron de alta en el hospital mi esposo me llevaba a casa en el auto y me dijo tenías razón tu familia es una porquería, yo comencé a llorar de la nada y me llevo a comprar un helado antes de ir a casa,lamento si es muy largo lo resumi lo más que pude y estoy en el móvil así que puedo tener algunos errores, tengo muchas más historias con esta y otras Karen pero esta es la más reciente.
No se si sea lo suficientemente buena pero si algún canal de YouTube quiere subirla por mi esta bien, solo cambien mi user name, no quiero que si karen lo llega a ver enloquesca de nuevo lol.
submitted by tonyyghost to padresconderecho [link] [comments]


2020.01.06 23:46 Roserath El caso Miguel Sofía - LAS PATAS DE LA SOTA 1a. entrega

La imposición del relato de la izquierda, y en especial el del MLN Tupamaros, nos ha acostumbrado a aceptar con naturalidad muchas mentiras que el tiempo y distintos actores que han ido apareciendo -desdiciéndose e incluso arrepintiéndose- se han encargado de blanquear. Las mentiras han sido repetidas decenas de miles de veces en libros, documentales y medios de prensa de izquierda, hasta que terminaron por contaminar al resto de la prensa. De esa manera se impuso una historia reciente hegemónica, en la que un puñado de autores (por intereses o por ignorancia) se replican entre sí, dando lugar a la validación por parte de diarios y noticieros de televisión de hechos que nunca jamás ocurrieron. Pero si lo dicen los medios, lo dice la Academia y hasta lo dicen los libros de texto de Secundaria, entonces pareciera que es dato cierto.
“Escuadrón de la muerte” es un término que genéricamente designa a bandas paramilitares que realizan asesinatos selectivos para combatir la disidencia política fuera de los márgenes de la legalidad. Han sido utilizados por gobiernos totalitarios en países como Brasil, Guatemala, Nicaragua, Argentina o México en las décadas del sesenta y setenta, y más recientemente en la Venezuela chavista. Dentro de los muchos ítems que abarca la mentira histórica se inscribe la existencia de escuadrones de la muerte en Uruguay. No existe ninguna certeza, ni una sola prueba fehaciente para avalar estos dichos, sin embargo, todos los días desde hace más de cuatro décadas se escribe y se habla de los escuadrones de la muerte como dato cierto; lo más lamentable es que este país cuenta hoy con tres presos políticos acusados de integrarlos a partir del testimonio que los tupamaros extrajeron bajo tortura, hace medio siglo, a un agente de segunda de la policía.
La historia empieza a principios de los setenta, en pleno gobierno democrático, cuando las relaciones entre Cuba y los tupamaros se fortalecen. En ese marco, Mauricio Rosencof se traslada a La Habana en 1971 en busca de mayor apoyo material. Se entrevista con Fidel Castro, que a su vez lo conduce con Manuel Hevia Cosculluela, un doble agente cubano que le dijo a Rosencof que había trabajado como mano derecha del jefe de la estación de la CIA en Montevideo, William Cantrell. De su boca Rosencof escuchó hablar por primera vez del supuesto escuadrón, que siempre según Hevia, incluía desde embajadores a ministros, y desde capitanes de la Marina a comisarios de la Policía.
Mauricio Rosencof llegó de Cuba con un nombre: Nelson Bardesio, un fotógrafo policial que a instancias del propio Rosencof fue secuestrado por un escuadrón tupamaro el 24 de febrero de 1972, cinco días antes de la asunción presidencial de Juan María Bordaberry. Bardesio fue recluido en la “cárcel del pueblo” y mantenido en cautiverio en condiciones infrahumanas durante más de tres meses. La condición para salir vivo de su reclusión fue “reconocer” la existencia de una organización terrorista integrada por civiles y “designar” a los “responsables” del secuestro y muerte de los tupamaros Abel Ayala, Héctor Castagnetto, Manuel Ramos Filippini e Íbero Gutiérrez. Bardesio dijo que recibió entrenamiento en Buenos Aires, mientras que otros miembros lo habían recibido en Brasil y que autoridades de ambos países habían provisto a los escuadrones de armas y explosivos. No faltaron los vínculos entre Inteligencia, la CIA, el SIDE argentino, la policía brasileña y la Juventud Uruguaya de Pie en un interrogatorio con el propio Rosencof, que se presentó ante el secuestrado en calidad de “fiscal del pueblo”. Si le hubieran exigido que involucrara a su mamá, de seguro Bardesio también la hubiese puesto en la lista.
Luego de grabarlo y transcribir su “confesión”, a la que pomposamente denominó “las actas de Bardesio”, el 14 de abril de 1972, la dirección del MLN lleva a cabo el Plan Hipólito, mediante el cual se ordenó a varios de sus “grupos de acción” el asesinato del profesor Armando Acosta y Lara, del subcomisario Oscar Delega, del agente Carlos Leites y del capitán de Corbeta, Ernesto Motto, todos acusados por Bardesio -a instancias de Rosencof- de pertenecer a los escuadrones de la muerte. Estos hechos promovieron una inmediata respuesta represiva de las Fuerzas Conjuntas que condujeron a la muerte de ocho tupamaros. Al día siguiente, en sesión parlamentaria, se aprobó el Estado de Guerra Interno.
Entre la lista de gente a asesinar por los tupamaros ese día había un estudiante de bachillerato, reconocido en secundaria por su brega y su militancia anticomunista, de nombre Miguel Sofía, que en ese entonces tenía 23 años. Integrante del club Justicia y Trabajo de Amílcar Vasconcellos, con quien estuvo vinculado hasta que conoció a Óscar Gestido y pasó a militar en la Unión Colorada y Batllista. Los grupos que en ese entonces dominaban toda la enseñanza a nivel gremial lo tenían entre ceja y ceja. Combativo y rebelde, fue rápidamente sindicado como “facho” por parte de los estudiantes de extrema izquierda, que buscaron por todas las vías su desgremialización, impidiendo que el mismo pudiese acudir a estudiar. Cuando Sofía entraba al liceo, los gremialistas sacaban al estudiantado de clase, argumentando que había un “nazi” en el salón.
En cierta oportunidad, Miguel Sofía recibió una paliza y fue bañado en pintura roja por parte de una turba, entre los que había mayores de edad y a consecuencia del episodio en el liceo IAVA se suspendieron las clases en Secundaria por 48 horas. El entonces interventor de Secundaria, Armando Acosta y Lara (asesinado el 14 de abril) lo contacta y le hace una propuesta a fin de brindarle las garantías y seguridades constitucionales para que pudiera terminar sus estudios debidamente. Sofía terminó bachillerato en una oficina de Enseñanza Secundaria, aislado del resto de los estudiantes. Nunca pudo concurrir a la Facultad de Derecho, pues era sacado a golpes por parte de gremialistas de la izquierda radical cada vez que quería ingresar.
El 14 de abril, Miguel Sofía se salvó de casualidad. Él también aparecía vinculado a los escuadrones de la muerte, entre una treintena de nombres, en las “actas de Bardesio”. El fiscal del pueblo y miembro del comité ejecutivo del MLN Tupamaros, Mauricio Rosencof, había decretado su muerte. Esa mañana Sofía estaba en una peluquería de su barrio, cortándose el pelo, cuando escuchó en la radio lo de los asesinatos, entre ellos el de Acosta y Lara, y se fue hasta su casa, cuando se percató de que en la esquina había gente vistiendo sobretodos en actitud sospechosa. Inmediatamente llamó a la policía, que le ordenó que se quedara en su casa y cerrara puertas y ventanas. A los pocos minutos se inició el tiroteo entre los ocupantes de una camioneta del MLN y varios agentes de la policía. Murieron dos tupamaros y un subcomisario fue herido de gravedad. A nivel institucional, significó el principio del fin de la democracia en el Uruguay.
Esa es la base sobre la que se construyó el relato de los escuadrones: Mauricio Rosencof; el secuestrador miembro de una asociación para delinquir que en 1972 obtuvo un testimonio bajo amenaza, el fiscal del pueblo que hizo confesar a Bardesio y redactó las famosas actas, el verdugo del pueblo y miembro del ejecutivo tupamaro que ordenó el asesinato de Miguel Sofía, el testigo estrella de la Justicia que, valiéndose de un documento apócrifo y el testimonio de una banda de secuestradores y asesinos que cobran pensiones de presos políticos, es el cómplice principal del mamarracho jurídico con que el Fiscal Letrado Penal de Montevideo, actualmente especializado en Crímenes de Lesa Humanidad, Ricardo Perciballe, cazó y solicitó el procesamiento de Pedro Freitas y Nelson Bardesio en 2009, y el del propio Sofía, capturado en 2019. Cabe destacar que durante la audiencia de Miguel Sofía, Rosencof señaló que la manera en que Bardesio reconoció a este último fue una foto en la que supuestamente aparecía con otros miembros del escuadrón, pero cuando se la solicitaron, Rosencof se excusó diciendo que la había perdido primero, para terminar declarando finalmente que la foto era la que ilustra esta nota.
Esa es la justicia revolucionaria uruguaya, que con el Frente Amplio en el gobierno, rige hace quince años para todos los fantasmas históricos que se inventó el MLN en el último medio siglo.
Federico Leicht
submitted by Roserath to uruguay [link] [comments]


2019.11.15 03:50 todeskeim Sobre la situación en Bolivia

Hay o hubo algunos threads en inglés de la situación, pero decidí escribir uno en español. El de communism (a pesar de mi aversión al subreddit) [1] lo encuentro decente, a pesar del desafortunado título. El comentario que linkean también documenta la violencia de la situación actual [2]. Perdón si el análisis es un poco México-céntrico, me estaba concentrando en noticias mexicanas.
Que hay una historia de sabotaje gringa está documentado [3] [4]. Que las políticas [5] de Evo hayan antagonisado a la clase alta es evidente. Que Evo tiene cola que le pisen es obvio: la expansión de la industria extractivista y su tendencia (perdonen el eufemismo) a empujar a otros miembros de su partido a los extremos, entre otras. Que Evo tiene en parte responsabilidad de lo sucedido también. Sin embargo, no voy a ahondar mucho en el tema. Tampoco voy a ahondar sobre sus políticas económicas, aunque los resultados son bastante decentes [6].
Los datos básicos:
En Febrero del 2016 Morales lanzó a votación un referéndum para decidir básicamente si le era posible elegirse una cuarta vez. El 51.3% de los votos fueron negativos; a pesar de esto Morales no aceptó el resultado alegando que no representaba la voluntad del pueblo. Hubo de hecho alegaciones falsas serias que pudieron afectar el resultado [7], pero la verdad era que Evo probablemente se lo hubiera pasado de cualquier forma por los huevos.
En Noviembre del 2017 el Tribunal Constitucional Plurinacional de Bolivia decidió [8] que todos las autoridades podían reelegirse indefinidamente. Morales “usó a sus leales para torcer la ley y ser candidato de nuevo contra viento y marea” y “acudió a la Corte, controlada por él, para que anulara el resultado del referéndum” [8] [9] . La fuente[1] explica decentemente el proceso; se menciona el sistema el sistema de Estados Unidos, donde recordemos en el 2000 Bush (que perdió el popular vote) ganó Florida por 537 votos, y donde la Suprema Corte decidió en contra de cualquier tipo de recuento. Concuerdo en que es deshonesto tratar de demonizarlo cuando todos los equivalentes de Suprema Corte están podridos, aunque no intento justificarlo; evidentemente aplicar el mismo estándar a diferentes personas es imposible.
El 20 de octubre del 2019 se celebraron las elecciones presidenciales en Bolivia. En la cuenta final del 25 de octubre Morales habría obtenido 2,889,359 votos (47.08%), frente a los 2,240,920 (36.51%) votos de Mesa.
El 4 de noviembre Luis Fernando Camacho, voló a La Paz para entregar una carta al presidente pidiéndole su renuncia [10]. El 6 se alió con algunos dirigentes indígenas opuestos a Evo [11]. Camacho es un fanático religioso [12] [13] , que declaró que “nunca más volverá la Pachamama al palacio de gobierno”. Sus empresas “operan en los rubros de seguros, gas, inmobiliarias y negocios avícolas.” Fue vicepresidente de la organización falangista Unión Juvenil Cruceñista. [14]
Carlos Mesa, el candidato de oposición, está listado como experto del think-tank gringo Inter-American Dialogue, financiado por USAID y otras grandes empresas. Mesa está ligado al gobierno gringo y existen cables de Wikileaks donde mantiene comunicación con autoridades norteamericanas para intentar desestabilizar a Evo Morales [15]. Para más de él referirse a [10].
El 8 de noviembre la policía se amotinó en Cochabamba. El motín se empezó a expandir. Al parecer había división en el ejército, que no quería salir a reprimir [16]. El sábado Evo huyó a El Chaparre y aceptó nuevas elecciones; el domingo renunció abandonado por el ejército y la policía. Hay algunos audios que indican una conspiración, pero no estoy seguro de su autenticidad. [17]
¿Qué paso durante la elección? El sistema boliviariano funciona de la siguiente forma:
El candidato que reciba más del 50% de los votos, o al menos el 40% con una ventaja de 10 puntos porcentuales sobre el segundo lugar en la primera ronda, se declarará ganador”
El TSE [Tribunal Supremo Electoral] tiene dos sistemas de conteo de votos. El primero es un conteo rápido conocido como Transmisión de Resultados Electorales Preliminares (TREP)… El segundo sistema de conteo de votos es el conteo oficial (o cómputo), que es legalmente vinculante según la ley boliviana.[18]
El mismo día de la elección la OAS (¿quizá su financiamiento ofrezca alguna pista de sus intereses [19]?), la misma organización que otrora expulsó a Cuba porque “la adhesión al marxismo-leninismo es incompatible con el sistema interamericano y que el alineamiento de tal gobierno con el bloque comunista rompía la unidad y solidaridad continental”, publicó su Análisis de Integridad Electoral preeliminar [20] en donde encontró “hallazgos preliminares contundentes” que indican la posibilidad de que “el candidato Morales haya quedado en primer lugar y el candidato Mesa en segundo”, pero que “sin embargo resulta improbable estadísticamente que Morales haya obtenido el 10% de diferencia para evitar una segunda vuelta.” Consecuentemente “no [se] puede[n] validar los resultados de la presente elección, por lo que se recomienda otro proceso electoral.” Recordar que se hizo la misma sugerencia durante las elecciones hondureñas del 2017, las primeras después de la enmienda a la Constitución que permitía la re-elección (una de las justificaciones para el golpe de 2009 contra Zelaya), donde el candidato de derecha acabó ganando.
Bajo qué condiciones la victoria de Morales sea una “posibilidad” no es mencionado (procedimiento básico en un trabajo con intención de ser tomado en serio).
A propósito del informe, me cuesta trabajo creer como un trabajo tan mediocre puede ser tomado en serio. ¿Están a caso conectados las dos interpolaciones en por ejemplo, la cuarta gráfica? ¿Por qué la leyenda en el eje de las abscisas (Cumulative Votes Counted as Share of Total Ballots Cast) se mantiene aún después de la línea del 81%? o acaso ¿debemos suponer qué Morales mantenia aproximadamente 45% del voto al contarse 80% de los votos para llegar a aproximadamente más de 55% al contarse todos? ¿No es esto contradictorio con los resultados finales de sólo aproximadamente 47%? Lo más probable es que la línea de la derecha sólo aplique a el último 29% de los votos, en tal caso en el jee se debería leer algo como “Cumulative Votes Counted as Share of Last 29% of Ballots Cast”. Las últimas dos gráficas, correspondientes al cómputo, son más honestas en su representación. Aun así “la curva no debería ser tan pronunciada”; pero no se presenta ninguna hipótesis de cúal podría ser la razón de la misma.
Guillame Long del CEPR indica que “simplemente no hay base estadística o evidencia para disputar el resultado…” [21]. El informe [18] debe ser leído. Menciona entre otras cosas, la promesa, 11 días antes de las elecciones, de publicar 80% de los resultados preeliminares (conteo rápido) [22]; o el hecho de que el conteo oficial “nunca se interrumpió y se actualizó regularmente en línea sin ninguna interrupción significativa.” Finalmente hay que recordar que las acusaciones del análisis de la OAS son alegaciones (no imposibles) y no pruebas.
Esto no fue impedimento para algunos reporteros mexicanos repitan como loros que, por ejemplo: no hubo “ninguna palabra de Evo Morales sobre las irregularidades que han sido más que probadas allá en Bolivia” (Denise Maerker) [23]; o el “verdadero cochinero en el conteo de los comicios, que incluyó una caída del sistema tras la cual aparecieron los miles de votos que le faltaban a Morales para proclamarse vencedor sin necesidad de una segunda vuelta” (Loret de Mola) [24], o “una extraña caída del sistema de cómputo… evidenciado por el Grupo de Análisis de las Elecciones de Bolivia de la [OEA]” (Beltrán del Río), o el “fraude cometido por Morales y sus secuaces y señalado por la OEA.” [25]
Beltrán del Río todavía nos aclara que “el desenlace en Bolivia representa un gran logro de la OEA, que se ha consolidado como un guardián de los principios democráticos en el continente” y que “la llegada del uruguayo Luis Almagro significó una vuelta de tuerca y el fin de esa inercia. Desde entonces, la OEA ha hecho de la defensa de los valores de la democracia y los derechos políticos parte central de su agenda.” [26]
Sobre la OEA ya hemos hablado, no de Luis Almagro, el secretario general de la OEA, quien podrá llorar lágrimas de cocodrilo a la “agonía q vive el pueblo venezolano” [27] en donde “millones de personas no pueden acceder al mínimo de alimentos, agua y atención médica” al mismo tiempo que aboga por la imprescindibilidad de “sanciones más fuertes contra la dictadura venezolana” [28]. Aparentemente no hay ni contradicción ni conexión.
Anteriormente, por cierto, Almagro ha felicitado a “Jair Bolsonaro por su victoria en la mayor democracia de América Latina” [29], donde, bajo cualquier estándar electoral, hechos mucho más escandalosos han transcurrido [30][31].
Almagro, el defensor de la democracia, señaló: “Sí, hubo un golpe de Estado en Bolivia: ocurrió el 20 de octubre, cuando se cometió el fraude electoral que tenía como resultado el triunfo del expresidente Evo Morales en primera vuelta (…) ¿Quién de ustedes está a favor del fraude electoral? Eso sí es volver a las peores formas del hemisferio. Eso sí es absolutamente condenable e inadmisible”.
Desde luego, en algunas mentes de México, tampoco ha habido un golpe como no los afirma Pablo Hiriart [32]. Nadie ha “hablado de golpe militar en Bolivia. Ni Evo lo ha dicho.” (13/11/19) Lo que es cierto debido a la palabra ‘militar’; más dentro del op-ed, sin embargo, afirma que el ejército nunca “le exigió la renuncia a Evo Morales… Le sugirió renunciar, lo cual es una presión, pero no un golpe de Estado.” Ahora sólo parcialmente cierto; el ejército sólo sugirió, y a una sugerencia “siempre hay la alternativa de decir que no.” Desde luego no hay mención de la violencia y saqueo de casas de gobernadores y alcaldes. Si ya no quisiera ser reportero podría quizá volverse abogado de la familia Corleone.
Evo Morales es, desde luego, un dictador autoritario. O al menos eso no los aseguran Fox Quesada [33] y Beltrán del Río [34] (retweeteado por Felipe Calderón por cierto). Es bastante posible que, si se llevara a cabo algún análisis (aún el más tosco) sobre qué define a un dictador, Morales caiga bajo la categoría. Quizá, quizá el análisis nos llevara a descubrir algunas de las características "escondidas" de las instituciones bajo las que vivimos; desafortunadamente es poco probable que algún análisis de este tipo se lleve a cabo: la palabra dictador podría perder su carácter de reflejo faríngeo o podría también tener que ser aplicado a personajes a los que sería “incómodo” aplicárselos.
Mientras tanto en Bolivia Jeanine Áñez, tras la renuncia del vicepresidente Álvaro García Linera, la presidenta del Senado Adriana Salvatierra y el presidente de la Cámara de Diputados Víctor Borda, paso de ser cuarta a primera en la fila. Victor Borda renunció después de que su hermano fuera tomado como rehén y a su casa se le prendiera fuego [35]. Por otro lado Adriana Salvatierra niega que su renuncia haya sido válida [36]; ayer la policía intentó impedir su paso para entrar al Parlamento [37] [38].
Áñez (que pertenece al partido Movimiento Demócrata Social que logró en las últimas elecciones un increíble 4.24%) se ha autodeclaró presidenta interina de Bolivia “en una sesión rápida sin respetar los protocolos de la Asamblea Legislativa y sin que este cuerpo reuniera un quórum que la respaldara.” [39] [40] [41] [42]. Poca mención, aparte de mencionar la Biblia en la mano [43], de su supremacía cristiana o de su historia de comentarios anti-indígenas [44]. La banda presidencial, por cierto, se la pusieron militares [45].
El silencio, afortunadamente, no es absoluto: [46] , [14] , [47].
Bajo estas circunstancias de desmantelamiento de las instituciones constitucionales… es quizá justificado que se pueda hablar de un golpe de Estado.
Por mientras la lucha continua en Bolivia; políticos del MAS están reconstituyendo el aparato de gobierno. a b c d e f g
Algo está claro: el adueñamiento del aparato de Estado por la oposición más extrema significaría un desastre para la población de Bolivia.
submitted by todeskeim to LaIzquierda [link] [comments]


2019.06.27 13:45 nco_92UY Interesante...

A raíz de este comentario que hice en el post sobre las teorías conspirativas, se me dio por buscar información, sino no iba a podía dormir anoche, pensando en túneles (muy normal todo), encontré algo muy interesante, escrito por un tal Prof. Marcos Medina (es largo pero vale la pena):

TÚNELES, CRIPTAS, ARROYOS, PERSECUCIONES Y TIROTEOS
HISTORIAS DEL MONTEVIDEO SUBTERRÁNEO
El submundo montevideano no es demasiado diferente de las ficciones terroríficas o las oscuras visiones con las que la literatura y el cine han pintado desde siempre esos reinos plutonianos: mucha piedra, oscuridad, un aspecto laberíntico y, especialmente, un olor infame. Habitado no sólo por bandadas de ratas y por miríadas de cucarachas, sino también por cirujas que "sabían indicar qué caminos seguir y cuántas bocas había que recorrer para llegar a determinado lugar" -como recordó un policía-, y visitado por guerrilleros en la década del 70, y por empleados municipales y algunos pocos curiosos hoy, las cloacas y los subterráneos montevideanos son también una promesa de información aún poco explorada para los historiadores. Esta nota recupera la memoria y el enigma de esos viejos túneles de la ciudad sitiada, los enfrentamientos entre guerrilleros y policías o militares, y los también montevideanos cementerios y arroyos olvidados bajo la faz de la tierra.Como todas las ciudades amuralladas del mundo, Montevideo no fue la excepción en cuanto a la necesidad de vías de escape alternativas, escondites y caminos secretos de abastecimiento. Durante la colonia, Montevideo utilizó varios túneles como una estrategia defensiva ante la eventualidad de un sitio y la necesidad de una rápida huida o un reservado ingreso. Con el tiempo, las nuevas construcciones, las crónicas de época, las sucesivas excavaciones y las esporádicas intervenciones arqueológicas han revelado parte de este pasado.Uno de los túneles de Ciudad Vieja unía el Cabildo y el Fuerte del Gobernador, que estaba erigido en la actual Plaza Zabala. Otro unía el Cabildo con el Cubo del Sur, la última línea de defensa próxima al Parque de Artilleros, ubicado este último debajo de las actuales instalaciones de la sede del sindicato de empleados bancarios (AEBU) en Camacuá y Reconquista. Pudo verse y fotografiarse hasta no hace mucho, parte de su trayecto, hasta que fue tapiado en su parte principal: tiene 15 metros de largo, el alto de una persona y 70 centímetros de ancho. Se dirige desde el subsuelo del Cabildo hacia el mar y corre paralelo a las calles Juncal y Ciudadela. Un sistema de túneles converge en los sótanos del Teatro Solís. Uno de ellos, se dirige hacia la Rambla y tiene una extensión de 200 metros. Los otros, van hacia la Casa de Gobierno, el Cabildo, la vieja muralla y el Cubo del Sur. Hoy son recorridos en trayectos de 15 a 20 metros, luego están tapiados. Escolares y liceales realizan allí frecuentemente visitas guiadas. Un cuarto túnel iba desde la Ciudadela, ubicada en parte de lo que hoy es Plaza Independencia, hacia el Cementerio Central, y tal vez haya sido el más famoso y atrayente de todos; fue allí donde el clérigo y masón Mastai Ferretti enterró un tesoro que creció en joyas, oro y dinero a medida que pasaron los decenios. Fue ese mismo tesoro el buscado por años por las hermanas Massilotti. La leyenda y la avidez popular otorgaron dimensiones y funciones a este corredor hoy perdido bajo tierra. "Siempre se dijo que hay muchos túneles, principalmente en la Ciudad Vieja" explica el arquitectoGustavo Aller, encargado de la Unidad de Patrimonio de la Intendencia Municipal de Montevideo. Las escasas investigaciones realizadas no han confirmado aún la existencia de una red articulada. "El túnel que nace en el Cabildo llega hasta la peatonal Sarandí. Allí está tapiado. Otra versión que nunca pudo corroborarse indica que el túnel era más extenso pero que fue cerrado durante la dictadura por la psicosis de que los Tupamaros lo pudieran utilizar" indica Aller.

Tres escapes desde la Catedral

Otras vías subterráneas corren a pocos metros de allí. Desde la Catedral Metropolitana, apostada frente al Cabildo, salieron alguna vez tres túneles hacia tres direcciones diferentes. De cualquiera de ellos sólo queda hoy una versión anterior o el resto de una entrada tapiada que pudo ser su ingreso.Gonzalo Estévez, párroco de la Catedral, afirma que uno de ellos debía dirigirse al Cabildo, otro al Fuerte del Gobernador y un tercero hacia el Cubo del Sur. Las galerías debajo de Ciudad Vieja parecen no tener fin. Un verdadero pasaje subterráneo conectó en el siglo pasado el casco de la ciudad colonial con la actual calle Pozos del Rey, a pocas cuadras de la Estación Central de AFE, donde se abastecía de agua a la ciudad. Como otros, fue tapiado o simplemente sucumbió debajo de dos siglos de construcciones y demoliciones. La arqueóloga Nelsis Fusco, integrante de la Comisión Nacional de Patrimonio Histórico, fundada en 1993, recuerda las intervenciones realizadas en Montevideo. Dichas incursiones no han demostrado la exacta extensión y continuidad de cada túnel. Pero ayudaron a 'leer' la evolución de la ciudad en cada metro de profundidad. Las antiguas casas mantienen cimientos en arco de un metro setenta de diámetro o más."Las nuevas construcciones deben haber borrado y cortado muchos pasajes", revela Fusco. La especialista advierte que algunas de estas bóvedas corresponden a trozos de la vieja red de saneamiento construida en la segunda mitad del siglo XIX por Arteaga, y otras a restos de depósitos de agua.El investigador de la Iglesia Católica, Monseñor Julio César Delpiazzo, recuerda que debajo de la capilla del Santísimo Sacramento, en la Iglesia Matriz, "había un túnel como para que una persona entrara a gatas, pero la boca de entrada se ha tapiado y nunca se han hecho exploraciones". Del Piazzo refiere además a otro túnel cortado por la tumba del cardenal Barbieri "que no se sabe hacia dónde va, pero sale hacia el Cabildo".Para el investigador Roberto Bonada, las construcciones subterráneas "son un tabú". Varias defensas subterráneas y túneles a que hacen referencia diversos cronistas de época fueron olvidados o removidos por el asfalto y el crecimiento de la ciudad. Botana recuerda el análisis histórico de Eduardo Acevedo en el cual se hace mención a una línea fortificada "que corría desde La Aguada hasta el cementerio central, cruzando las actuales calles de Ibicuy, Cuareim, Yí y Yaguarón; tenía dos metros de ancho, dos varas de espesor y la altura de un hombre, siendo construidos en piedra y ladrillo. Más de una vez en demoliciones en el barrio Sur se han encontrado cañones y agujeros pertenecientes a este trazado".Este investigador propone además un posible pasadizo desde el Palacio Santos, actual dependencia del Ministerio de Relaciones Exteriores, sobre 18 y Cuareim, hasta el cuartel del general Máximo Santos ubicado donde hoy se encuentra la sede central de la Dirección General de Impositiva, en Rondeau y Valparaíso.Bonada afirma también que a orillas del arroyo Miguelete viejas quintas poseen construcciones subterráneas "para huir en caso de ataques". En cuanto a los túneles de la Ciudad Vieja, Bonada afirma que los mismos existieron como una red articulada "tanto para defensa militar como para el contrabando, el primer deporte de los uruguayos".

Los cementerios bajo el asfalto

Los llamados 'camposantos' pautaban una zona alrededor de las Iglesias dedicada a enterrar a quienes practicaran la fe cristiana. La ciudad de Montevideo no fue ajena a estas prácticas, y en los anales de Nuestra Iglesia consta la existencia de un cementerio donde hoy se erige el Arzobispado, en la calle Treinta y Tres, junto a donde se emplazaba la vieja Catedral."Al construirse la primera Iglesia Matriz en 1740 -añade Monseñor Del Piazzo-, se empieza a enterrar al costado. Aquella Iglesia se derrumbó en 1788 y eso dio origen a la construcción de la Catedral actual, cuya piedra fundamental se puso el 20 de noviembre de 1790 y se inauguró el 21 de octubre de 1804, manteniéndose el cementerio hasta mediados del siglo pasado, cuando se construyó el Cementerio que hoy se conoce como Central, y luego el del Buceo". El surgimiento de estos cementerios fuera del camposanto se une, según el escritor, investigador e historiador Juan Antonio Varese, al problema suscitado entre la Iglesia y la masonería, ya que aquélla se negaba a enterrar a quienes no siguieran la fe cristiana. "La masonería, entendiendo que ello atentaba contra la libertad de conciencia, es quien busca iniciar los cementerios públicos, que luego la ley hizo obligatorios", indica Varese. El investigador relata que el cementerio del Buceo surge dada la inmensa cantidad de tumbas que de hecho surgieron el la zona: "cada uno enterraba donde quería"; pero con el correr de los años, sólo se permitió seguir estas prácticas al sur de la calle Rivera, tal como hoy se lo conoce. Otro cementerio olvidado debajo de la ciudad es el de la Residencia de San Estanislao de Kostka, una construcción de los Padres Jesuitas en la esquina de las calles San Gabriel y San Juan, hoy Rincón e Ituzaingó, asiento actual del Ministerio de Transporte y Obras Públicas. La edificación, que ocupaba el frente y gran parte de la manzana, constaba de habitaciones para los sacerdotes, una escuela, un cementerio y una pequeña capilla que, entre 1788 y 1804 ofició como 'Matriz interna' durante la construcción de la actual Catedral.Por último cabe recordar el viejo cementerio inglés, ubicado exactamente donde hoy se encuentra la Intendencia Municipal de Montevideo, en 18 de Julio y Ejido. El investigador Roberto Bonada cuenta que "este cementerio fue canjeado al Estado por el predio actual sobre la calle Rivera porque trancaba el desarrollo edilicio de la ciudad".

De pescadores, patotas y ratas

Debajo de la rambla Sur, entre el dique Mauá y la escollera Sarandí, donde los pescadores se constituyen en figuras integradas al perfil de la costa montevideana, se encontraban varias bocas de entrada a las galerías subterráneas de la Ciudad Vieja. Varias de ellas quedaron tapiadas un año atrás, cuando se concluyó la ampliación del colector que traslada las aguas servidas hasta el emisor subacuático de Punta Carretas. Cuentan los pescadores que aquellos desagües de la vieja red de saneamiento de la ciudad servían como refugio de una banda de infantojuveniles que asolaba a los incautos turistas que a diario visitaban esa zona característica de Montevideo. Hábiles en romper los vidrios de los coches con una certera pedrada y despojar a los vehículos, en segundos, de radios, ropas y cuanto quedase al alcance, los infantos huían luego por la escalinata de la plataforma que da al caño y guardaban su botín en una galería debajo del nacimiento de la escollera Sarandí. Esa banda, que en el verano rescataba las plomadas de los pescadores, nadando en los días de bajante sobre las rocas de enganche, para luego reciclar el plomo y vendérselo a los propios pescadores, conocía todos los rincones de aquella red de saneamiento en desuso. Por ella, llegaban hasta debajo de la Iglesia de Cerrito y Solís, y hasta la punta de la propia escollera. "Bajo la Iglesia -cuenta uno de aquellos ex infantos- hay como unas celdas con unas camas de piedra donde dicen que hacían retiro los curas. En las esquinas de los caños se ven los nombres antiguos de las calles que había arriba. Pero muy para adentro no te podés meter -advierte-, porque vienen las ratas y te patotean."

Una incursión por el 'Túnel Arteaga'

Las botas de goma cubren las piernas hasta la mitad de los cuádriceps. Luego, la protección está a cargo de un equipo impermeable que incluye gruesos guantes de goma y el casco protector. No hay otra forma de bajar a las cloacas de la ciudad y salir seco en el intento. Esto no evita sentir bajo los pies la blandura del fango y los excrementos disueltos en una corriente brumosa de aguas servidas y otras provenientes de las últimas lluvias. A ambos lados un murallón de piedra describe una curva perfecta. Al fondo, la luz de la linterna se diluye en la oscuridad de este tubo inmenso. Estamos en el 'Túnel Arteaga', uno de los principales vertederos de Montevideo, parte de la red más antigua que tiene la ciudad y una verdadera joya de ingeniería.Nace en la calle Galicia a la altura de Rondeau, y recorre toda esta avenida, atravesando como si fuese manteca la cuchilla de piedra sobre la que corre la Avenida 18 de Julio. El 'Túnel Arteaga' cruza de Norte a Sur la Plaza Cagancha, a 30 metros de profundidad, y continúa su viaje rumbo al mar debajo del pavimento. En su mayor parte tiene un diámetro que supera los 3,5 metros y en total, sobrepasa el kilómetro de largo. Cuando llueve como el lunes pasado (69 mm en dos horas), el torrente supera los tres metros de altura y acapara casi todo el diámetro del túnel.Montevideo fue la primer ciudad sudamericana en contar con una red cloacal. Las obras comenzaron en el año 1856 por sistema de concesión de obra pública, concedido a Juan José Arteaga, un constructor privado de origen inglés -a pesar de su nombre- que se valió para concretar esta maravilla de papel, lápiz, una escuadra y la antigua 'ley empírica'. Esta última la constituye la labor desempeñada en obras similares, y no toma en cuenta cálculos o ecuaciones de difícil precisión. El resultado está a la vista: una amplia red instalada bajo toda la Ciudad Vieja y parte del Centro, de tales proporciones que a siglo y medio de construida es utilizada a plenitud por una ciudad de casi millón y medio de habitantes, muchas veces con descuido y desidia. Los 150 funcionarios afectados directamente a su mantenimiento quitaron alguna vez de estas tuberías elementos insólitos: un motor entero de automóvil, el esqueleto entero de un bovino o una bañera íntegra aunque algo corroída por las insanas aguas.

Arroyos bajo la ciudad

El tango 'Garufa', que pregona "del barrio La Mondiola vos sos el más rana" no hace más que constatar una realidad. "En la desembocadura del arroyo de los Pocitos estaba el llamado puente de las ranas, y el tango hace referencia a una figura que pernoctaría allí. Hoy la parada de taxis frente al Banco República se llama La Rana", afirma el investigador Roberto Bonada, para quien "Montevideo no es ajeno a toda la orografía uruguaya: está lleno de cañaditas". Según el investigador, el arroyo de los Pocitos pasa al lado de la Iglesia Tierra Santa luego de bajar desde el estadio (frente a la cancha de Miramar) por las cercanías de las calles 14 de julio, Lorenzo Pérez, pasando por las manzanas de la intersección de 26 de marzo y Luis Lamas, y saliendo por la calle Pagola.El arroyo Seco, que debe su nombre a su pasaje por la quinta de la familia Seco, pasa según Bonada por Tres Cruces (lugar que debe su nombre a tres tumbas de viajeros asesinados y no a un cruce de caminos que fue posterior en el tiempo), "el llamado camino del recodo que hoy es Hocquart, y cruza el camino de Millán y Burgues antes de desembocar". También tenemos el Quitacalzones "que va paralelo a Larrañaga, atraviesa 19 de abril, y desemboca detrás del cine Alcázar, en el Paso Molino donde se junta con el Miguelete, el bien conocido Pantanoso en el oeste, el arroyo Carrasco y el Malvín al este, y más cerca el arroyo La Estanzuela, que viene desde el Parque Batlle por debajo de Acevedo Díaz, pega la vuelta en Gonzalo Ramírez y llega al Parque Rodó, el arroyo del Cardal que viene desde la Universidad y pasa por Constituyente y Yaro, y otro que baja por la calle Barrios Amorín", relata Bonada. Gustavo Aller, arquitecto encargado de la Unidad de Patrimonio de la Intendencia capitalina recuerda la gran cantidad de brotes y corrientes de agua subterránea que se le presentan a los arquitectos en su labor; "en todo Montevideo hay sótanos que se inundan y aguas subterráneas que nos complican las construcciones -dice-. En Carrasco, a dos metros de profundidad hay agua, y en el Hipódromo por ejemplo, tan sólo a sesenta centímetros de la superficie". En diversas zonas de la ciudad se pueden aún hoy encontrar aljibes, como por ejemplo en las cercanías de las calles La Paz y Cuareim, o en la Aguada, muchos de ellos en uso, como el del Bar Barbacana ubicado en Joaquín Requena y Canelones, a pesar de la salvedad de su dueño: "el agua no la usamos para beber sino para la limpieza".

Un polvorín del General Oribe

Un pequeña quinta de frutas y hortalizas disimula la entrada hacia una de las incógnitas pendientes del pasado de los montevideanos. Debajo de ese breve jardín cultivado que sirve como antesala de la casa de los Guarino, en las faldas del Cerrito de la Victoria, se encuentra la bóveda de un antiguo polvorín del siglo XIX. Casi intacto, espera paciente la lectura desinteresada de los historiadores. Al excavar para enclavar los primeros cimientos de su nueva casa, el Sr Guarino, un sanitario de profesión, se topó con un antiguo hueco. En vez de eludirlo, resolvió seguir excavando: la sorpresa creció a cada palada. Pocas horas después, una bóveda de cinco metros de alto, cuatro de ancho y ocho de largo se extendía ante sus ojos. Bajó como pudo y se percató del aire seco y fresco que flotaba en su interior. Las paredes eran de ladrillo y el piso de tierra. Acababa de descubrir uno de los polvorines construidos y utilizados por el general Manuel Oribe hacia 1843, durante uno de los sitios a Montevideo. En todos los alrededores de lo que sería luego el Cerrito de la Victoria, entonces Villa Restauración, Oribe instaló varios de sus cuarteles. La bóveda debajo de la casa de Guarino corroboró este vínculo histórico: desperdigados en el suelo apisonado encontró balas de cañón, mangos de espadas y otras armas antiguas, restos que se fueron con los años y las canibalescas incursiones de falsos investigadores.La fama de 'la bóveda en la casa de los Guarino' no se hizo esperar y corrió como reguero de la pólvora que alguna vez atesoró. Una tarde de 1975 la noticia llegó hasta el despacho de Vicente Queirolo, comandante en Jefe del Ejército. Horas después dos camionetas descargaron soldados que rodearon e ingresaron a la casa de los Guarino, comandados por Queirolo en persona. Bajaron a la bóveda y tras un breve test in situ aseguraron a Guarino que la propiedad era "legítimamente del Ejército", lo mismo que una casa ubicada a 30 metros del lugar, tan antigua como el viejo polvorín y orientada en la misma dirección que éste. "Son bienes de la Patria", fue la frase lapidaria del General. Las lágrimas de la señora Guarino y las protestas de varias familias comenzaron a escucharse. Con el correr de los días, la expropiación quedó archivada entre asuntos de mayor importancia que llevó adelante el Ejército en esos primeros y agitados años de dictadura. Además, las líneas de defensa del General Oribe se extendieron hasta la playa y puerto del buceo, donde hoy se conserva el edificio de la Aduana que lleva el nombre de este militar. El investigador Roberto Bonada sostiene que otros túneles y depósitos de armas se ocultan bajo algunos predios de la zona. "He sabido que en la calle Riverós a la altura del 1220 un señor cultivaba tomates valiéndose de bayonetas a modo de cañas tacuaras. Por allí han encontrado muchas cosas, y alguna vez las excavaciones podrán rescatar los túneles que recorren la zona hasta llegar a 8 de Octubre", dijo el investigador.

TUPAMAROS Y MILITARES.Fugas y tiroteos en el submundo montevideano

Durante los primeros años de la década del 70, las cloacas de Montevideo fueron también escenario de los enfrentamientos y los esquives de tupamaros y fuerzas del orden. "El olor que hay allí no es comparable a nada [...] y es un olor que lo persigue a uno por días y días", recordó uno de los protagonistas.A pesar de haber soportado la fuga más grande de la historia el año anterior, la cárcel de Punta Carretas seguía siendo utilizada en 1972 como centro de detención de tupamaros y delincuentes comunes. La operación llamada 'El Abuso' de setiembre de 1971 (bajo este nombre también está registrada en el libro Guiness de los récords) había pasado de la cárcel a la clandestinidad a 111 guerrilleros a través de un túnel de 35 metros hecho desde la propia cárcel. El mismo pasaba por debajo de los paredones y de la calle hasta llegar a una casa de familia. En ese año 1972 se produjo una segunda huida de la cárcel de Punta Carretas, y esa vez se utilizaron directamente las redes cloacales de la zona como vía de escape. Estos ramales de saneamiento recolectan las aguas servidas de un cinturón urbano que desemboca bajo la Rambla de Pocitos.

La fuga

Fingiendo diversos malestares, un grupo de trece tupamaros se hicieron trasladar al Hospital de la cárcel -ubicado en la parte sur del viejo complejo-, donde un comando de operaciones, desde el exterior, abriría un boquete en el piso conectado a las cloacas. "Copamos el viejo Hospital y luego salimos por los caños en unos carritos que habíamos diseñado para trasladarnos -cuenta el dirigente del MLN Jorge Zabalza, hoy edil del MPP-. Era como una chata en la que uno se ponía panza abajo; los caños redondos a esa altura no tenían más de medio metro de ancho, pero más abajo son inmensos, con dos veredas a los lados y una gran canaleta en el medio. Te deslizabas por la pendiente y caías directamente en el viejo caño colector; si algo le faltaba a la chata eran frenos." Dos fuentes de Inteligencia policial recordaron que los carros tenían las "ruedas chuecas, abiertas hacia afuera para adherirse mejor a los conductos redondos". Por su parte, Zabalza recuerda hasta hoy lo extenso que se hicieron esos 800 metros de Rambla subterránea que recorrió, flotando, agarrado de los bordes del caño hasta llegar debajo de Avenida Brasil. En esos momentos, la desesperación jugó en contra de uno de sus compañeros de fuga que no soportó la tensión "y abrió una de las tapas de la calle, apareciendo todo lleno de mierda en una parada de ómnibus ubicada en Chucarro y Avenida Brasil; luego me enteré de que apretó a alguien en un coche para que lo sacara del lugar".Al mismo tiempo la Policía ya había dado el alerta por la fuga y comenzaba los rastreos. Desde abajo y ya a lo lejos, Zabalza y sus compañeros oían los disparos de sus perseguidores, que abrían las tapas de la calle y desplegaban una ráfaga de metralleta, aunque sin bajar a las cloacas. Se trataba de la 'Operación Trueno', según dijeron policías de Inteligencia. Ese método comenzó a ser aplicado cuando aún la Policía no tenía un conocimiento acabado de la red cloacal y por ello "se encontraba en desventaja con los Tupamaros", dijeron las fuentes."Seguimos caminando por los caños y salimos atrás del Zoológico de Villa Dolores -prosiguió Zabalza-; había un camión al que le habían hecho un agujero en la caja, y de la cloaca salimos directamente a él. El comando a cargo del operativo siguió por la red de saneamiento hasta la zona del Palacio Legislativo; ellos sí que conocían muy bien los ramales. Nosotros volvimos a la clandestinidad; yo fui al norte del país, donde también utilizamos mucho las redes cloacales, y allí sí hicimos túneles como refugio. Recuerdo por ejemplo el que se hizo en las barrancas del Río Queguay, o el del Arroyo San Francisco, donde está el Matadero."A esa altura los militares ya habían comprendido la importancia estratégica de las redes cloacales para la guerrilla urbana en Montevideo; sabían que los tupamaros habían robado los planos del saneamiento urbano de la Intendencia capitalina y comenzaron a preparar su ofensiva bajo tierra. Mientras eso no ocurría, los policías solían perderse en la red cloacal y más de una vez tuvieron "encuentros fantasmagóricos" en la oscuridad subterránea. Así lo contó un oficial de Inteligencia quien recordó que "abundaban los cirujas" que recorrían las cloacas buscando monedas, anillos u objetos de metal para vender: "los cirujas sabían indicar qué caminos seguir y cuántas bocas había que recorrer para llegar a determinado lugar; eran los mejores guías de la Policía".

Militares bajo tierra

El 27 de mayo de 1972 cayó a manos militares la llamada 'Cárcel del Pueblo', un 'berretín' subterráneo utilizado por la guerrilla para retener e interrogar a diversas personalidades. Ubicado en la calle Juan Paullier 1192, este reducto fue entregado a las Fuerzas Armadas por Héctor Amodio Pérez, ex tupamaro considerado traidor por sus compañeros, quien luego de colaborar con los militares obtuvo su libertad para escapar del país. "En el procedimiento de la Cárcel del Pueblo, también se había llegado por la red cloacal con un grupo estratégico -afirman fuentes de Inteligencia Militar-. Después supimos que ellos habían empezado un túnel de salida hacia las cloacas, pero les faltaba cerca de un metro, si no hubiera habido tiroteos bajo tierra, que igualmente se dieron en otras oportunidades." A comienzos de los años 70, cuando había algún acto político o reuniones masivas, los militares destacaban un grupo especial para cubrir las cloacas "a fin de que no pusieran alguna bomba, por ejemplo; sabíamos claramente de la utilización de los subterráneos en otras guerrillas, urbanas y no urbanas, como la guerra de Vietnam, en donde caminaban kilómetros, trasladando pertrechos e insumos, y salían donde ellos querían". Sabían además que el MLN tenía varios "expertos" en recorrer cloacas "donde es muy fácil perderse", como el caso de Héctor Amodio Pérez que conocía bien los vericuetos subterráneos.En las cloacas, los militares tomaban sus precauciones. Vestidos como buzos, con máscaras y protección en manos y pies, bajaban y recorrían los amplios ramales, encontrando muchas veces salidas desde los 'berretines'.Según recuerdan las fuentes militares, hay cloacas grandes (un hombre puede caminar erguido), medianas (se puede caminar pero encorvado) y chicas (se transita en cuclillas o de rodillas), siendo algunas ovaladas, redondas o rectangulares. Las grandes tienen un cauce en el medio y en los bordes pequeñas veredas. "El olor que hay ahí es insoportable -dice el militar retirado-. Usted me las menciona y me vuelve el olor a la nariz. No es comparable a nada. Es como el olor a una persona muerta y en descomposición, hay que sentirlo para darse cuenta que no se parece a ninguna otra cosa, y es un olor que lo persigue a uno por días y días." En esas incursiones se encontraban con ratas y especialmente con cucarachas. "Las cloacas chicas eran terribles. Uno entraba arrodillado y pegada contra la pared había siempre una franja negra, de unos 40 centímetros de ancho, hasta 50 metros de largo y de unos 6 centímetros de altura, que eran cucarachas. No sé por qué pero estaban todas juntas y como pegadas. Era asqueroso. Muchos de los tupamaros aparecieron comidos por las ratas, se quedaban en las cloacas y aparecían mordidos. Se contagiaron enfermedades crónicas por estar allí abajo; los hongos de las paredes, por ejemplo, no te los sacas más."El oficial retirado aseguró que en varias ocasiones el MLN procedió a ejecutar a algunos de sus miembros que no se ajustaban a la disciplina revolucionaria. "Recuerdo que un tupamaro de apellido Arteche fue ejecutado por sus compañeros y su cuerpo tirado a una cloaca, donde se lo comieron las ratas" añade.

Fernández Huidobro: Las bondades de las cloacas

¿Es cierto que los Tupamaros obtuvieron los planos de la red cloacal de Montevideo? ¡Uy! sí, en plena... eso fue por el 70 o 71. Sí, los tupamaros teníamos los planos de toda la red cloacal que eran de la Intendencia, los usamos bastante y nos dieron buen resultado. ¿Qué beneficios le dio al MLN el conocimiento y uso de estas redes? Eran vías de escape y de acercamiento, y nunca hubo en ellas acciones bélicas hasta el año 1972, en que hubo tiroteos y todo; había muchos locales clandestinos del MLN que tenían su túnel conectado con la cloaca, de modo que si la Policía o el Ejército llegaba, se huía por el caño a las cloacas y por las cloacas a la mierda, propiamente dicha. Nosotros fabricamos carritos de diferentes tamaños para trasladarnos por abajo. En el museo policial en la Seccional 9º hasta hace poco se veían. Pero las mujeres también se escaparon por las cloacas el 31 de julio del 71, cuando quedó la cárcel vacía. Corrieron cuadras por las cloacas de la calle Cabildo. Esas sí que son enormes... ...pero debe ser bastante inhóspito vivir o permanecer allí abajo por mucho tiempo. No, no vivíamos allí como dicen, es imposible, podés agarrar cualquier tipo de enfermedad crónica, no se puede. Además cuando llueve, por ejemplo, son peligrosísimas, la fuerza del agua te arrastra. A veces había que salir levantando una tapa en cualquier sitio por eso. Las cloacas son peligrosas además por los escapes de la Compañía del Gas y por los vertimientos químicos e industriales de muchas fábricas, a pesar de estar prohibidos.

Fuente: https://www.skyscrapercity.com/showthread.php?t=907230
submitted by nco_92UY to uruguay [link] [comments]


2019.01.04 03:04 l4y3r8 [DATA] Trabajo de QA (Quality Assurance) Manual y Automation

El comentario que publiqué en un post sobre búsqueda laboral generó muchas consultas. Por lo visto a varios les interesó, asi que hago este post para resumir toda la información que publiqué y también respondí en preguntas que me mandaron por mensaje.
Si entraste a este post y no sabes de que corno estoy hablando, pegale una leida. En resumen: estoy dando una guia para conseguir un laburito piola, comodo y bien pago. Hay que ponerse a estudiar en casa, pero no es tanto y vale la pena (equivalente a rendir 1 o 2 finales para la facultad). Lo que si, es excluyente en el 90% de los casos, saber Inglés. Mas abajo lo detallo mejor.
Escribí esto de una sola pasada, asi que a medida que me vaya acordando de cosas, voy a ir updateando el post principal y agregando la data que vaya respondiendo de las consultas que surjan.
Todo lo que explico en este post, no aplica por igual a todas las empresas de informática. Hay algunas que exigen mucho mayor nivel de conocimiento tecnico (como el caso de Despegar . com que solo contrata gente estudiando carreras relacionadas o recibidos). Y hay muchas otras, que con tener estos conocimientos bien sabidos, podes formar parte de un proyecto sin problemas.
Si alguien del rubro está leyendo esto y encontró algun error o tiene algo para aportar, dejenló en un comentario asi lo sumo.
UPDATE Agregados los aportes de los comentarios hasta el viernes 4/1/2019 7:50pm CTRL+F "aporte de" para buscar los updates 






submitted by l4y3r8 to argentina [link] [comments]


2018.07.12 07:22 master_x_2k Interludio VI

Capítulo Anterior < Indice > Capítulo Siguiente

Interludio VI

La mandíbula de Paige le dolía. Ser amordazada como un animal hacia eso.
Las otras ataduras no eran tan molestas, pero eso era solo en un sentido relativo. Sus manos fueron enterradas en un par de cubos de metal reforzado, cada uno lleno con esa maldita espuma de color amarillo pastel. Los cubos estaban unidos detrás de su espalda, con enlaces de cadena cómicamente sobredimensionados. Hubiera sido intolerablemente pesado si no fuera por el gancho en el respaldo de su silla, en el que podía colgar la cadena.
Tiras de metal se habían ajustado justo debajo de sus axilas, cerca de la parte inferior de las costillas, la parte superior de los brazos y la cintura, con dos bandas más alrededor de cada uno de sus tobillos. Las cadenas parecían conectar todo, evitando que moviera los brazos o las piernas más de unos pocos centímetros en cualquier dirección antes de sentir la frustrante resistencia y el tintineo de las cadenas. El collar de metal pesado alrededor de su cuello, lo suficientemente grueso que podría haber sido un neumático para un vehículo pequeño, parpadeaba con una luz verde con la suficiente infrecuencia que olvidaba anticiparlo. Ella se distraía y molestaba por su aparición en su visión periférica cada vez que brillaba.
La ironía era que un par de esposas habrían bastado. No tenía fuerza mejorada, ni trucos para deslizarse fuera de sus restricciones, y no estaba dispuesta a correr de todos modos. Si algo de eso era una posibilidad real, no le habrían permitido entrar en la sala del tribunal. La fiscalía había argumentado que podría haber aumentado su fuerza, que podía ser un riesgo de huida, y su abogado no había hecho un trabajo lo suficientemente bueno para argumentar en contra, así que las restricciones habían continuado. Lo que significaba que estaba atada como Hannibal Lecter, como si ya fuera culpable. Incapaz de usar sus manos, su cabello, el vibrante y sorprendente amarillo de un limón, se había deslizado de donde estaba metido detrás de sus orejas y ahora había hebras colgando frente a su cara. Sabía que solo la hacía parecer más desquiciada, más peligrosa, pero no había nada que pudiera hacer al respecto.
Si hubiera podido, habría tenido un comentario o dos para hacer al respecto, o al menos podría haber pedido al abogado que le arreglara el pelo. Hubiera discutido con el hombre que había sido contratado como su defensa, en lugar de esperar horas o días para responder a cada uno de sus correos electrónicos. Ella habría exigido que se cumplieran sus derechos básicos.
Pero ella no pudo decir nada. Una máscara de cuero reforzada con las mismas tiras de metal que estaban en su cuerpo y una rejilla estilo jaula de pequeñas barras de metal estaba atada a la parte inferior de su cara. El interior de la máscara era lo peor, porque el mecanismo se extendía dentro de su boca, un entramado de alambres manteniendo su boca fija en una posición ligeramente abierta, su lengua presionada con fuerza contra el piso de su boca. El barbárico aparejo dejaba a su mandíbula, su lengua y los músculos de su cuello irradiando tensión y dolor.
“Silencio. Todos de pie, por favor. Esta corte está ahora en sesión, presidiendo el honorable Peter Regan.”
Era tan difícil moverse con las restricciones. Su abogado agarró la cadena que corría entre su axila y su brazo, para ayudarla a ponerse de pie, pero ella tropezó de todos modos, chocó contra la mesa. No había forma de ser elegante cuando usabas restricciones que pesaban la mitad que tú.
“Señoras y señores del jurado, ¿han llegado a un veredicto?”
“Lo hicimos, su señoría.”
Paige vio como el empleado le entregaba el sobre al juez.
“En lo que respecta al estado de Massachusetts versus Paige Mcabee, en cuanto al cargo de intento de asesinato, ¿cómo la encuentran?”
“No culpable, su señoría.”
Paige se relajó un poco con alivio.
“En lo que respecta al estado de Massachusetts versus Paige Mcabee, en cuanto al cargo de asalto agravado con habilidad parahumana, ¿cómo la encuentran?”
“Culpable, su señoría.”
Paige negó con la cabeza lo mejor que pudo. ¡No! ¡Esto no era justo!
Ella casi se perdió la siguiente línea. “... agresión sexual con una habilidad parahumana, ¿cómo la encuentran?”
“Culpable, su señoría.”
Asalto sexual. Las palabras le helaron la sangre. No fue así.
“¿Es este su veredicto?”
“Sí, su señoría.”
“Paige Mcabee, por favor dirija su atención hacia mí”, dijo el juez.
Ella lo hizo, con los ojos muy abiertos, con la boca abierta.
“Determinar la sentencia para este caso no es fácil. Como su abogado sin duda le ha informado, usted cae bajo el alcance del ATCP, la norma de las tres condenas.[1] A la edad de veintitrés años, no has sido declarada culpable de ningún delito anterior.
“Según los testigos escuchados en este tribunal, primero demostró sus habilidades a principios de 2009. Usted fue explicita en no querer ser miembro del Protectorado, pero también expresó su desinterés por una vida delictiva. Este estado, en el que un individuo no se identifica como héroe o villano, es lo que el ERP clasifica como un ‘renegado’.”
“Nos interesa promover la existencia de renegados, ya que la proporción de parahumanos en nuestra sociedad aumenta lentamente. Muchos renegados no causan enfrentamientos, ni buscan intervenir en ellos. En cambio, la mayoría de estos individuos vuelven sus habilidades al uso práctico. Esto significa menos conflicto, y esto sirve al mejoramiento de la sociedad. Estos sentimientos reflejan los que usted expresó a su familia y amigos, como escuchamos en este tribunal en las últimas semanas.”
“Esos hechos están a tu favor. Lamentablemente, el resto de los hechos no lo están. Entienda, señorita Mcabee, que nuestra nación usa el encarcelamiento por varias razones. Nuestro objetivo es eliminar a las personas peligrosas de la población y lo hacemos de manera punitiva, tanto por justicia contra los transgresores como para desalentar a otros delincuentes.”
“Cada uno de estos se aplica en su caso. No es solo la naturaleza atroz del crimen lo que debe considerarse con la sentencia, sino el hecho de que se realizó con un poder. Las leyes son aún nuevas frente a la criminalidad parahumana. Tomamos conciencia de nuevos poderes semanalmente, la mayoría de los cuales, si no todos, merecen atención cuidadosa e individual con respecto a la ley. En muchos de estos casos, hay poco o ningún precedente al que recurrir. Como tal, los tribunales se ven obligados a adaptarse continuamente, a ser proactivos e inventivos frente a las nuevas circunstancias que introducen las habilidades parahumanas.”
“Es con todo esto en mente que considero su sentencia. Debo proteger al público, no solo de ti, sino de otros parahumanos que podrían considerar hacer lo que tú hiciste. Colocarte en detención estándar resulta problemático y exorbitantemente costoso. Sería inhumano y dañino para su cuerpo mantenerla bajo restricción mientras dure su encarcelamiento. Deben organizarse instalaciones especiales, personal y contramedidas para mantenerla aislado de otros reclusos. Usted plantea un riesgo de fuga significativo. Finalmente, la posibilidad de que usted reingrese a la sociedad, por escape o libertad bajo palabra, es particularmente preocupante, dada la posibilidad de una ofensa repetida.”
“Es con esto en mente que he decidido que hay motivos suficientes para condenarla fuera del alcance del ATCP. Culpable de dos cargos, la acusada, Paige Mcabee, es sentenciada a encarcelamiento indefinido dentro del Centro de Contención Parahumana Baumann.”
La Pajarera.
El ruido en la sala del tribunal era ensordecedor. Un rugido de vítores y abucheos, movimiento, gente de pie, periodistas presionando para ser los primeros en salir. Solo que Paige parecía estar quieta. Fría, congelada en horror absoluto.
Si hubiera podido, ese podría haber sido el momento en que perdía el control. Ella habría gritado su inocencia, le habría dado un ataque, incluso habría dado algunos golpes. ¿Qué tenía ella que perder? Esa sentencia era poco mejor que una ejecución. Algunos dirían que era peor. No habría escapatoria, ni apelaciones, ni libertad condicional. Pasaría el resto de su vida en compañía de monstruos. Con algunas de las personas que estaban encerradas allí, la descripción de ‘monstruo’ era demasiado literal.
Pero ella no pudo. Ella estaba atada y amordazada. Dos hombres que eran más grandes y más fuertes que ella pusieron sus brazos debajo de sus axilas, prácticamente cargándola fuera de la sala del tribunal. Una tercera persona en uniforme, una mujer corpulenta, caminó rápidamente junto a ellos, preparando una jeringa. El pánico se apoderó de ella, y como ella no tenía forma de expresarlo, de hacer algo al respecto, la histeria solo se agravó, lo que hizo que se sintiera más presa del pánico. Sus pensamientos se disolvieron en una neblina caótica.
Incluso antes de que la jeringa de tranquilizantes fuera hundida en su cuello, Paige Mcabee se desmayó.

Paige se despertó y disfrutó de cinco segundos de paz antes de recordar todo lo que había pasado. La realidad la golpeó como un chorro de agua fría en la cara, algo literalmente. Abrió los ojos, pero los encontró secos, el mundo demasiado brillante para enfocarse. El resto de ella estaba húmedo, mojado. Gotas de agua corrían por su rostro.
Trató de moverse, y no pudo. Era como si algo pesado hubiera sido amontonado encima de ella. La parálisis la aterrorizó. Paige nunca había soportado ser incapaz de moverse. Cuando se fue a acampar cuando era niña, había preferido dejar su saco de dormir abierto y tener frío en vez de estar confinada dentro de él.
Era esa espuma, se dio cuenta. Las restricciones no fueron suficientes, le rociaron con esa cosa para asegurarse de que todo debajo de sus hombros estaba cubierto. Cedía un poco para permitirle exhalar, incluso podía mover los brazos y las piernas un poco, inclinarse en cualquier dirección. Sin embargo, cuanto más empujaba, más resistencia había. En el momento en que ella detuvo sus esfuerzos, todo volvió a la misma posición con el tirón elástico de la espuma. Sintió náuseas en el estómago, el latido de su corazón se aceleró. Su respiración se incrementó, pero la máscara hizo que incluso su respiración se sintiera confinada. El agua hacía que su máscara se humedeciera, por lo que se pegaba a su boca y nariz. Había ranuras para su nariz y boca, pero era muy poco. No podía tomar una respiración profunda sin llevar agua a la boca, y con la lengua presionada contra su mandíbula, no podía tragar fácilmente.
La habitación se tambaleó, y tuvo que detenerse antes de perder el desayuno. Si vomitaba con la máscara ella podría ahogarse. Débilmente se dio cuenta de dónde estaba. Un vehículo. Un camión. Había pasado por un bache.
Sabía a dónde estaba llevándola. Pero si no podía liberarse, iba a perder la cabeza antes de llegar allí.
“El pajarito está despierto”, una chica habló, con un toque de acento nasal de Boston.
“Mmm.” Un hombre gruñó.
Paige sabía que la referencia a un ‘pájaro’ se debía a las plumas sueltas que sobresalían de su cuero cabelludo. Sus poderes habían venido con algunos cambios cosméticos extremadamente menores, convirtiendo su cabello en el amarillo brillante de un plátano o un pato bebé. Afectó todo el pelo de su cuerpo, incluso las pestañas, las cejas y los finos vellos de los brazos. Las plumas habían comenzado a crecer un año atrás, exactamente el mismo tono que su cabello, solo un puñado a la vez. Al principio, alarmada y avergonzada, ella las había cortado. Una vez que se dio cuenta de que no estaban ocurriendo más cambios, se relajó y las dejó crecer, incluso las exhibió.
Paige dirigió su atención a las dos personas en el vehículo con ella, contenta por la distracción a su creciente pánico. Tuvo que obligar a sus ojos a permanecer abiertos, por dolorosa que era la luz, esperando a que sus ojos se enfocaran. Sentada en el banco a su lado había una chica de su edad. La chica tenía un aspecto asiático en sus rasgos. Sus ojos, sin embargo, eran de un azul muy pálido, traicionando un poco de herencia occidental. La chica llevaba el mismo overol naranja que Paige, y cada parte de ella, excepto los hombros y la cabeza, estaba cubierta por la espuma blanca amarillenta. Su cabello lacio y negro estaba pegado al cuero cabelludo por la humedad.
El hombre se sentaba en el otro banco. Había más espuma alrededor de él que alrededor de Paige y la otra chica juntas. Para colmo, una jaula de barras de metal rodeaba la espuma, reforzando el aparejo. El hombre también era asiático, no menos de dos metros de altura. Los tatuajes se deslizaban por los lados de su cuello y detrás de sus orejas, en medio de su húmedo cabello negro; Llamas rojas y verdes, y la cabeza de lo que podría haber sido un lagarto o un dragón, dibujado en un estilo oriental. Tenía el ceño fruncido, los ojos ocultos en las sombras, ajeno al chorro interminable de roció que los aspersores en el techo del camión estaban generando.
“Oye, pajarito”, dijo la chica sentada frente a Paige. Ella estaba mirando a Paige como si esos ojos fríos pudieran mirar a través de ella. “Esto es lo que vamos a hacer. Te inclinas hacia la derecha lo más fuerte que puedes, luego te empujas hacia la izquierda en mi señal. Pero sigues mirando hacia la puerta de atrás, ¿de acuerdo?”
Paige miró a su derecha. La puerta trasera del camión parecía una puerta de bóveda. Ella rápidamente miró a la chica asiática. ¿Realmente quería darle la espalda a esta persona?
La chica pareció notar la vacilación de Paige. Ella bajó la voz hasta un siseo que hizo que la piel de Paige se estremeciera. “Hazlo. A menos que realmente quieras arriesgarte ante la posibilidad de que pueda encontrarte en la prisión, si no haces lo que te digo.”
Los ojos de Paige se ensancharon. Este era el tipo de persona con la que la iban a encerrar. Ella sacudió su cabeza.
“Bien, pequeño pajarito. Ahora inclínate hacia tu derecha, mira hacia la puerta.”
Paige lo hizo, forzando su cuerpo para moverse tan cerca de la puerta como pudo.
“¡Y de vuelta!”
Ella se movió hacia el otro lado, con los ojos todavía en la puerta. Algo pesado crujió contra la parte posterior de su cabeza. Trató de alejarse, sentarse derecha de nuevo, pero fue detenida cuando la máscara se enganchó en algo.
Cuando sintió un aliento caliente en la parte posterior de su cuello, supo lo que había enganchado. La otra chica se había agarrado a la correa de la máscara con los dientes. Hubo un tirón, luego la chica perdió el agarre, y las dos fueron empujadas hacia atrás a sus posiciones individuales por la gomosa espuma.
“Mierda”, gruñó la chica, “Otra vez.”
Tomó dos intentos más. En el primero, la correa se liberó de la hebilla. En el segundo, la chica agarró la máscara y tiró. Paige giró su cabeza en dirección a la chica para que la jaula parecida a un chupete en el interior de su boca pudiera liberarse.
Zarcillos de baba se extendieron desde su boca mientras estiraba su mandíbula y su lengua, tratando de tragar apropiadamente. Ella dejó escapar un pequeño gemido cuando la sensación regresó a las partes de su rostro que se habían vuelto entumecidas.
“Dos pweguntash,” balbuceó la chica asiática, sus dientes aun agarrando el cuero de la máscara entre ellos, “¿Túh pohwed?”
Paige tuvo que estirar su mandíbula y su boca un segundo antes de poder hablar, “¿Mi poder? Yo canto. Realmente bien.”
La chica asiática frunció el ceño, “¿Gé mash?”
“Yo... hago que la gente se sienta bien. Cuando toma impulso, puedo afectarlos, alterar sus emociones, hacerlos susceptibles a seguir instrucciones.”
La chica asintió con la cabeza, “¿Eh collah?”
Paige bajó la mirada hacia el collar de metal pesado alrededor de su cuello, “Está preparado para inyectar tranquilizantes en mi cuello si canto o alzo la voz.”
“Okah”, balbuceó la chica, "Toma lah mahcaga.”
“¿Por qué?”
“¡Tomagah!”
Paige asintió. Se apartaron la una de la otra, luego se balancearon, la chica le pasó la máscara. Ella la apretó entre sus dientes, sintiendo su mandíbula dolorida.
“Suelta eso y te invierto la piel”, dijo la chica, “Lung. Oye, ¿Lung? Despierta.”
El hombre sentado frente a ellas levantó un poco la cabeza y abrió los ojos. Tal vez. Paige no podía verlo.
“Sé que es difícil con las cosas que te inyectaron, pero necesito tu poder. Pajarito, inclínate hacia adelante, muéstrale la máscara.”
Paige hizo todo lo posible para empujarse hacia adelante contra la espuma que estaba en capas contra su pecho y su estómago, agarrando la correa en sus dientes, la máscara colgando debajo de su barbilla.
“Necesito que calientes el metal, Lung”, dijo la chica. “Jodidamente caliente.”
Lung negó con la cabeza. Cuando habló, no había acento de Boston en su voz. El acento que estaba allí hacia cortas sus palabras, claramente no era la voz de un hablante nativo de inglés. “El agua. Está demasiado mojado, demasiado frío. Y no puedo verlo bien. Mis ojos no han sanado por completo, y es difícil ver a través de este rocío. No me molestes con esto.”
“Inténtalo , miserable hijo de puta. Fracaso de líder. Es lo mínimo que puedes hacer, después de que una niña te pateo el culo, dos veces.”
“Basta, Bakuda.” Gruñó. Él golpeó su cabeza contra el metal de la pared del camión detrás de él, como para acentuar su declaración.
“¿Qué? No pude escuchar eso”, la chica, Bakuda, sonrió con una pizca de manía en su expresión, “¡Tu voz es demasiado aguda para mi rango de audición! ¡Patético... mestizo... eunuco!”
“¡Basta!” Rugió, golpeando de nuevo su cabeza contra la pared del camión. “¡Te mataré, Bakuda, por estos insultos! Te arrancaré el brazo de tu zócalo y lo meteré-”
“¡¿Enojado?!” lo interrumpió, prácticamente chillando, “¡Bien! ¡Úsalo! Calienta el puto metal. ¡La tira de metal alrededor de los bordes!”
Todavía jadeando por el esfuerzo de gritar, Lung dirigió su atención a la máscara. Paige hizo una mueca ante la explosión de calor en su cara, comenzó a alejarse, pero se detuvo cuando Bakuda habló.
“¡Concéntralo!” Gritó Bakuda, “¡Céntrate en los bordes!”
La radiación de calor cesó, pero Paige se dio cuenta de un olor fuerte y ahumado.
“¡Más caliente! ¡Tan caliente como puedas!”
El olor era demasiado fuerte, demasiado acre. Paige tosió un par de veces, con fuerza, pero no perdió el agarre de la máscara.
“¡Ahora, pajarito! ¡La misma maniobra que antes, pero no la sueltes!”
Paige asintió. Ella se inclinó, luego giró en dirección a Bakuda. Lo que siguió la sorprendió más que cuando Bakuda había mordido la correa de la máscara.
La chica asiática comenzó a atacar salvajemente el metal candente con sus dientes, cavando en él incluso cuando tenían que alejarse. Más suave con el calor, la fina tira de metal se liberó de la máscara misma. El metal que corría a lo largo de la correa cortó el labio de Paige cuando salió. Ella casi-casi-dejó caer la máscara, pero logró chasquear los dientes para atrapar la hebilla en los dientes antes de que pudiera caer al suelo.
Cuando la tira se soltó, Bakuda se echó hacia atrás y sacudió la cabeza a un lado, con fuerza, empalándose en el hombro con un extremo. Ella gritó, y la sangre salió de una de las quemaduras en su boca.
Paige miró a Lung. El hombre enorme no hizo nada, permaneciendo en silencio. Solo miró desapasionadamente cómo el pecho de Bakuda se agitaba con el esfuerzo y el dolor, con la cabeza colgando.
“¿Qué diablos estás haciendo?” Respiró Paige.
"Sin manos, tengo que buscarle la vuelta”, Bakuda jadeó, “De nuevo. Antes de que mi cuerpo se dé cuenta de lo mal que lo estoy lastimando.”
Paige asintió. Ella no estaba dispuesta a discutir con el supervillano que amenazaba con darle vuelta la piel.
Los siguientes intentos no fueron más bonitos ni más fáciles. La segunda tira larga de metal fue liberada y Bakuda también la empaló en su hombro. Las rejillas de metal de las partes exteriores e interiores de la máscara estaban próximas a ser liberadas. A Paige solo le quedaba la parte de cuero de la máscara, las correas y la cubierta que le cubría la boca y la nariz. Al ver a Bakuda equilibrar con cuidado las rejillas de metal en su hombro libre, contra la espuma pegajosa para que no se resbalen, Paige hizo lo mismo con el cuero de la máscara.
“¿Qué hiciste para ser enviada aquí?” Preguntó Paige.
“Lo último que escuché, antes de que perdiéramos el poder en nuestro vecindario, era que el recuento de cadáveres era casi de cincuenta.”
“¿Mataste a cincuenta personas?”
Bakuda sonrió, y no era bonita, con sus labios tan devastados como estaban. “Lastime más, también. Y hubo quienes sufrieron daños cerebrales, uno o dos pudieron haberse vuelto locos homicidas, y sé que un montón fueron congelados en el tiempo por cien años más o menos... se vuelve borroso. El momento cumbre fue la bomba.”
“¿Bomba?” Preguntó Paige, sus ojos se abrieron de par en par.
“Bomba. Dijeron que era tan poderosa como una bomba atómica. Idiotas. Ni siquiera entendían la tecnología detrás de ella. Incultos. Claro, era más o menos igual de poderosa, pero ese ni siquiera era el daño real. Lo más increíble hubiera sido la onda electromagnética que generaba. Borraría cada disco duro, freiría cada placa de circuito para cada pieza de maquinaria en una quinta parte de América. ¿Los efectos de eso? Hubiera sido peor que cualquier bomba atómica.”
Incapaz de siquiera pensar en eso, Paige miró a Lung. “¿Y él?”
“¿Lung? Él es quien me dijo que lo hiciera. El hombre a cargo, es él.”
La cabeza de Lung se movió fraccionalmente, pero con las sombras bajo su frente, Paige no podía decir si él estaba mirando.
“¿Tú?” Bakuda le preguntó a Paige. “¿Qué hiciste para ser enviada aquí?”
“Le dije a mi ex que se fuera a la mierda.”[2]
Hubo una pausa, luego Bakuda comenzó a cacarear. “¿Qué?”
“Es complicado”, Paige miró hacia otro lado y hacia abajo.
“Tienes que explicar, pajarito.”
“Me llamo Paige. Mi nombre artístico era Canary.”
“Ooooh”, habló Bakuda, todavía cacareando un poco mientras agarraba una de las tiras de metal que le atravesaba el hombro y la liberaba. Sosteniéndola entre sus dientes, ella dijo, “Esho no esh bueno. ¿Llamahte Canary en prishion?” [3]
“No tenía la intención de ir a prisión.”
“¿Quiéh la tiede?”
“Quiero decir, ni siquiera soy un supervillano. Mi poder, me hace una cantante fantástica. Ganaba mucho dinero haciéndolo, se hablaba de ofertas discográficas, nos movíamos a escenarios más grandes y mis shows seguían agotando entradas... todo era perfecto.”
Bakuda dejó que la tira bajará de sus dientes hasta que colgaba, luego la maniobró con cuidado hasta que se aferró al extremo izquierdo de la misma. Se inclinó hacia atrás, con la cabeza mirando hacia el techo, mientras deslizaba la otra tira de metal, la que estaba empalada en su hombro, dentro de su boca, así que estaba sosteniendo un extremo de cada tira en su boca. Haciendo una pausa, ella preguntó: “¿Qué pasho?”
Paige negó con la cabeza. Era el testimonio que ella nunca había podido decir en voz alta, en su juicio. “Acababa de terminar mi espectáculo más grande hasta ahora. Dos horas en el escenario, un gran éxito, a la multitud le encantó todo. Hice el cierra y fui al backstage para descansar, tomar un trago y encontré a mi ex. Me dijo que, como él fue quien me empujó a salir al escenario en primer lugar, merecía crédito. Quería la mitad del dinero.” Ella se rió un poco, “Ridículo. Como si sé supusiera que fuera a ignorar el hecho de que me engañó y me dijo que nunca lo lograría de verdad cuando se fue.”
Bakuda asintió. Se apartó de las tiras, donde había logrado atarlas con la apariencia de un nudo. Usó sus dientes para doblar las tiras ahora unidas en forma de L. Con el extremo que no estaba empalado en su hombro ahora en una posición frente a ella, cerró la boca sobre él.
“Nosotros discutimos. Luego le dije que se fuera a la mierda. Se fue, y no lo pensé ni un segundo... hasta que la policía apareció en mi puerta.”
Bakuda apartó su boca del final de la tira. Ella lo había doblado en forma de 'v' suelta. Ella frunció el ceño y luego miró a Paige, “¿Y?”
"Y lo había hecho. S- Supongo que todavía estaba energizada con mi actuación, y los efectos de mi poder todavía estaban potenciando mi voz, o él estaba en la audiencia y se vio muy afectado. Entonces, cuando le dije que se fuera a la mierda, él, um, lo hizo. O lo intentó, y cuando descubrió que no era físicamente posible, se lastimó hasta que...” Paige cerró los ojos por un momento. “Um. No entraré en los detalles.”
“Mmmm, leh pasha por idiota. Oo 'oo” Bakuda alzó las cejas, todavía trabajando la tira de metal dentro de su boca. Se apartó, verificó que el extremo estaba en forma de ‘o’, y luego se agarró las tiras con los dientes para sacarse la cosa de su hombro con un gruñido. Puso el extremo que acababa de retocar contra el banco y deslizó su boca a lo largo del metal, para poder agarrarla del otro lado.
Tomándola con los dientes, volvió su atención a la pared del camión entre ella y Paige. Había cerraduras colocadas a intervalos regulares contra la pared, destinadas a asegurar la cadena de esposas estándar en su lugar, para aquellos que no se rocían con espuma. Ella comenzó a pasar la correa de metal a través del lazo de la cerradura. Las gotas de sudor se mezclaron con el agua que corría por su rostro mientras trabajaba.
El nudo que une las dos correas se atascó en el agujero. Bakuda empujó un poco más fuerte, y lo colocó firmemente en su lugar. La curva en L del metal colocó el asa cerrada de metal en forma de ‘o’ cerca del hombro de Paige.
“¿Alguna posibilidad de que Oni aparezca?” Preguntó Bakuda a Lung.
“Me sorprendería”, retumbó su respuesta.
Ella agarró una de las rejillas de metal en su boca y comenzó a trabajar con sus dientes. Era una sola pieza delgada de metal, doblada y tejida como una malla de eslabones, aunque con una malla más apretada. Ahora que las tiras de metal ya no lo sujetaban con seguridad, Bakuda podía comenzar a desenrollarlo y enderezarlo.
Cuando estuvo casi completamente desenrollado, ella ajustó su mordida y apretó la segunda masa de alambre, la que había estado en la boca de Paige, en sus mandíbulas, amontonándola en un desastre cilíndrico de unos cuatro centímetros de largo y una pulgada de ancho. Todavía mordiéndola, giró su cabeza para que el cable de un metro y medio de longitud apuntara a Lung, a menos de un metro de su rostro. Todavía con la boca alrededor de la maraña de alambre, murmuró: “Necesito punta caliente.”
Lung gruñó, pero hizo lo que le pedía. Cuando la punta estuvo al rojo vivo, Bakuda ajustó rápidamente su agarre, soltando y mordiendo otra vez hasta que la punta estuvo cerca de su boca. Con los labios hacia atrás, ella lo mordió.
“¿Cómo puedes hacer eso?” Paige preguntó: “¿No duele?”
“Ovioh ge duere, eshtupidah”, gruñó Bakuda. Se apartó, lo colocó de manera que el mango quedara contra el banco, con la longitud del alambre pegado a su hombro, y examinó su obra. “Pero el esmalte de los dientes es más duro de lo que piensas.” Escupió una gota de sangre en el piso del camión, luego mordió dos veces más, haciendo una pausa entre las mordidas para girar la longitud del metal con sus dientes, labios y lengua.
Cuando extendió la longitud del cable en dirección a Paige, deslizándolo a través del extremo en forma de ‘o’ de la banda de metal, Paige se dio cuenta de lo que Bakuda había pasado tanto tiempo armando. Ni siquiera necesitó que se le pidiera que se inclinara contra las correas de espuma y levantara el cuello hacia un lado, para poner su collar al alcance del extra largo destornillador improvisado. La tira de metal con el lazo en el extremo servía para sostener la parte más cercana a Paige, por lo que Bakuda podía dirigirla más fácilmente.
No fue un trabajo rápido. Bakuda tuvo que usar los dientes, la mandíbula y un giro de su cabeza para girar el destornillador, y era una tarea ardua recuperarlo si perdía el control sobre él. Diez largos minutos de silencio y gruñidos solo fueron interrumpidos por el sonido de dos tornillos cayendo al banco de metal, antes de que Bakuda se detuviera a descansar y aliviar su mandíbula.
“No podrás hacerla nada a mi collar sin activarlo”, dijo Paige.
“Perra tonta”, murmuró Bakuda, sacando su labio inferior y mirando hacia abajo como si pudiera investigar el grado de daño en sus propios labios. “Soy una experta en bombas. Entiendo detonadores y catalizadores en el mismo nivel fundamental que entiendes caminar y respirar. Puedo visualizar cosas mecánicas de una manera que no podrías con cinco títulos universitarios y cien años. Insúltame así de nuevo y estás muerta.”
Como empujada a probarse a sí misma, agarró el destornillador con los dientes otra vez y se puso a trabajar de nuevo. Arrancó un panel y se reanudó el desenroscado, más profundo en el collar.
Paige dudó en volver a hablar, sabiendo lo fácil que era provocar a la chica, pero el silencio era aplastante. “Supongo que tenemos suerte de que sea un viaje largo, desde Boston a Columbia Británica.”
“Estuviste dormida un tiempo,” Bakuda se apartó del destornillador, hablando en voz baja, como para sí misma. “No tenemos tanto como piensas.”
Paige sintió que algo se liberaba del pesado collar que llevaba al cuello, vio que Bakuda inclinaba el destornillador hacia arriba y deslizaba un tubo de vidrio con algo brillante dentro de la barra de metal. Luego de unos minutos, otra pieza de maquinaria se unió al tubo de vidrio, como si fuera un pincho de alta tecnología.
“Trágico”, habló Bakuda, en su próximo descanso. “Este es un trabajo hermoso. No el ensamblado, eso es una mierda. Es obvio que el Artesano que diseñó esto tenía la intención de que fuera armado por tarados. No tendría tornillos y esas mierdas de lo contrario. Pero la forma en que está diseñado, la forma en que todo encaja... hace que una científica se sienta orgullosa. Odio despedazarlo.”
Paige asintió. Ella no sabía lo suficiente sobre ese tipo de cosas para arriesgarse a comentar. Por aterradora como era esta situación, por curiosa que fuera, sentía el efecto persistente del tranquilizante en su sistema, un aburrimiento abrumador.
Ella cerró los ojos.
submitted by master_x_2k to Parahumanos [link] [comments]


2018.07.05 20:10 master_x_2k Enredo VIII

Capítulo Anterior < Indice > Capítulo Siguiente

Enredo VIII

No perdimos tiempo, deteniéndonos solo para dejar que Perra dirigiera a sus perros en tres furgonetas separadas que Coil tenía esperando en la parte trasera del garaje. Una vez hecho esto, todos nos apresuramos hacia el vehículo que Coil tenía esperando, una limusina blindada. No era muy diferente de una limusina regular, pero los lados y la parte superior eran planos, y la parte delantera era chata. Todo eso daba la impresión general de ser algo extremadamente sólido.
Me pregunté si era demasiado llamativo. Era lo suficientemente distintivo que podría hacernos demasiado fáciles de rastrear. Sin embargo, Coil no parecía un tipo estúpido, y el tiempo era lo suficientemente corto como para que no pudiéramos darnos el lujo de ponernos a debatirlo. Subí adentro después de Grue, manteniendo mi boca cerrada por el momento, y mis ojos bien abiertos para captar todos los detalles.
El interior era de cuero negro y las ventanas estaban oscurecidas. El traje negro de Coil sobre el fondo negro lo hizo bastante difícil de distinguir cuando se sentó en una silla en el otro extremo, de espaldas al asiento del conductor. Si entrecerraba los ojos un poco, parecía que solo la serpiente con su traje estaba allí, flotando en el espacio vacío. Nos sentamos en el banco acolchado de cuero que se alineaba a un lado de la limusina. Trickster, el único Viajero que vino con nosotros, se sentó en el otro extremo, frente a Coil.
“Mis perros-” empezó Perra.
“Serán atendidos, se lo aseguro”, respondió Coil. “Encontrarán a tus perros y las furgonetas que usaron para llegar esperándolos cuando regresen.”
Perra frunció los labios, parecía enojada, pero no dijo nada.
“Deseo”, nos dijo Coil, “realizar una pequeña demostración. Porque preferiría establecer algunas cosas antes de pasar a discutir el plan mayor.”
Metió la mano en un portavaso a su izquierda y recuperó un rollo de monedas. Deshizo un extremo del rollo, luego repartió varias monedas en su palma. “Si fueran tan amables de atraparlas y colocarlas en el reversó de sus manos.”
Lanzó una moneda en la dirección de Tattletale. Ella lo atrapó y lo golpeó contra el dorso de su mano, “Cara.”
“Cara”, dijo Grue, mientras atrapaba la siguiente.
Coil comprobó dos veces que estaba lista para atraparla, luego la arrojó en mi dirección.
“Cara”, hablé, mientras la chocaba contra mi mano.
Y cara también para Perra y Regent.
Me incliné hacia adelante, alcancé detrás de mí, y recuperé mi monedero. Encontré un dólar de plata, se lo mostré Coil y luego lo lancé. Lo atrapé y lo puse en mi mano. Cara. Asentí.
“¿Manipulación de probabilidades?” Le pregunté, “¿Mejor suerte?”
Él negó con la cabeza. “No. Todo lo contrario, Skitter. Yo controlo los destinos. Yo decido los resultados.”
“Eso todavía me parece manipulación de probabilidades”, dije.
Tattletale se inclinó hacia adelante, para mirar más allá de Grue y mirarme, “No. Bueno, lo es, pero solo en el sentido más grande y más simple. Pero puedo asegurar que está diciendo la verdad, por más ambiguo que sea.”
“Cuando te pregunté cuáles eran sus poderes, en la reunión, dijiste que no sabías”, la acusé.
“No”, ella negó con la cabeza, “dije que no podía decir. Lo cual es verdad. Una de las contingencias para que yo pueda ser parte de los Undersiders y obtener los fondos que ofreció fue que mantendría los detalles en secreto, y tengo que hacer eso hasta que me diga lo contrario, lo siento.”
Coil colocó los codos sobre los reposabrazos y puso los dedos delante de su boca, o donde estaría su boca si la máscara mostrara alguna parte de su rostro. “Siento que mantener desinformados a enemigos potenciales es una necesidad. Para esos fines, en lugar de arriesgarme a tenerla como enemiga, busqué a su Tattletale y la contraté, con suficiente incentivo para mantenerla leal y en silencio sobre el asunto.”
“¿Y nosotros?”, Preguntó Grue.
“No voy a andar con rodeos, Grue”, respondió Coil, “Mi decisión de formar a los Undersiders fue una apuesta. Si fallaban, hacían que los maten, hirieran o arrestaran, entonces eso simplemente significaba que habría menos parahumanos en esta ciudad por los que tendría que preocuparme. Eso no quiere decir que no los asistí o que intenté dirigirlos hacia el fracaso. Hice todo lo contrario. Todo lo que quiero decir es que estaba preparado para la eventualidad.”
Grue inclinó ligeramente la cabeza, “¿Y si lo lograbamos?”
“Entonces, naturalmente, se encuentran sentados aquí, habiendo demostrado ser capaces”, Coil se recostó. “Dignos de escuchar mi propuesta, como ya lo han hecho los Viajeros.”
“No puedo dejar de notar que no los evaluó de la misma manera que nos evaluó”, dijo Grue, “Hemos trabajado para usted durante casi un año.”
“Los Viajeros tienen un historial establecido. Con esto en mente, los contacté y solicité que vinieran a Brockton Bay. Escucharon mi oferta, y esperaba que Trickster pudiera dar su respuesta esta noche.”
Todos los ojos se volvieron hacia Trickster. Él no se apresuró a responder. Metió la mano en el pliegue de su chaqueta, encontró un paquete de cigarrillos, sacó uno, lo colocó dentro de la boca de su máscara y lo encendió. Puso una mano en su sombrero para mantenerlo en su lugar mientras rodaba por la ventana para expulsar el humo afuera.
“Si no estás hablando pura mierda, si estás haciendo un intento de buena fe de proporcionar una solución, cuenta con nosotros”, dijo Trickster, sin mirar a Coil.
“Excelente”, respondió Coil, sin mover un músculo. No hubo ni una pizca de sorpresa allí.
“¿Solucion?”, Le pregunté a Trickster.
“Ese tipo”, Trickster inclinó su cabeza en dirección a Coil, “está ofreciendo a mi equipo una solución temporal a un problema continuo, con promesas de que va a buscar una posible solución permanente.”
“Una respuesta algo vaga”, habló Regent. Trickster se encogió de hombros.
No podía entender a estos tipos. Dije: “¿Esto tendría algo que ver con lo que dijo tu compañera de equipo acerca de ustedes haciendo un ridículo número de trabajos, como si estuvieran tratando de llenar un pozo sin fondo con dinero en efectivo?”
Se giró hacia un lado para dejar escapar una larga exhalación de humo, y luego respondió: “Mi compañera de equipo necesita mantener la boca cerrada acerca de los asuntos privados.”
Lo cual, en palabras claras, significaba que debería dejar el tema, y ​​que probablemente tenía razón. Probablemente no había sido mi mejor decision plantear un tema que estaba casi garantizado en poner el dedo en la llaga.
“Entonces”, le dijo Grue a Coil, “Has provocado nuestra curiosidad, que estoy seguro era tu intención.”
“Sí. En primer lugar, déjame mostrarte lo que deseo”, dijo Coil. Tocó un botón al lado de los portavasos a su izquierda, y las ventanas bajaron. Miré afuera, y vi la oscuridad de un túnel. Cuando salimos del túnel, nos encontramos con una vista al resto de la ciudad. La bahía y la ciudad estaban extendidas más allá de nosotros, un paisaje urbano iluminado por constelaciones de puntos de color amarillo anaranjado y blancos y la tenue luz de la luna de arriba.
Volví mi vista a Coil, y lo vi haciendo un gesto hacia la ventana abierta.
“¿La ciudad?”, Le pregunté.
“La ciudad, sí. Desear apoderarse del mundo no es solo un cliché, sino irrealista”, respondió, su voz sibilante, suave. “Por el momento, me contentaré con apoderarme de esta ciudad. Sigue siendo un cliché, lo admito, pero unos pocos logran siquiera esto con algún nivel de éxito.”
“¿No es ya algo un poco obvio que es lo que intentas hacer?”, Le preguntó Regent.
“Quizás, pero contrario a las expectativas populares, no pretendo limitar mi control al crimen organizado de Brockton Bay. Yo controlaría todo. Gobierno, tribunales, aplicación de la ley, negocios y mucho más.”
“Ambicioso”, habló Grue. Pensé que podría haber escuchado un cambio en su tono de voz. ¿Duda?
“Bastante. Pero tengan la seguridad, Undersiders, que ya estoy entrando en mi recta final.”
“¿Recta final?” Pregunté.
Piensa, Skitter. ¿Quiénes son los principales jugadores en esta ciudad? ¿Qué ha cambiado? El ABB está aniquilado, con el plan mismo que propuse en la reunión. El Imperio Ochenta y Ocho se tambalea por las jugadas que hice hoy, y espero terminar con ellos en las próximas semanas, espero con la ayuda de ustedes, los Viajeros y mis otros reclutas. Los Custodios y el Protectorado están ahora en una posición delicada. Tomé medidas para asegurarme de que el público sepa que sus héroes desempeñaron solo un papel parcial en la detención de ABB, y sus acciones de esta noche sirvieron para sacudir aún más la confianza en ellos. Si se presiona el asunto, espero que haya una reestructuración de la estructura del grupo. Quizás los miembros serán intercambiados con otros grupos cercanos del Protectorado, alguien más puede ser puesto a cargo, nuevas reglas, regulaciones y cuotas establecidas. En cualquier caso, pasará algún tiempo antes de que recuperen su equilibrio y restablezcan su reputación. Para cuando esto ocurra, estaré establecido en mi nuevo rol.”
Dejó que eso se asimilara. “¿Quién más queda? New Wave no está en posición de tomar el control. Son poderosos, pero demasiado controversiales, con incluso menos confianza del público que el Protectorado. Los Comerciantes bajo el liderazgo de Skidmark son demasiado débiles y egocéntricos para hacer una jugada seria. El grupo de Faultline es mercenario, y un uso conservador de mi poder me ha convertido en un hombre extremadamente rico, dejándome la opción de comprar su cooperación siempre y cuando sea necesario.”
“Son pocos los que están en posición de impedirme, mientras hago mi jugada, y no solo hablo de capas. Silenciosamente he estado comprando propiedades en todos los muelles y compraré más en las etapas finales de mi plan. Dos de los tres candidatos a la alcaldía para las elecciones de junio fueron comprados y traídos a esta ciudad, al igual que compré mis soldados de élite para ayudarme a controlar las calles y obstaculizar los negocios del Imperio. El consejo de la ciudad tiene sus elecciones en septiembre, también tendré agentes similares colocados en todas partes para entonces. Cuando digo que casi termino, no estoy hablando en ambigüedades. Estoy diciendo que las fichas de dominó se han establecido y que las primeras ya están cayendo.”
Bueno, pensé, adiós a cualquier duda que tuviera de que al Protectorado le importe quien era el sponsor de los Undersiders. Mierda. ¿Realmente estaba tan cerca?
“Dejando solo a ustedes y su papel en esto”, terminó Coil.
“¿Cuál sería?” Preguntó Grue, una nota desafiante en su voz.
“Apoderarme de esta ciudad no tiene punto si no la mantengo, Grue. Elegí personalmente a los Undersiders porque necesitaba aliados que se sintieran cómodos siendo situados en el extremo norte, los Muelles, el Paseo Marítimo, la Playa de Maniobras, las afueras del norte. Los elegí porque vi que tenían potencial, pero no tenían un perfil tan alto como para exigir la atención inmediata de las autoridades. Esto lo liberó para que lo pasaran por alto hasta que estuvieran más establecidos. Les permitió crecer tanto en su entrenamiento como en el trabajo de equipo, y para formarse una reputación. En mis esfuerzos contra Kaiser, no solo he ido minando a su Imperio, sino que he trabajado para mantenerlo ocupado, para que no se encuentren entre dos facciones mayores en las primeras etapas de su grupo. Solo tenían que lidiar con el ABB, y mantuvieron firmes durante casi un año. Que Skitter se uniera a su grupo fue suficiente para inclinar la balanza.”
“Así que. Si aceptan este trato, les pediría que controlen los muelles y el área circundante. No son odiados, han demostrado ser ingeniosos y capaces. Necesitaría que resguarden su área de cualquier intruso parahumano y que aplasten toda pandilla o banda en su territorio, de no someterse ellos a mis órdenes. Si este proyecto resulta ser un éxito, quisiera que fueran mis agentes en la expansión a las ciudades cercanas. Pero estoy divagando, eso es a largo plazo, solo una posibilidad.”
“¿Y qué obtenemos en todo esto?”, Preguntó Regent.
Coil respondió: “Esperaba que la riqueza y el poder fueran obvios. Más allá de eso, les dejo nombrar sus términos. Ya que expliqué lo que deseo, les dejo a ustedes decidir que pedirán a cambio de su cooperación.”
Nadie se apresuró a responder. Intercambiamos miradas el uno con el otro, tratando de medir las reacciones de los demás. Trickster terminó su cigarrillo, lo arrojó por la ventana y subió la ventana.
Coil rompió el silencio, “Perra. Soy consciente de tu colección de perros. Más de un edificio aislado que contiene perros callejeros y perros que esperaban ser sacrificados. Animales a los que rescató, recuperó y dio cobijo.”
Toda la atención se volvió hacia Perra. Parecía enojada, abrió la boca para hablar, pero Coil la interrumpió antes de que pudiera.
“No. No interferiría con tus asuntos. Respeto tu pasión. Pero al mismo tiempo, sé que probablemente te duela, que solo dispones de tiempo limitado para visitar estos lugares, alimentar a estos animales que has rescatado y brindarles la atención y el cuidado individual que necesitan.”
Perra lo fulminó con la mirada. Si las miradas mataran.
“Podría proporcionar los recursos que necesita, para equipar por completo los edificios y hacerlos cómodos para los perros. Asistentes para cuidar a los animales y trabajar bajo tus ordenes como mejor te parezca. Haría que la ciudad diera el mismo tipo de ayuda financiera a cualquier persona que adopte un animal de un refugio como se les proporciona a los padres sustitutos, con supervisión, por supuesto, para garantizar que se cuiden adecuadamente a los animales, que el sistema no sea explotado. No habría más perros encerrados en refugios, esperando la eutanasia. ¿Qué le dirías a eso?”
“Diría que me estás jodiendo.”
Él no presionó el asunto, sino que recurrió al siguiente miembro de nuestro grupo. “Regent. Un joven difícil de complacer, porque creciste sin carencias, y esperas grandesa, lujo y entretenimiento ocioso por rutina.”
“¿Qué sabes sobre cómo crecí?” Regent lo desafió.
“Sé lo que sabe el Protectorado. No mucho después de que Lung fuera puesto bajo custodia, Armsmaster comenzó a presionar para obtener detalles sobre su grupo. El personal de las oficinas del ERP se encargó de revisar los antecedentes penales e informes de los parahumanos menos conocidos, tratando de encontrar paralelismos. Encontrar si tal vez un supervillano en otra área se mudó a Brockton Bay, cambiando su nombre, vestimentas y métodos. Y te encontraron.”
“Ah”, Regent se recostó en su asiento. “Mierda.”
“Así que sé quién eres. Sé que hiciste todo lo posible por salir de las manos de tu padre, y que es muy probable que una parte de ti se sienta impulsada a probarse ante él, a buscar el éxito, el poder y el estatus en nuestros círculos.”
“¿Su padre?”, Le pregunté.
“No es mi historia para contar”, Coil agitó una mano, “Lo dejo para que Regent lo comparta en una fecha posterior, si así lo desea. Todo lo que quiero decir es que puedo darte eso, Regent. Estado y notoriedad, tal vez lo suficiente como para elevarse por encima de su viejo.”
Regent asintió una vez, pero no dijo nada. Me hubiera gustado ver su expresión detrás de su máscara.
“Deben entender, Undersiders, yo no uso el miedo como lo hizo Lung, o la manipulación como lo hace Kaiser. Haría que trabajen junto a mí porque saben que soy la persona que está mejor equipada para darles lo que desean, y que nadie más puede o quiere darles una mejor oferta.”
“Lo cual suena bien, claro”, respondí. ¿Podría abrir agujeros en este plan, tal vez descarrilarlo? “Pero no he olvidado que nos acabas de decir que estabas completamente preparado para que lo arruináramos en algún momento del camino, y que hubieses estado perfectamente conforme con que sucediera. Te hubieras encogido de hombros, dirías ‘menos capas de las que preocuparse’, y nos habrías abandonado y seguido su camino.”
Coil asintió con la cabeza, “Esto es cierto.”
“Entonces, si metemos la pata más adelante, ¿va a ser lo mismo?”
“No”, habló Coil. Luego se detuvo por un momento. “Entiendo su preocupación, pero ya les he informado de un buen trato aquí. Si fueran arrestados, o si la mitad de su equipo pereciera en acción, sería peligroso abandonarlos, porque podrían divulgar información clave. Este continuará siendo el caso.”
Asentí con la cabeza, lentamente, “Excepto que podría proporcionarnos información falsa o dejar de proporcionar información clave.”
“Busca a Tattletale por la respuesta a eso. Puede que haya comprado su ayuda, pero espero que la consideres amiga y viceversa. Podrías, espero, confiar en ella para verificar que lo que te digo es verdad, y para saber más sobre mi plan de lo que divulgo, en cualquier caso.”
Entonces, si quisiera argumentar más al respecto, parecería que no confiaba en Tattletale. No estaba segura de que me gustara eso, pero asentí. “Bien.”
“Skitter”, habló Coil. “Vine preparado, esta noche, con ofertas en mente para el resto de tu equipo. Puedo ayudar a cuidar las colecciones de perros rescatados de Perra y ayudar a asegurar que menos animales necesiten ser rescatados en el futuro. Grue confía en mí por un asunto personal, y sabe que mi poder solo puede garantizar que las cosas sigan su curso sin dificultad. Tú, y solo tú, Skitter, haces que me pregunte qué deseas, al final de las cosas.”
Tattletale, a mi izquierda, se inclinó hacia delante otra vez, con un interés claro en su rostro.
Tenía que ser convincente. De ninguna manera iba a dejar que algo apareciera en su radar y alertara a Tattletale ahora. Así que lo pensé seriamente.
Esperaba que alguien rompiera el silencio mientras tomaba el tiempo para considerar, tal vez incluso distraerme, pero nadie lo hizo. Todos esperaron pacientemente, poniéndome en el foco de toda atención, un lugar en el que odiaba estar dentro o fuera de traje.
“La ciudad”, le respondí, teniendo cuidado de ser lo más genuina posible, para evitar alertar a Tattletale: “Quieres controlarla. Bien. Quiero que la hagas funcionar. Repara los Muelles para que no sean una pocilga. Dale trabajo a la gente. Limpie el tráfico de drogas, o las drogas duras por lo menos. Enderece la estúpida burocracia del gobierno y las escuelas y todo eso. Esa clase de cosas.”
Coil negó con la cabeza, “No es algo que pueda ofrecerte con buena conciencia, querida Skitter.”
Levantó su mano para detenerme antes de que pudiera abrir la boca. No es que fuera a hacerlo, pero lo hizo. “De lo que estás hablando, yo ya tenía la intención de hacerlo, en gran parte. Entregártelo como regalo no sería muy diferente de ofrecerte una cantidad en efectivo, cuando ya tengo la intención de darte todo el dinero que necesites.”
“Así que vas a mejorar Brockton Bay”, le dije, con cuidado.
“No me malinterpretes. No pretenderé ser una buena persona, te aseguro que no lo soy. Dicho esto, es probable que descubras que soy un hombre orgulloso. Consideraría una falla catastrófica de mi parte si esta ciudad no prosperase bajo mi gobierno, un tremendo golpe para mi ego.”
Asentí.
Continuó, “Sin embargo, nuestros deseos sobre temas individuales pueden diferir. Yo diría que siempre habrá crimen, siempre habrá drogas.”
“No estoy diciendo que no lo haya. Solo digo que hay margen de mejora. Cuando estaba en el sexto grado, más de mis compañeros de clase podían explicar lo que era un bajón de keta que nombrar una docena de países.”
“No prometo soluciones rápidas, Skitter. Lo que les diré es que individuos como ustedes controlarían territorios y serían responsables de mantener su propio tipo de orden en esas áreas, con los medios que consideren adecuados. Con el tiempo, las personas se adaptarían a esto, las tasas de criminalidad disminuirían. Controlaría simultáneamente el flujo de producto a la ciudad, reduciendo la distribución de las drogas más problemáticas, aquellas que conducirían más a la decadencia social y el crimen, mientras que otros productos más benignos estarán disponibles en su lugar. El crimen y las drogas no pueden conquistarse, pero son animales que creo que puedo dominar.”
“¿Y la ciudad misma?”, Pregunté. Pensé en mi padre: “¿Reparar el ferry?”
“Sí. Ten la seguridad, si aceptaras mi oferta, esperaría que te contactes conmigo y expreses tu opinión en cualquier momento en que sientas que no estoy cumpliendo en algún departamento. Puedo ser un hombre orgulloso, pero preferiría que dañes ese orgullo, incluso que lo provoques intencionalmente, en lugar de dejarme ser complaciente.”
Asentí una vez, lentamente.
“He dicho mi parte, entonces. Los dejo para considerarlo, Undersiders. Reconozco que esto no es a lo que se han apuntado al principio. Sé que puede que no tenga el mismo atractivo a las aventuras de trajes y capas, y estoy preparado para el hecho de que esto podría llevarlos a rechazar esta oferta. Todo lo que espero es que, si deciden rechazar la oferta, si deciden que se sienten más cómodos como simples delincuentes poco comunes, nuestro acuerdo previo se mantendrá.”
“Has invertido tanto en nosotros, y si decimos que no, ¿Podemos simplemente irnos?”, le preguntó Regent.
Coil extendió sus manos un poco, “¿Qué me verías hacer? ¿Asesinarlos? ¿Amenazarlos? ¿Orquestar un arresto? No hay garantía de que cualquier intento de mi parte sea totalmente exitoso, sea lo que sea que elija, y pueden considerarlo como un cumplido que no quisiera que ninguno de ustedes escape al intento y me persiga como un adversario dedicado.”
Golpeó la ventana detrás de él. Inmediatamente, la limusina disminuyó la velocidad y se detuvo. Cuando miré afuera, vi que estábamos en los muelles.
“Piénsenlo. Hablen de ello y háganme llegar su respuesta, cuanto antes mejor, a más tardar dentro de una semana. Tattletale, debería ser obvio, pero formalmente te libero de todas las estipulaciones de tu contrato que requieren que mantengas mi identidad como patrocinador privado. Puedes dar mi información de contacto a tus compañeros de equipo.”
“Claro”, respondió Tattletale.
“Y antes de que me olvide, arreglé cuentas individuales para cada uno de ustedes con un banquero supervillano llamado El Contador, ya que pagar el trabajo de esta noche en billetes, naturalmente, era inviable. Mis hombres les proporcionarán la información de su cuenta y las instrucciones para acceder a estas cuentas mientras recuperan a sus perros.”
Grue extendió una mano, “No estoy seguro de lo que haremos, si tomaremos este trato, pero ha sido bueno trabajar con usted hasta ahora, y espero continuar.”
Coil tomó la mano de Grue y la sacudió, firme, “Igualmente, Grue, Undersiders.”
Salimos del vehículo. Estábamos en el extremo oeste de los muelles, a juzgar por lo lejos que estaba el agua y lo cerca que estábamos de las montañas que rodeaban la ciudad. Estacionados detrás de la limusina había tres camionetas, cada una con dos soldados de Coil listos, alerta.
Mientras caminábamos por el extremo de la limusina blindada, un soldado repartió sobres a cada uno de nosotros.
Continuamos caminando, y Perra abrió cada puerta que pasamos, dejando salir a los perros. Eran más pequeños ahora. Judas, el más alto, solo llegaba a mi hombro. Su músculo externo, mojado y arrugado, colgaba de ellos como exceso de piel en una persona que había perdido mucho peso. Los interiores de las furgonetas estaban salpicados con más exceso de carne, sangre y huesos que habían sido derramados. La etapa final consistiría en que los perros se quitaran el resto del exceso de masa, revelando sus formas normales anidadas en lo profundo, secas dentro de una membrana, virtualmente intactas por las heridas que habían sufrido durante la noche.
Cuando el último de los perros, Angelica, fue liberado y las camionetas y la limusina se alejaron, volvimos al departamento. Cada uno de nosotros estaba demasiado ocupado resolviendo nuestros propios pensamientos y dilemas para distraernos con conversación, por lo que era notablemente silencioso.
Lo tengo. Tengo lo que necesito.
Simplemente no sabía cómo me sentía al respecto.

Capítulo Anterior < Indice > Capítulo Siguiente

submitted by master_x_2k to Parahumanos [link] [comments]


2018.07.05 20:09 master_x_2k Enredo VII

Capítulo Anterior < Indice > Capítulo Siguiente

Enredo VII

Saltar de azotea en azotea no era tan impresionante ni tan eficiente como en la televisión y en las películas. Incluso si eran los perros quienes se encargaban del trabajo, no eran las criaturas más gráciles, no estaban hechas para montar, y no teníamos ninguna silla de montar. También estaba la clara cuestión de que había edificios de alturas tremendamente variadas, similar a cómo el vecindario de Brian lucía viejos edificios de estilo victoriano en medio de apartamentos y condominios. Cuando Judas saltó desde el lado de un edificio de seis pisos, clavó sus garras en el costado de un edificio vecino para frenar su descenso, luego saltó el resto del camino hasta el asfalto de un callejón, estaba genuinamente preocupada de que los aterrizajes dislocarían mi cadera.
En resumen, estaba agradecida de estar de vuelta en tierra firme.
“¡Necesito una mano!”, Gritó Perra, un momento después de que Brutus tocara tierra. Tenía a Tattletale tendida sobre su regazo y los hombros de Brutus, y parecía que Tattletale se caía, a pesar de los mejores esfuerzos de Perra por aferrarse a ella.
Con reticencia, dejé ir a Grue mientras él se bajaba de Judas y se apresuraba a ayudar. Silenciosamente lamenté haber incluido los paneles de armadura en mi pecho y mi estómago, que habían sido una sólida barrera entre mi cuerpo y su espalda mientras me aferraba a él en nuestro retiro de la Galería Forsberg.
Cualquiera que fueran penas, no era ajena al asunto en cuestión. Salté de la espalda de Judas y me apresuré a ayudar con Tattletale, solo un paso detrás de Grue. Resultó más fácil deslizarla hacia la acera que devolverla a la espalda de Brutus. Grue hizo el trabajo pesado, mientras yo me enfocaba en evitar que su cabeza y sus brazos golpearan el suelo o quedaran atrapados debajo de ella. Mientras me agachaba para ayudarla a bajar al suelo, ya podía sentir la rigidez de los músculos de mis muslos, espalda y estómago. Me alegré de haber hecho mi ejercicio matutino antes, porque de ninguna manera iba a poder ir a ningún lado mañana.
Eché un vistazo alrededor de nosotros. Los coches pasaban a toda velocidad por las calles, pero no había muchos peatones, y ninguno parecía habernos visto hasta ahora. Mis sospechas eran que la mayoría de las personas en el centro de la ciudad que estaban fuera se encontrarían cerca de Lord Street, celebrando el final del toque de queda. La gente estaría demostrando su alivio por el final de la situación del ABB, recuperando el tiempo que habían pasado encerrados en sus casas durante las seis noches de toque de queda.
“¿Alguien ve capas siguiendo?” Preguntó Grue.
“No vi a nadie, pero realmente no estaba mirando. Ese es usualmente el trabajo de Tattletale”, respondió Regent.
“No puede darnos ninguna información como está”, señaló Grue.
“Espera”, le dije. Cogí de nuevo mi compartimiento de herramientas y saqué el monedero. Quité los pañuelos de papel que había envuelto dentro para evitar que el cambio traqueteara y encontré uno de los tres pequeños paquetes blancos en el fondo de la bolsa. Abrí el paquete de un tirón y lo sostuve debajo de la nariz de Tattletale.
“¿Sales aromáticas?”, Preguntó Grue.
Asenti. “Preguntaste si alguien tenía después de que derribáramos a Über y Leet. Hice una nota mental de tenerlas para la próxima vez.”
“Apuesto a que la mitad de nosotros lo hicimos”, Regent respondió, “Lo extraño es que de hecho las conseguiste, torpe.”
“¿Qué hay de extraño en eso?” Pregunté, un poco a la defensiva.
Se distrajo de responder cuando Tattletale se movió, girando la cabeza para alejar su nariz de las sales aromáticas. Los moví de nuevo debajo de su nariz.
Ella se despertó, murmurando, “Está bien, detente.”
“Bienvenida de regreso”, le dijo Grue.
“¿Cómo te sientes?”, Le pregunté.
“Mi estómago se siente como si alguien lo hubiera pasado por una licuadora, y mi brazo me duele muchísimo, pero soy más fuerte de lo que parezco”, dijo. No un segundo después, ella gimió y exhaló un suspiro, “Pero voy a necesitar ayuda para pararme.”
Grue y yo la ayudamos. Ella estaba sufriendo, y se movía a un ritmo glacial. Se hizo más difícil por el hecho de que aparentemente no quería que ninguno de nosotros tocara su brazo derecho.
“¿Qué me perdí?”, Preguntó, como para distraerse del hecho de que se estaba moviendo como una anciana.
“Para no hacer mucho cuento, te noquearon de un cachetazo, todo quedó en manos de Perra y Skitter, e igual nos escapamos”, Regent se encogió de hombros.
Tattletale se congeló en seco. Como Grue y yo todavía estábamos poniéndola de pie lentamente, me vi obligada a cambiar mi agarre para asegurarme de que no se cayera.
Mierda”, se las arregló para encajar más invectiva en esa sola palabra que algunas de las personas del trabajo de mi padre podrían manejar en diez, y algunos de esos tipos eran marineros. Tattletale volvió la cabeza, “Eso no es-”
“No es cierto”, habló Armsmaster, haciendo eco de sus palabras mientras doblaba el final del callejón.
Se veía peor por el desgaste. La mitad inferior de su rostro tenía verdugones, no muchos, sino algunos. Había ordenado a los avispones que picaran para que no estuvieran enrollando sus abdómenes, lo que significaba que no estaban exprimiendo los sacos de veneno e inyectando veneno con cada aguijón. Solo inyecté suficiente veneno para que doliera un poco, para distraer. Sin embargo, después de haber hecho mi retirada, sabía que algunos se habrían quedado con él, y algunos lo habrían picado después de que estuviera fuera de alcance y ya no pudiera controlar a los avispones. Sin embargo, los verdugones no eran la parte mala. Sino que lo que me llamó la atención fueron los seis delgados chorros de sangre que corrían por la mitad inferior de su rostro. Las mordidas de avispón no eran necesariamente capaces de penetrar la piel, por mucho que pudieran doler, pero había muchos de ellos, y si unos pocos mordían en el mismo lugar, o si alcanzaban el borde de un párpado o una fosa nasal… Tal vez. Noté su Alabarda en su mano derecha.
Cuando miré nuestra ruta de escape restante, Dauntless estaba en el otro extremo del callejón. La estrella en ascenso de Brockton Bay. Hubiera sido fácil pensar que era un artesano, pero aparentemente no lo era. Su poder le permitía, de acuerdo con los detalles que había filtrado cuando apareció en la televisión y en las revistas, imbuir su equipo con un poco de poder todos los días. La cosa era que cada poder que repartía tenía efectos permanentes. Todos los días, era un poco más fuerte que el día anterior. Un poco más versátil. Se esperaba que eventualmente superara incluso a Alexandria, Legend y Eidolon, el "triunvirato" del Protectorado, los machos alfa. Eso convertía a este héroe local de Brockton Bay en alguien muy importante.
No prestaba atención a esas cosas, no me interesaba el culto a los héroes. Siempre me habían parecido interesantes las capas, había seguido las noticias no chismosas sobre ellas, pero con la excepción de una fase alrededor de la época en que tenía nueve años donde tuve una camiseta de Alexandria y mi mamá me ayudó encontrar fotos de ella en línea, nunca me había fanatizado con ningún héroe en particular.
Dauntless cargaba algo de su emblemático equipamiento. Tenía su Arclance, una lanza que sostenía en una mano que parecía hecha de rayo blanco. Su escudo, fijado a su antebrazo izquierdo, era un disco de metal del tamaño de un plato, rodeado de anillos del mismo tipo de energía que componían la lanza. Completando su conjunto actual de artículos potenciados estaban sus botas. Sus pies parecían envueltos en la energía blanca y crepitante. Si los rumores podían creerse, él también estaba trabajando en potenciar su armadura, pero no pude ver ninguna pista de esa energía en el traje. Era blanca y dorada, y su casco dorado era de estilo griego o espartano, con hendiduras para los ojos, una banda de metal cubriendo su nariz y una hendidura que le bajaba por la mitad inferior de la cara. Una banda de metal coronaba la parte superior, como un mohawk.
Pude ver el rostro fruncido de Armsmaster cuando volvió su atención hacia mí.
“Lancé tu Alabarda fuera de la Galería”, hablé antes de que pudiera. “¿Dauntless la recupero para ti?”
Él no dijo una respuesta de inmediato. Como una demostración, arrojó su Alabarda al aire. Desapareció en una tormenta de brillantes líneas azules cuando alcanzó el punto alto de su ascenso, simultáneamente materializándose de nuevo en su mano. ¿No había visto a Kid Win traer su cañón al sitio del robo al banco de la misma manera? ¿Una pieza de tecnología prestada?
“No voy a poner tantos huevos en una canasta sin suficientes resguardos”, me dijo Armsmaster. Su voz repleta con ira reprimida.
Sin bichos. Maldita sea, no tenía bichos de nuevo. Había vaciado mi armadura de bichos cuando ataqué a Armsmaster, y los dejé a ellos y al resto del enjambre en la Galería cuando escapamos.
Ríndanse”, entonó.
“Pensando en ello”, habló Tattletale.
“Decide rápido” gruñó Armsmaster.
“¿Por qué se detuvieron aquí, chicos?" Murmuló Tattletale, “Estamos a media cuadra del estacionamiento donde escondimos nuestro vehículo.”
“Quería asegurarme de que no nos perseguía nadie antes de que volviéramos”, respondió Grue, “Menos mal que lo hice.”
“Claro”, la voz de Regent estaba cargada de sarcasmo, “porque esto es mucho mejor a que ellos nos encontraran mientras encendemos la camioneta.”
“Chicos”, interrumpí, susurrando sin apartar los ojos de Armsmaster, “Respuestas. Soluciones.”
“Vayamos al estacionamiento”, nos dijo Tattletale.
“Nuestra situación allí no será mejor”, respondió Grue.
Vayamos al estacionamiento”, siseó ella entre dientes, mientras Armstroms daba un paso adelante.
El callejón era lo suficientemente ancho para que dos perros se pararan hombro con hombro, y vi a Perra dirigiendo a dos de los animales para que se interpusieran entre nosotros Armsmaster antes de que Grue cubriera todo excepto a Armsmaster y los perros en la oscuridad.
La oscuridad no duró más de tres segundos. Hubo tiempo suficiente para que Grue colocara su brazo contra mi clavícula y me empujara contra la pared, y luego eliminó la oscuridad que nos rodeaba. Había un olor a ozono ardiente. ¿Había usado Dauntless su lanza?
Inmediatamente quedó claro que Dauntless no tenía mucha oscuridad a su alrededor. Levantaba el brazo de su escudo, y se había convertido en un campo de fuerza con forma de burbuja, que se extendía en un radio de tres metros a su alrededor, tocando ambas paredes a cada lado de nosotros. El campo de fuerza estaba sirviendo para bloquear la oscuridad, y aunque no estaba segura, sospeché que el campo en realidad estaba comiendo a través de la oscuridad que lo tocaba. Estaba produciendo un sonido crepitante y chisporroteante que ahogaba el tráfico en las carreteras que nos rodeaban.
Dauntless avanzó un paso, y el campo de fuerza se movió una distancia correspondiente más cerca de nosotros.
Después de un segundo corto avance de Dauntless, Grue tuvo que retroceder un paso para evitar tocar el campo de crepitante energía blanca. Un paso que cerró la distancia entre nosotros y Armsmaster.
“Armsmaster te odia”, dijo Tattletale a Dauntless, alzando la voz para que la oyera por encima del crujido que el campo de fuerza estaba generando, “Odia que tú seas la próxima estrella, el tipo que lo va a superar. Que tienes el camino fácil para ser un gran nombre en el Protectorado, y él es el que tiene que pasar las noches despierto, modificando su equipo, compilando simulaciones, pensando en nuevas ideas, entrenando en el gimnasio durante horas y horas seguidas. Cada segundo de trabajo que realiza, siente más resentimiento por ti. ¿Por qué crees que eras el único miembro del equipo que mandó para patrullar la ciudad y cuidar a los Custodios, en lugar de que vinieras a la fiesta?
Dauntless negó con la cabeza. Luego levantó la mano de su lanza y tocó con un dedo el costado de su casco.
“Audífonos”, suspiró Tattletale, “Armsmaster le dijo que se pusiera audífonos, por lo que Daughtless no puede oír a nadie más que a él. Eso es brillante e increíblemente deprimente.”
Dauntless avanzó dos pasos, rápidamente, y todos nosotros, a excepción de Perra y Angelica, estábamos en una posición en la que teníamos que darnos prisa en dar un paso atrás. Regent fue demasiado lento, y su mano tocó la burbuja. Un breve arco de energía viajó desde el campo hasta la mano de Regent mientras la retiró.
“¡Mierda! ¡Ow!” Regent se quedó sin aliento. “¡Suficiente de esta mierda!”
Levantó su otra mano, y Dauntless tropezó. Regent luego agitó su mano hacia un lado, y Dauntless cayó. Cuando Dauntless usó ambas manos para aliviar su caída, el campo de fuerza cayó.
“¡Muevanse!” Gritó Grue, descartando su oscuridad. Perra silbó dos veces, con fuerza, y los dos perros que luchaban con Armsmaster se apresuraron a seguirnos.
Dauntless levantó su lanza para impedirnos el paso. Grue, dirigiendo nuestra retirada, saltó sobre el crepitante rayo de luz y bajó los dos pies sobre el casco de Dauntless cuando aterrizó. El héroe no se recuperó antes de que lo rebasáramos.
Estábamos libres del callejón. Dos de los perros pasaron junto a nosotros, metiéndose contra el tráfico para que pudiéramos cruzar la calle. Los autos pisaron los frenos cuando nos movimos.
Acabábamos de cruzar el umbral del estacionamiento cuando Dauntless abrió fuego, golpeando a Brutus no menos de tres veces con pinchazos de su Arclance, y luego dirigiendo su atención a Angelica. El arma podía extenderse tanto como lo necesitara, alargándose más rápido de lo que el ojo podía seguir. Chispas blancas volaron cuando se estrelló contra los animales, pero el efecto fue a lo sumo menor. El Arclance era algo entre un sólido y una energía, combinando los rasgos de ambos. Podía golpear bastante fuerte, con una carga eléctrica de remate, pero sospechaba que usarlo con los perros no era muy diferente de usar un Taser de mano contra un elefante adulto. Eran demasiado grandes, demasiado duros.
Al descubrir que no estaba teniendo mucho efecto sobre los animales, Dauntless apuntó hacia nosotros.
Regent interfirió con la puntería de Dauntless, y el Arclance desgarró las ventanas del edificio sobre el estacionamiento, trayendo una lluvia de fragmentos de vidrio sobre nosotros mientras cruzábamos la puerta y entramos al garaje.
Armsmaster salió del callejón y nos vio. Con la intención de cerrar la distancia, él envió su garfio para atrapar la barra de metal de ‘no pases si estás por encima de esta altura’ sobre la puerta del estacionamiento. En el momento en que las garras del gancho se cerraron alrededor de la barra, Armsmaster comenzó recoger la cadena para impulsarse, sus botas de metal patinando sobre la carretera.
Perra silbó, fuerte, y señaló la barra. Judas se abalanzó hacia ella, atrapando la barra y el garfio en sus mandíbulas. La cadena que sostenía la barra se rompió cuando Judas tiró, y el deslizado de Armsmaster fue interrumpido cuando Judas tiró de la cadena que se extendía entre ellos.
Armsmaster cambió de posición y empezó a correr, logrando mantener sus pies estables a medida que su trayectoria cambiaba. Extendió el brazo que sostenía el báculo, y vi un chorro de sangre volar de la boca de Judas, el perro se echó hacia atrás en reacción. Judas soltó la barra y el gancho y retrocedió varios pasos, gruñendo. Cuando el gancho se retiró, vi que no estaba en su forma de gancho, sino en su forma normal de alabarda, con hoja, punta de lanza y una cantidad considerable de sangre.
Armsmaster mantuvo su ímpetu, terminó de recoger la cadena, y luego envió la bola de nuevo, su arma volviendo a cambiar a un mayal. Derribo a Judas, luego llevó el mayal en un amplio barrido para mantener a raya a los otros dos perros. Dauntless continuó acercandose, deteniéndose justo detrás y al lado de Armsmaster.
“Mi programa de mapeo dice que hay tres formas de salir de este garaje”, nos informó Armsmaster, “Las puertas de las otras dos salidas están cerradas, y les garantizo que no tendrán tiempo de abrir la cerradura o romper la puerta antes de que los alcance. No más trucos, no más...”
Se detuvo a mitad de la frase, movió la cabeza hacia un lado y luego hacia el otro. “Que-”
Y luego desapareció.
Un pilar de concreto pintado de color amarillo, del tipo que se usaba para evitar que los autos se estacionen frente a las puertas de las escaleras, o para proteger la máquina expendedora de boletos de cualquier colisión, apareció en su lugar. Golpeó el suelo con fuerza, luego cayó de costado. Al mismo tiempo, escuchamos una serie de fuertes colisiones detrás de nosotros.
Un gigante de acero con manos enormes y un caño en su espalda que arrojaba volumenes de humo negro y gris tenía una mano cerrada alrededor de Armsmaster. Repetidamente, metódicamente, golpeó a Armsmaster contra el capó de un automóvil.
Ballistic, con su construcción de jugador de fútbol y su armadura corporal angular, salió de las sombras entre los autos hacia la izquierda de Dauntless, justo al lado de la entrada. Una niña que reconocí pero que aún no había visto en persona surgió de la derecha. Llevaba maquillaje de payaso y una gorra de bufón, con un traje azul celeste y ceñido completo con faldones. Las campanas tintinearon por las puntas de su gorra, sus faldones, sus guantes y sus botas. Circus. Su traje, maquillaje y combinación de colores eran diferentes cada vez que salía, pero el tema siempre era más o menos el mismo.
Dauntless se movió para retirarse, pero Sundancer lo interceptó, dando un paso alrededor del frente del edificio y colocando su sol en miniatura en el centro de la entrada para bloquear la salida.
No tenía suficientes bichos para contribuir, y además tenía muy poca idea de lo que estaba sucediendo, así que me quedé quieta y observé mientras el resto de la escena se desarrollaba con sorprendente velocidad.
Armsmaster luchó para salir de la mano de metal gigante, pero se encontró lidiando no solo con la máquina, sino con una criatura de la laguna negra, repleta de armadura de crustáceos y tentáculos de pulpo en lugar de brazos y cara. Logró alejarlos por unos breves instantes, hasta que lanzó su arma hacia la criatura pulpo y terminó con el parachoques de un coche en el lugar de la Alabarda. Él no tenía agarre en el parachoques cuando se materializó, por lo que se le resbaló y lo dejó caer. Antes de que pudiera recuperarse de su sorpresa o su falta de un arma, se encontró atrapado en la mano mecánica. El gigante impulsado por vapor reanudó su metódico golpeteo de Armsmaster contra el ahora maltratado coche, con el hombre cangrejo-pulpo parado cerca pacientemente.
Circus arrojó un puñado de cuchillos a Dauntless, solo para que fueran desviados cuando se encapsuló en su burbuja de campo de fuerza. Sin embargo, en el momento en que se levantó la burbuja, vi que Ballistic se agachaba para tocar el automóvil estacionado a su lado. No se vio que se moviera cuando utilizó su poder en él. Más bien, en un abrir y cerrar de ojos, se había ido de donde estaba, y abruptamente se encontraba prácticamente envuelto alrededor de la mitad superior del campo de fuerza. Comenzó a rodar hacia un lado antes de que el campo de fuerza cediera, y luego cayó al suelo a escasos metros de Dauntless.
Circus no había dejado de moverse. Cuando el auto tocó el suelo, sus pies encontraron posiciones en el chasis, e inmediatamente estaba en el aire, saltando hacia Dauntless. Ella trajo sus manos hacia atrás, y en algún momento en que no pude ver sus manos, tomó con dos manos un mazo grande y pintado de colores, con serpentinas de colores volando detrás cuando lo bajo contra Dauntless.
Circus era una de esas capas que tenía un montón de poderes muy pequeños. Los que yo conocía eran una piroquinesis menor, la capacidad de guardar elementos en el aire, recuperar esos elementos con la misma facilidad, y una coordinación y un equilibrio enormemente mejorados, para redondear. Ella era una de los villanos solitarios más exitosos en Brockton Bay, una ladrona común y de guante blanco, lo suficientemente rápida y versátil como para ganar o escabullirse si se cruzaba con un héroe. Si recordaba bien, le habían ofrecido un puesto en los Undersiders y se había negado rotundamente.
Lo que planteó la pregunta de qué estaba haciendo ella aquí, con los Viajeros.
Dauntless paró el mazo de Circus con su Arclance, y el mazo se había ido en el siguiente segundo, como si nunca hubiera existido. Sin embargo, en algún momento mientras tanto, ella había logrado poner una antorcha encendida en una mano. Se la llevó a la boca y sopló un gran cono de fuego en dirección a Dauntless.
Retrocedió tambaleándose del torrente de llamas, levantó su escudo y lo ensanchó en una burbuja de campo de fuerza otra vez. Menos de un segundo después de que se levantó el escudo, Ballistic envió otro automóvil que lo atropelló con suficiente fuerza que el automóvil rebotó en el techo, otra vez contra el suelo y al otro lado del estacionamiento. El escudo falló, dejando de existir entre parpadeos, y Dauntless se tambaleó.
Circus aprovechó la oportunidad para acercarse, antorcha guardada, maza en mano. Lo que siguió fue un derribo brutal, ya que Circus blandió el mazo dos veces, haciéndolo desaparecer en lugar de empujarlo hacia atrás para el próximo golpe, lo que hizo que el asalto fuera mucho más implacable. Ella se agachó para evitar su Arclance, luego giró en un apretado círculo mientras se desplazaba a su alrededor. Mientras giraba su cuerpo, el mazo apareció una vez más. Continuó con el giro con el arma en la mano, empujándolo con fuerza contra el centro del pecho blindado de Dauntless.
Dauntless cayó, y el conflicto terminó bruscamente, en silencio, salvo por el crujido del sol en miniatura de Sundancer y una única bocina que sonaba afuera.
Los dos gigantes, la máquina y la extraña criatura marina, se acercaron a nosotros, con Trickster quedándose atrás. Pude ver la cara del hombre máquina, un caucásico de mejillas pesadas marcadas por el acné y cabello largo recogido en una cola de caballo grasienta, la mitad superior de su cara cubierta con una máscara de metal y gafas, y ahora podía ubicarlo. Era Trainwreck, un villano bastante matón que no se había hecho mucha fama. No podría decir si era un traje o realmente su cuerpo. Por lo que sabía, era una especie de cyborg impulsado por el carbón, o un individuo desafortunado que había sido transformado por sus poderes de la misma manera que Newter y Gregor.
Y, por supuesto, eso dejaba al que no encajaba, la criatura marina, que solo podía ser Génesis, de los Viajeros.
Trainwreck arrojó al derrotado y ensangrentado Armsmaster al suelo, junto a Dauntless. Se tomó un segundo para examinar la Aalabarda, que sostenía en su otra mano, y luego la rompió en sus manos y apretó los restos en su puño de metal. Arrojó la chatarra resultante sobre los héroes inconscientes.
Miré a través del grupo reunido. Los Viajeros y dos villanos que, hasta donde yo sabía, nunca habían estado en un equipo. Nadie estaba diciendo nada.
Una voz suave y segura de sí misma rompió el silencio. “Asumí, Tattletale, que cuando pediste reunirte conmigo al finalizar tu tarea, no estarías trayendo los héroes contigo.”
Un soldado en kevlar y un pasamontaña negro sostenía la puerta de la escalera abierta para Coil. Vestido con el mismo leotardo negro con la imagen de una serpiente blanca dispuesta a través de él, Coil se unió a nosotros, caminando lentamente, con las manos entrelazadas detrás de su espalda, observando la escena con una mirada evaluadora. Dos soldados lo seguían, con armas en sus manos.
Coil. Sentí que mi pulso se aceleraba.
Tattletale hizo una mueca de dolor. “Lo siento.”
Coil miró alrededor un poco más, luego pareció tomar una decisión, “No. No creo que haya nada por lo que disculparse.”
Hizo una pausa, y todo lo que pude pensar era que eso es todo. Tengo lo que necesito.
Coil habló, más como si estuviera pensando para sí mismo que ninguno de nosotros: “Me estaba sintiendo teatral. El plan era que los Viajeros, Circus y Trainwreck salieran de las sombras mientras yo hacía una entrada impresionante. Es una lástima que no funcionó, pero supongo que tuvo un beneficio táctico.”
“Eso creo”, Tattletale sonrió abiertamente.
“Bueno, parece que tuviste éxito esta noche. Bueno. ¿Ya no hay perseguidores?”
“No.”
“¿Servicios de emergencia? ¿Otros héroes?”
“Todos al menos a dos minutos y medio, creo.”
“Entonces nos vamos a ir. Undersiders, Trickster, tengo un vehículo preparado, y me gustaría que me acompañen. Creo que tenemos mucho que discutir.”

Capítulo Anterior < Indice > Capítulo Siguiente

submitted by master_x_2k to Parahumanos [link] [comments]


2018.06.28 22:48 master_x_2k Enredo VI

Capítulo Anterior < Indice > Capítulo Siguiente

Enredo VI

“Ríndanse”, nos ordenó Armsmaster.
“No”, replicó Grue.
“Solo van a avergonzarse si prolongan esto.”
“Te superamos en número de cinco a tres, de ocho a tres si cuentas los perros”, respondió Grue. “Puedo ver a tu amigo Velocity al acecho allí.”
“¿Qué esperas lograr? Lo admito, fue inteligente controlar el campo de batalla, dictar cada enfrentamiento, así ocurría en tus términos, y usar nuestras propias armas contra nosotros... pero esas armas ya no funcionan. Ninguna de sus armas funciona,” Armsmaster volvió la cabeza para mirar hacia donde Miss Militia tenía a Regent a punta de pistola. “Lo que significa que puedes dejar de intentar usar tu poder sobre mí, Regent. Tengo una pequeña luz parpadeante en la esquina de mi interfaz visual diciéndome que estás intentando algo. He creado un escudo psíquico y empático para protegerme de ti y de Tattletale.”
Eché un vistazo a Tattletale. ¿Estaba psíquicamente protegido contra ella? ¿Cómo funcionaba eso?
Entonces recordé. Cuando nos enfrentamos a Glory Girl y Panacea, ¿no había dicho Tattletale que leía las mentes? Y ahora Armsmaster tenía mala información y pensaba que era inmune.
“No necesito leerte”, le dijo, “eres el único con escudos, por lo que tus compañeros de equipo y el personal de ERP no tienen ningún escudo psíquico, y puedo leerlos para obtener cualquier cosa que necesite. No eres el mejor inventor, pero como la mayoría de los artesanos, tienes una habilidad especial. La tuya simplemente es condensar e integrar tecnología. Solo funciona en tu presencia inmediata, pero aun así, puedes tener mucha más tecnología en un espacio del que debería poder caber... como tu Alabarda.”
Armsmaster frunció el ceño. “Estás mintiendo.”
Maldición. Ojalá pudiera haberle dicho que tenía un detector de mentiras incorporado en su casco. Pero no pude sin explicar que lo conocía.
Tattletale se lo tomó con calma, sonriendo, “Claro, mentía acerca de la parte de leer mentes. No sobre tu arma y poder. Veamos... para tratar con mi colega Grue, has convertido esa cosa en un elegante diapasón, un tenedor de afinar. ¿Percibiendo vibraciones en el aire, convirtiéndolas en imágenes con ese elegante casco tuyo?
Grue hizo crujir sus nudillos. Él había recibido el mensaje. La oscuridad no iba a hacer mucho. Armsmaster, por su parte, apretó su arma con más fuerza. Una amenaza tácita para Tattletale.
“Y el extremo trasero de ese palo tuyo está usando el cobre entre las baldosas del piso para ayudar a transmitir una carga eléctrica al área a tu alrededor para un lujoso atrapa moscas. ¿Lo preparaste antes de venir aquí esta noche sabiendo cómo estaba construido el piso?
Él no respondió.
“Supongo que no. Feliz coincidencia de que la configuración que preparaste funciona tan bien como aquí, entonces.”
De nuevo, sin respuesta. Ella sonrió un poco más. Ella continuó, “Puedes decir si estoy mintiendo, ¿eh? Eso es genial.”
El arma de Armsmaster se volvió para apuntar en su dirección general. Ella no retrocedió.
“Entonces sabrás que estoy diciendo la verdad cuando digo que tu equipo te odia a muerte. Saben que te importa más subir de puesto como el séptimo miembro más destacado del Protectorado que lo que te importan ellos o la ciudad.”
En el lapso de un segundo, la hoja de la alabarda se rompió en tres pedazos, se reconfiguró y disparó en estilo garfio a Tattletale. Los dientes se cerraron juntos, formando una bola suelta mientras volaba, golpeándola sólidamente en el estómago. Ella se desplomó en el suelo, con los brazos alrededor de su cintura.
La cabeza del arma se tambaleó y volvió a su lugar sobre el poste.
“Bastardo,” habló Grue.
“Aparentemente, según tu compañera de equipo,” respondió Armsmaster, aparentemente indiferente.
Reuní mis bichos, acercándolos cerca y arriba del Armsmaster en caso de que los necesitara para actuar rápidamente.
Armsmaster giró su cabeza en mi dirección, “¿Skitter? Tú, especialmente, no quieres irritarme más esta noche.”
La parte inferior de su Alabarda golpeó el suelo, y los bichos murieron. Eché un vistazo al suelo mientras lo hacía. Efectivamente, las baldosas anchas tenían pequeñas líneas de metal - ¿bronce? - dividiéndolas.
Hubo una oleada de acción donde estaban Regent y Miss Militia. Ella pareció soltar la ametralladora, y Regent aprovechó la oportunidad para alejarse. Él no dio un paso antes de que recuperara el equilibrio y cayera en una patada baja que barrió sus piernas debajo de él. La ametralladora se disolvió cuando estaba a medio camino del suelo, convirtiéndose en un brillo de energía verde oscura que retrocedió hasta su mano. Se volvió a materializar en un reluciente machete de acero. Regent detuvo sus forcejeos en el momento en que apoyó la punta del arma afilada contra el costado de su garganta.
Armsmaster lo observó todo sin mover un músculo. Incluso si no le importaban demasiado sus compañeros de equipo, al parecer confiaba en que Miss Militia se encargaría sola.
“Grue. Has demostrado que puedes desaparecer los efectos de tu poder,” dijo Armsmaster, “Hazlo ahora.”
“De alguna manera,” respondió Grue, “No veo una razón importante por la que deba escuchar.”
“Um, tengo una espada presionando contra mi cuello, hombre”, señaló Regent.
“...No veo una razón importante”, repitió Grue.
Regent soltó una pequeña risa, “Andate a la mierda.”
Armsmaster miró desapasionadamente el intercambio, luego habló, muy serio, “Míralo de esta manera. Si hay testigos, a Miss Militia le costará mucho convencer a la gente de que ella apuñaló a su amigo en la garganta en defensa propia.”
Echó un vistazo en dirección a su segunda al mando, y Miss Militia asintió con la cabeza en respuesta.
¿Lo haría? Probablemente no, sospeché. ¿Podíamos arriesgarnos? Esa era decisión de Grue.
Grue miró hacia donde estaba Regent. Después de un segundo, hizo que la oscuridad se desvaneciera. La gente en la multitud estaba mayormente acurrucada en el suelo, tratando de defenderse de las picaduras del enjambre. Los perros acechaban en los bordes de la habitación, y Perra estaba a montada sobre Angelica. Velocity, con su traje rojo con las rayas de carreras por ambos lados y dos rayas que se unen en una 'v' en su pecho, no estaba tan lejos de ella. Sospeché que habían estado luchando.
Encontré a Emma en la multitud. Su padre estaba acurrucado sobre sus dos hijas, como si pudiera protegerlas de cualquier peligro, y la madre de Emma la estaba abrazando por los hombros.
De alguna manera, eso realmente me molestó.
Armsmaster miró en mi dirección, “Y los bichos.”
A regañadientes, los alejé de la multitud. Coloqué los bichos voladores en las partes intactas del techo. Levanté la vista hacia los bichos y suspiré. Luego miré a Emma otra vez.
Realmente no era como quería que esto terminara. Yo arrestada, mi plan un fracaso, ¿Emma saliendo libre con una familia, amigos y sin mayores consecuencias por toda la mierda que había hecho?
“Señor”, hablé, tratando de parecer segura. ¿Reconocería Emma mi voz? “Déjeme revisar a Tattletale.”
“Puedes hacerlo una vez que te hayas rendido”, dijo. Cambió su postura para que su Alabarda apuntara en mi dirección general. Hice una mueca. No quería recibir el mismo tratamiento que Tattletale había recibido. ¿O no lo haría con la gente mirando?
Mis ojos se movieron en dirección a la multitud, a Tattletale, quien no parecía estar a punto de hablar. Todos los ojos estaban sobre la escena. ¿Por qué se había tomado el esfuerzo de conseguir una audiencia? ¿Podría usar eso? ¿Por qué estaba tan molesto cuando lo encontré en el ferry? ¿Qué había hecho Tattletale para enfatizarnos sobre Armsmaster?
Reputación.
“Necesito asegurarme de que no hizo ningún daño serio”, hablé, solo un indicio de acusación en mi voz.
“Ella está bien.”
“Quiero verificar eso por mí misma”, le dije, de pie. ¿Qué tan lejos puedo empujar esto? “Por favor, ella se estaba rindiendo y la golpeaste con tanta fuerza.”
“Estás mintiendo.”
“¡Un carajo!” Regent se unió, “Tattletale se acerca a ti, lista para ser esposada, ¡y tú la golpeaste tan fuerte que voló al otro lado de la habitación, maldito lunático!”
No me atreví a mirar a la multitud. Armsmaster era la persona a la que necesitábamos sacarle una reacción.
“Suficiente. Esto es una falsedad”, dijo Miss Militia, su voz levantada tal vez un poco para llegar al resto de la habitación.
“¿¡Por qué crees que somos tan reacios a rendirnos, si ese es el trato que vamos a recibir!?” Regent gritó: “¡No es como si no estuviéramos totalmente jodidos!” Miss Militia movió el machete para recordarle que estaba allí.
Armsmaster volvió la cabeza hacia mí. Esta fue mi gran apuesta. ¿Cómo respondería? Si él me revelara como traidora dentro de los Undersiders, ¿La gente lo creería? ¿Mi equipo lo creería? ¿O solo dañaría su credibilidad? Él no sabía que Tattletale podría decir que era verdad.
“Miss Militia tiene una espada en la garganta de mi compañero de equipo”, Grue rompió el silencio, “creo que es bastante claro que no se están conteniendo.”
Armsmaster se volvió hacia su compañero de equipo, “Quizás un arma menos letal sería más apropiada.”
Las cejas de Miss Militia se entrelazaron preocupadas, “¿Señor?”
“Ahora.” No dejó lugar para discusiones. Luego, para asegurarse de que todavía tenían el control de la situación, recurrió a su rehén más cercano.
Yo.
Estaba boca arriba y no podía retroceder lo suficientemente rápido como para escapar, especialmente cuando tuve que soltar los brazos de las correas que sostenían el tanque de espuma de contención en mi espalda. Apuntó con la cabeza de su arma hacia mí mientras caminaba en mi dirección, la amenaza de disparar sirviendo para mantenerme bajo control. Miré a Grue, pero él estaba congelado, dos de sus compañeros de equipo a merced de los mayores héroes de la ciudad. Tattletale estaba luchando por ponerse de pie, pero no pudo lograr mucho.
Encima de Regent, la espada brilló y se convirtió en esa energía negra y verde. En ese momento, Regent golpeó, colocando sus rodillas contra su pecho, luego pateando hacia arriba y hacia un lado para dale con dos talones a la parte superior de la barriga de Miss Militia. Un segundo después, él empujó ambas manos en dirección de su clavícula.
La energía negro verdosa de su poder continuó formándose alrededor de ella sin solidificarse cuando el contenido de su estómago comenzó a salir violentamente de su boca, salpicando en el pañuelo de la bandera que cubría la mitad inferior de su rostro y desbordándose en el piso. Regent tuvo que rodar hacia un lado para evitar ser bañado en vómito.
Aproveché la distracción y traje todos los bichos de la habitación desde el techo, enviando una gran mayoría de ellos hacia Armsmaster. Se limpió la cara para quitarlos, luego levantó su arma. Agarré el mástil con ambas manos antes de que pudiera golpear el suelo, y me tiré a través del piso para ubicar mi cuerpo entre el poste y el suelo.
La descarga eléctrica no se sintió como pensé que lo haría. Cuando la punta de la Alabarda hizo contacto con mi cuerpo, fue como si alguien hubiera arrojado un puñado de serpientes vivas sobre mi pecho y estuvieran retorciéndose en su lugar allí, un único zarcillo corriendo por la piel de mi brazo derecho y sobre mis dedos . No dolió mucho en absoluto.
Y los bichos alrededor de Armsmaster no murieron. Muy pocos de los que están sobre mí perecieron incluso.
Sabía que la seda de araña era aislante hasta cierto punto. Estaba realmente contenta de que fuera lo suficientemente aislante. De verdad, realmente contenta de que mi interferencia fuera suficiente para evitar que la energía atravesara el área y eliminara a los bichos del aire.
“Hm”, cerniéndose sobre mí, Armsmaster hizo un ruido de desaprobación, “No fue inteligente.”
“¡Perra! ¡Perros!” Grité, “¡Grue! ¡Sombréame!”
De todos los tiempos para caer en la gramática de los hombres de las cavernas. Aún así, él nos ahogó a mí y a Armsmaster en la oscuridad.
Cuando Armsmaster logró arrancar la Alabarda de mis manos, tuve suficientes bichos sobre él para saber que estaba bajando la parte inferior de su alabarda contra el suelo, lejos de mí. Mis bichos no murieron, y continuaron asentándose en la piel expuesta de su cara inferior, gateando debajo de su visor. La carga o lo que fuera que estaba usando para dirigirla no conducía a través de la oscuridad.
Antes de que pudiera golpearme, me dirigí en la otra dirección. Permanecer cerca de Armsmaster no era una buena idea, ya que mi poder era el que funcionaba a distancia, y él era el combatiente a corta distancia. Sentí que se alejaba de mí, arrancando los bichos de su boca y su nariz, saliendo del lado opuesto de la nube de la oscuridad para golpear el suelo, matar el enjambre que le había puesto y luego volver su atención los perros que corrían hacia él.
No estaba a dos pasos fuera de la oscuridad cuando tuve a Velocity en mi cara.
Battery y Velocity eran ambos un tipo de velocistas, dándoles la capacidad de moverse a un ritmo ridículo. Aunque eran tipos muy diferentes de velocistas. Como yo lo entendía, de todas las cosas que había leído en línea y en las revistas y entrevistas, Battery podía cargarse y moverse a velocidades mejoradas durante períodos muy cortos de tiempo, algo así como el poder de Perra inflaba a sus perros, pero concentrado en unos breves momentos. Era un cambio fisiológico, que alteraba su biología y luego la devolvía a la normalidad antes de que fuera demasiado para su cuerpo. El propio acto de moverse a la velocidad que estos chicos podían manejar era un esfuerzo increíble en el cuerpo. Solo había uno o dos parahumanos en el planeta que podían manejar ese tipo de movimiento sin trucos ni limitaciones, y Battery y Velocity no estaban entre ellos.
Velocity, en contraste con Battery, se parecía más a Shadow Stalker. Cambiaba de estado, y aunque no tenía idea de qué significaba esto exactamente, si era que él pasaba parcialmente a otra dimensión o alteraba la forma en que el tiempo o la física funcionaban en relación con él mismo, sabía que eso lo hacía capaz de moverse muy rápido, sin necesidad de descansar como lo hacía Battery. Lo suficientemente rápido como para que mis avispas no pudieran aterrizar sobre él, y las que lo hicieron fueron despachadas antes de que pudieran comenzar a picar.
El inconveniente, sin embargo, era que mientras se movía así no golpeaba tan fuerte, probablemente por las mismas razones por las que no estaba destrozando sus huesos cuando sus pies impactaban contra el suelo diez veces por segundo, haciéndose trizas por fricción o por falta de oxígeno debido a la inhabilidad de respirar. Su velocidad viene con una capacidad reducida para afectar el mundo que lo rodea y verse afectado por él. No podía golpear tan fuerte, no podía sostener o mover cosas tan fácilmente. Una pérdida efectiva de fuerza proporcional a la velocidad con la que era capaz de moverse.
Así que, tan rápido como se movía, ser golpeada por él no era mucho peor que ser golpeada por un niño de ocho años.
El problema era que me estaba golpeando mucho. Sus percepciones también aumentaban, lo que significaba que tenía el lujo de lo que deben haber sido segundos en sus propios sentidos para ver mis reacciones, calcular el mejor lugar para pegar ese siguiente golpe o patada para desequilibrarme o infligir dolor. Era menos como estar en una pelea a puñetazos y más como ser atrapado en un vendaval que tenía toda la intención de atormentarme.
Velocity me obligaba a retroceder, tropezar y en general solo estaba trabajando para llevarme en una dirección: hacia una ventana abierta. O me obligaría a pasar y me dejaría colgando de la cornisa, impotente para evitar el arresto, o tendría que darme por vencida y dejarme caer al suelo, y en ese punto todo habría terminado. Una vez que esté abajo, él o bien continuaría la embestida hasta que otra capa pudiera acabar conmigo, o él apagaría su poder el tiempo suficiente para golpearme en la cabeza un par de veces con una silla o algo así.
Al otro lado de la habitación, Grue estaba trabajando con dos de los perros y Perra para mantener Armsmaster acorralado, mientras que uno de los perros y Regent mantenían a Miss Militia fuera de combate.
No podría ganar esto por mi cuenta.
“¡Grue!” Grité. Me golpeo en la boca tres veces antes de poder levantar un brazo para alejar a Velocity y volver a hablar: “¡Necesito cobertura!”
Él me dedicó una mirada y una explosión de su oscuridad. En un instante, estaba ciega y sorda, con solo mis bichos para guiarme.
Pero Velocity se ralentizó, y tenía mis sospechas de que no era solo el hecho de que tenía que usar sus manos para encontrarme antes de golpear. Grue había dicho que los poderes de Shadow Stalker eran de alguna manera menos efectivos en su oscuridad. ¿Podría eso aplicarse a Velocity también? ¿O era solo la resistencia extra del poder de Grue contra el aire normal, combinado con la baja resistencia de Velocity?
Mis bichos ahora se estaban posando con éxito en él, curiosamente me daban una mejor idea de sus movimientos que mis ojos, y les estaba ordenando que no picaran ni mordieran, por lo que no sería fácil encontrarlos. Comenzaron a agruparse en él, y de alguna manera sentí que eso lo estaba frenando aún más.
El ataque había sido suavizado, y no era ni la mitad de efectivo para mantenerme fuera de balance ahora. No podía ver mi postura de manera efectiva para conocer los lugares óptimos para atacar, así que pude poner mis pies firmemente en el suelo. Golpeé dos veces con mis puños, pero mis golpes no tuvieron impacto. Algo que tenía que ver con su poder, sospechaba, así como su habilidad para moverse lo suficientemente rápido como para soportar cualquier golpe que sintiera.
Así que agarré un arma a la que no podía reaccionar, mi spray de pimienta, y le di un chorro en la cara. Entonces instruí a los bichos que había juntado sobre él que mordieran y picaran.
El efecto fue inmediato y dramático. Nunca has visto a alguien sacudirse como loco hasta que lo ves en un velocista. Cayó al suelo, se levantó, cayó sobre una silla, y luego subió un segundo después, arremetiendo contra una mesa, palmeándola ciegamente con la esperanza de encontrar algo con lo que lavar sus ojos. Lo sentí frenar dramáticamente, aumentando su propia fuerza lo suficiente como para permitirse comprobar las tazas y jarras.
Tenía bichos en la mesa que estaba buscando, y el único líquido que había era vino. Anticipando que continuaría buscando algo de alivio, me acerqué a la mesa más cercana.
Efectivamente, se lanzó a la misma mesa y comenzó a buscar. Di un largo paso hacia mi izquierda, me estiré a mi espalda y agarré con ambas manos el mango de espuma de mi bastón extensible. Como un palo de golf, lo moví hacia arriba y entre sus piernas.
Mi razón era que necesitaba obstaculizar su movilidad, pero no quería causar ninguna lesión permanente, lo cual era una posibilidad si lo golpeaba en la rodilla o la columna vertebral. Además, el Protectorado tenía diseñadores de vestuario de primera categoría, ¿y qué superhéroe masculino con un traje caro saldría sin protección en la ingle? ¿Cierto?
A menos que, la idea cruzó por mi mente cuando Velocity se desplomó, había descartado la protección para una mayor movilidad y para reducir la fricción.
Encontraría alguna manera de compensarlo, después de todo esto hubiera terminado.
Tiró débilmente de mi muñeca mientras yo juntaba su brazo izquierdo y su pierna derecha, y los apretaba con un doble juego de esposas de plástico. Luego esposé su brazo derecho a la mesa frente a él. Velocity estaba fuera de acción, a efectos prácticos.
Aunque cada impulso me decía que debía salir de la oscuridad y echar un vistazo a lo que estaba pasando, me quedé quieta, agachada y sintiendo con mis bichos. Con sus piernas y cuerpos sirviendo como miles y miles de pequeños dedos que podría usar para sentir mi entorno, tuve una idea de la situación.
Desde que le hizo lo que fuera que le hizo a Miss Militia, Regent había empezado a vigilarla encima de ella. Él tenía una mano extendida en su dirección mientras ella luchaba en el suelo, agitada ahora, con sus extremidades temblando. Tattletale estaba con él, con una mano aún apretada contra su estómago, pero ella estaba de pie, mirando a la multitud por cualquiera que pudiera intervenir para rescatar a Miss Militia.
Lo cual solo dejó a Armsmaster. Excepto que ‘solo’ no era la palabra correcta. Perra, sus tres perros y Grue habían rodeado a Armsmaster, e incluso con eso, tuve la impresión de que él tenía el control de la situación.
Había vuelto a formar la cabeza de su Alabarda en una bola suelta y tenía la cadena que usaba para el gancho extendida parcialmente para que pudiera servir como un mayal. Había un impasse mientras mis compañeros de equipo permanecieran donde estaban, manteniéndose espaciados, fuera del alcance del arma. Armsmaster, por su parte, estaba de pie en una postura de pelea suelta, sosteniendo la larga vara de su Alabarda mientras balanceaba la cabeza del mayal en una figura de ocho relajada.
Brutus gruñó a su presa, moviéndose medio paso demasiado cerca, y Armstrong aprovechó la oportunidad. La cadena se extendió con un leve zumbido y el mayal se movió con sorprendente rapidez para colisionar con el hombro de Brutus. Por la reacción de Brutus, pensé que acababa de ser golpeado por una bola de demolición. O Armsmaster era mucho más fuerte de lo que parecía, o había algo en su arma que le estaba dando un empujón extra. Dado que él era un artesano, podría haber sido cualquier cosa.
Armsmaster no se detuvo al derrotar a Brutus. Cuando terminó de darle a la pelota el impulso necesario, Armsmaster revirtió su agarre y se lanzó hacia Grue, balanceando la parte inferior de su arma como un bate de béisbol. Grue evitó el golpe dando un paso atrás y agachándose, pero no pudo recuperarse lo suficientemente rápido para evitar el siguiente movimiento. Armsmaster siguió avanzando, sin detenerse cuando tomó el extremo del palo con sus dos manos y golpeó con fuerza la sección media de la barra contra el pecho de Grue. Grue golpeó el suelo con fuerza suficiente que casi rebota, y fue empujado con fuerza hacia el suelo por segunda vez cuando Armsmaster bajó el extremo del poste contra su estómago.
Sin pensarlo, salí de la oscuridad y luego me detuve. ¿Qué ayuda podría ofrecer interfiriendo?
Perra silbó para que un perro atacara, pero Armsmaster ya estaba reaccionando, tirando de su codo contra la cadena para controlar el movimiento de la cabeza del mayal. Dejó caer la barra y agarró la cadena para tirar de la bola hacia sí mismo, la atrapó con la mano libre y giró en un círculo cerrado para preservar el impulso del vuelo de la cabeza del mayal, y lo estrelló con fuerza contra la oreja de Angelica. Perra tuvo que dar saltos hacia atrás mientras Angelica se desplomaba en el suelo donde había estado parada.
Sin mirar hacia abajo, Armsmaster colocó una bota blindada debajo del palo mientras rebotaba contra el suelo, luego la pateó hacia arriba hasta el nivel del pecho. Tomó su arma con una mano y recogió la cadena. La cabeza del mayal volvió a su forma de cuchilla cuando se volvió a conectar con la parte superior del palo.
Dos perros y Grue abajo, y lo había hecho parecer fácil.
Me di cuenta lo que ponía a Armsmaster un paso por encima de otros artesanos, por encima de otras personas con la capacidad de inventar y realizar ciencia loca, y no era la loca cantidad de entrenamiento al que probablemente se había sometido. Los Artesanos tendían a tener una habilidad especial, una cualidad especial específica para su trabajo. De acuerdo con Tattletale, la habilidad de Armsmaster le permite combinar la tecnología y aun así hacer que funcione. Otros artesanos estaban limitados en cuanto a lo que podían cargar y tener acceso en cualquier momento dado, ¿pero Armsmaster? Tenía una solución para cada problema en el que había podido pensar, sin tener que preocuparse por la logística del espacio, el peso de su hardware y la capacidad en su cinturón de herramientas, o lo que sea. Y con todo eso, su equipo principal, su armadura y Alabarda, todavía eran devastadores y completamente confiables por derecho propio.
Mientras Armsmaster le daba la espalda, vi a Tattletale dar un paso a un lado, disimuladamente.
Judas se lanzó, y en el mismo momento en que Armsmaster reaccionó, Tattletale hizo un movimiento hacia la multitud, sacando su arma.
Miré hacia Armsmaster, y mi visión de él estaba bloqueada cuando Judas se desplomó en el suelo entre nosotros. A través de mis bichos, sentí que extendía su arma hacia Tattletale, sentí el retroceso cuando la cabeza se disparó. El gancho agarró el brazo con la pistola con fuerza suficiente como para arruinar su puntería, y los dientes del gancho se cerraron alrededor de su brazo.
Recogió la cadena al mismo tiempo que la empujo hacia él, y al hacerlo, arrojó a Tattletale por el suelo. Los dientes soltaron justo a tiempo para enviarla a toda velocidad a una de las endebles mesas de cóctel. Armsmaster tiró del mástil de su arma para controlar el vuelo del gancho mientras se recogía, golpeando la pistola de Tattletale y haciéndola pedazos.
“Sin rehenes”, dijo, “sin armas.”
Grue comenzó a pararse, cayó y luego logró mantenerse en pie con éxito en su segundo intento. Los tres perros que Armsmaster había derribado estaban tardando más en ponerse en pie. Angelica negó violentamente con la cabeza, dos veces, hizo una pausa, y luego lo hizo de nuevo.
Armsmaster miró a Perra, luego golpeó el mástil de su arma contra la palma de su guante blindado.
“Rachel Lindt, alias: Hellhound.”
“Armsmaster, alias: cara de verga”, Perra replicó.
“Si esto sigue adelante, no puedo prometer que esos animales tuyos no sufrirán daños permanentes.”
Pude ver que sus ojos se movían detrás de los agujeros de su máscara mientras echaba una mirada de lado a su izquierda para mirar a Brutus, luego a su derecha, a Angelica. Luego se encontró con su mirada, “Si los lastimas de forma permanente, te encontraremos y te haremos algo diez veces peor. Créeme, viejo, conocen su olor, podemos rastrearlo.”
Una vez más, el poste golpeó contra su guante con un sonido de metal contra metal.
Su tono fue moderado cuando le preguntó: “¿Para qué arriesgarse? Ya has perdido. Tuvimos suficientes grabaciones de tus perros que pude armar una simulación de sus patrones de lucha. Sé cómo atacan, cómo reaccionan. Sé cómo piensas en una pelea, las órdenes que das y cuándo. Todo eso está conectado a mi traje, en mi interfaz visual. Sé lo que tú y tus bestias van a hacer antes de que te hayas decidido. Ninguno de ustedes va a salir caminando.”
“No somos solo nosotros y los perros”, dijo Perra.
“¿Tus amigos? Puede que no tenga una simulación preparada para él, pero soy mejor que tu líder, Grue. Más fuerte, mejor blindado, mejor equipado, mejor entrenado. Si su amigo Regent desvía su atención de Miss Militia por más de veinte segundos, ella disparará contra uno o todos ustedes, no es que él pueda hacerme nada si lo intentara. ¿Tattletale? Inconsciente. ¿Skitter? No es una amenaza.”
¿Que estaba haciendo? ¿Por qué estaba tan concentrado en hacer que Perra admitiera que se había terminado?
Reputación, una vez más. Necesitaba salvar esta situación, y la forma más segura de hacerlo, para recuperar sus pérdidas y salir bien parado, sería hacer que el más malo, el más duro y el más notorio de nosotros nos pongamos de rodillas y concedamos la derrota.
Sin embargo, realmente no conocía a Perra.
Ella se sacó su máscara de perro de plástico barata y la tiró a un lado. En realidad, era solo una formalidad, ya que su rostro e identidad eran de conocimiento público. Su sonrisa, al extenderse por su rostro, no era la más atractiva. Demasiados dientes visibles.
“Lung la subestimó también”, le dijo, mirándome.
Armsmaster se volvió para mirar, también.
¿En serio? Quiero decir ¿en serio, perra? ¿Me pasas la pelota a mí? No tenía un plan. No había mucho que pudiera hacer aquí.
“¿Velocity?”, Me preguntó Armsmaster, casual.
Me encogí de hombros, imitando su tono informal, cuando era lo último que me nacía, “Fuera de combate.”
“Hm. Creo-”
Mientras hablaba, miré a Grue y sacudí la cabeza en dirección a Armsmaster. Armsmaster no era un despistado, y tomó mi señal como razón para caer en una postura de lucha. Sin embargo, no había nada contra lo que realmente pudiera defenderse, mientras Grue nos envolvía a los dos en la oscuridad por segunda vez.
La peor posibilidad, que Armsmaster dijera a los Undersiders lo que estaba planeando, estaba controlada por el momento. Dudaba que Armsmaster siguiera hablando mientras estaba bajo los efectos del poder de Grue.
Lo cual me dejó el problema de encargarme del tipo. Pude sentir los bichos que tenía sobre él moviéndose, mientras atravesaba la oscuridad, hacia mí. Por lo menos, si pudiera alejarlo de los demás, podría comprarles tiempo.
Corrí hacia la puerta de vidrio que conducía a uno de los patios exteriores. Miré por encima de mi hombro, y efectivamente, vi a Armsmaster emergiendo de la nube de aceitosa sombra. Giró sobre sus talones para balancear su mayal contra Judas, derribando al perro cuando salió justo detrás de él, luego giró para mirarme de nuevo. Cuando salí, la cadena se recogió, llevando la cabeza del mayal de vuelta a la parte superior del arma. Él se detuvo.
¿Por qué? Solo había una razón por la que se quedaría atrás y vacilando así, en lugar de acortar la distancia para tenerme a su alcance.
Adiviné. Sabiendo que el ataque vendría más rápido de lo que esperaba, por lo que le había pasado a Tattletale en las dos ocasiones, me tiré al piso del patio.
La bola salió volando del extremo de su arma, pero mi intento de esquivar no sirvió de nada. Azotó la cadena para cambiar la trayectoria de la esfera, y al mismo tiempo la abrió en su forma de gancho enorme. La cosa me golpeó en el costado, con las garras pasando sobre mis hombros y debajo de mis axilas. Gruñí con el impacto, y cuando traté de ponerme de pie, casi me deslicé sobre el excedente de cadena que se enroscaba a mi alrededor en la estela del gancho. Sentí la garra apretarse alrededor de mi pecho.
En el otro extremo del patio, Armsmaster plantó sus pies y levantó su arma para comenzar a empujarme hacia adentro.
No no no no no.
No iba a caer así.
No con la puta Emma Barnes y su malnacido papá abogado entre la multitud.
Empecé a juntar mis bichos desde adentro, pero me detuve. No sirve de nada traerlos aquí, cuando Armsmaster podría asesinar a la mitad del enjambre con ese destructor de bichos que había puesto en su alabarda. Puse a mis bichos en posición en el interior.
Todavía temblorosa por el golpe, agradecida por la armadura que había incorporado a mi traje, me las arreglé para agarrar el exceso de cadena debajo de mí y enrollarla alrededor de la barandilla del patio detrás de mí. Si Armsmaster quería atraparme, tendría que venir por mí, maldita sea. No iba a hacerle esto fácil.
La cadena se tensó, y Armsmaster tiró dos veces antes de decidir que sería menos problemático acercarse que aumentar el daño a la propiedad. Él me cerró la distancia a pie, deteniéndose solo para liberar su cadena de la barandilla del patio. Recogió su cadena acercarme el metro restante hacia él.
“Skitter. Pensé que te rendirías más rápido.”
Nadie más estaba al alcance del oído. “Sin importar de qué lado esté, no quiero ir a la cárcel exactamente. Mira, mi oferta está en pie. Casi tengo el último detalle que necesito de estos muchachos.”
“Algo que dijiste que tendrías hace semanas”, respondió.
“No hay otra manera de que vayas a salvar esto, Armsmaster,” me paré tan derecho como pude con el gancho de agarre a mi alrededor. La maldita cosa era pesada. Tattletale había hecho su mejor esfuerzo, incluso había quedado inconsciente, para decirnos qué tan importante era el status para Armsmaster. Necesitaba usar eso. “La única forma en que no te verás incompetente es si puedes decir que solo escapé porque me dejaste. Que todo esto pasó esta noche porque lo permitiste. Porque dejarme salir con esto significaba que podía obtener información sobre quién está empleando a los Undersiders, de dónde provienen los fondos, el equipo y la información. Luego haces limpieza y son dos equipos de supervillanos arrestados en el lapso de una semana. Dime que eso no suena bien.”
Armsmaster lo consideró por un momento.
“No”, me respondió.
“¿No?”
“No esperes nada más que un arresto rápido para ti y tus acompañantes por tus payasadas esta noche”, negó con la cabeza, “Un pájaro en mano, después de todo...”
Me dio un pequeño apretón, como para dejar en claro quién era el pájaro.
Tomé una respiración profunda, “Tenías razón, Armsmaster.”
“Por supuesto”, habló, ausente, empujándome contra la barandilla con una mano. Su gancho de agarre me liberó, reconfigurándose en lo que sospechaba que era la misma configuración que había fijado a Lung en el suelo con barras de acero inoxidable, en mi primer día en traje. Tenía la forma de un rectángulo y había dos bandas de metal en forma de "U" con electricidad formando arcos a su alrededor, las puntas de cada "U" brillaban lo suficientemente calientes como para derretirse contra cualquier superficie.
“Esto terminó desde el momento en que entramos a la habitación”, terminé.
Cerca de setecientos avispones explotaron debajo de mis paneles de armadura, todos se aferraron a él, mordiéndolo y picandolo implacablemente, fluyendo debajo de su visor, dentro de su casco, su nariz, su boca y sus orejas. Algunos incluso se arrastraron por debajo de su cuello, a sus hombros y su pecho.
Me arrojé al final de su Alabarda, abrazando mi cuerpo a su alrededor. Con una mano nos levantó a mí y a la Alabarda, y nos golpeó contra el suelo. De nuevo, sentí esos zarcillos de electricidad corriendo sobre mí, además del dolor de tener mi estómago atrapado entre el poste y el suelo. Estaba muy agradecida, la segunda vez esta noche, por los paneles de armadura que había implementado en mi diseño de vestuario.
Repitió el proceso, levantándome a un metro del suelo, luego golpeando con la barra y yo de nuevo. Después de la segunda vez, tuve que luchar para colocarme debajo del poste de nuevo en previsión de un tercer golpe, sabiendo que aguantaría el ataque de avispones por más tiempo de lo que yo resistiría este abuso.
El rescate no pudo haber llegado un segundo después.
Perra, una Tattletale inconsciente y Brutus fueron los primeros en llegar al borde del patio. Brutus chocó contra Armsmaster al pasar, golpeándolo fuera de equilibrio y dándome la oportunidad que necesitaba para levantarme y sacar la alabarda de sus manos. La sostuve en mis manos, y él estaba demasiado distraído por las avispas que se apiñaban sobre él para darse cuenta.
Lancé la alabarda por el borde del patio y corrí hacia la puerta que conducía al interior. Cogí la mano de Grue mientras él y Judas saltaban, para poder levantarme detrás de él.
Cuando saltamos desde el borde del patio, miré detrás de nosotros y vimos a Angelica y Regent siguiéndonos. Grue estaba desvaneciendo su oscuridad, para hacer que el desastre que habíamos creado fuera aún más claro para aquellos de nuestra audiencia que aún no habían logrado huir. Nuestro objetivo era humillar, después de todo.
Por la misma razón, tal vez como un poco rencoroso “andate a la mierda” a Armstrom, que había hecho todo esto mucho más difícil de lo que tenía que ser, dejé a mis bichos donde estaban, organizados en la pared a la derecha del patio y el piso frente a él. La mitad estaba reunida en forma de dos grandes flechas que apuntaban a la puerta del patio, una en el piso y otra en la pared, mientras que la otra mitad estaba ordenada en letras en negrita que deletreaban “VAMONOS.”
Envolví mis brazos alrededor de Grue, sosteniéndolo con fuerza tanto anticipándome a nuestro aterrizaje en un tejado cercano como un abrazo de despedida.
Había muchas posibilidades de que este fuera mi último trabajo como parte de los Undersiders.

Capítulo Anterior < Indice > Capítulo Siguiente

submitted by master_x_2k to Parahumanos [link] [comments]


2018.06.08 20:47 master_x_2k Interludio Purity

Capítulo Anterior < Indice > Capitulo Siguiente

______________________Interludio Purity______________________

Kayden estaba agachada junto a la cuna, con los brazos cruzados sobre el borde, mirando cómo el pecho de su bebé subía y bajaba. Ella se sentía en paz. Aster era perfecta, impecable, no estaba contaminada por el caos y los males del mundo más allá del departamento y la guardería. Incluso cuando estaba despierta, no era demasiado exigente, rápidamente pasando de alaridos a gemidos tranquilos cuando escuchaba garantías de que la comida, la compañía o un cambio de pañal estaban en camino. No es que ella entendiera, por supuesto, pero confiaba en que su madre la cuidaría. Kayden no podría haber pedido más. Literalmente, no había nada que Aster pudiera hacer, tener o ser que la hiciera mejor de lo que era.
De una manera extraña, Kayden suponía, se refugió en Aster. Encontró un ancla en compañía de su hija, en medio de un mundo en el que tenía pocas esperanzas.
Tomó fuerza de voluntad obligarse a sí misma a alejarse, a alejarse silenciosamente de la guardería y entrecerrar la puerta detrás de ella. Cuando vio a Theo, regordete de quince años, sentado frente a la televisión, se sintió momentáneamente desorientada.
Entonces sintió una punzada de culpa. Se había olvidado del chico, en medio del cuidado de Aster y sus preparativos para la noche.
“Theo, lo siento”, dijo ella. El muchacho había quedado cautivado por los votos finales de un programa de reality show, pero no pensó ni un segundo en silenciar la televisión y prestar toda su atención a Kayden. “He estado tan ocupada, no te he alimentado.”
“Está bien”, respondió Theo, rompiendo el contacto visual. No era así.
“Mira, voy a salir-”
“¿En disfraz?”
“Sí”, respondió Kayden. Trató de leer la expresión en la cara del niño, pero Theo era un muro de piedra. Tenía que serlo, realmente, en donde había crecido.
Resistiendo el impulso de comentar o presionar al chico para que ofreciera algún comentario, crítica o apoyo, Kayden continuó, “Te dejo aquí treinta dólares en la mesa de la cocina. Si deseas usarlo para ordenar delivery, por favor siéntete libre. De lo contrario, saquea mi alacena, mi nevera o usa el dinero para ir a la tienda en el vestíbulo, ¿de acuerdo? Si decides alquilar una película, déjala aquí para que la lleve de vuelta.[1]Es posible que quiera verla.” Kayden sonrió, tratando de fomentar la misma expresión en él.
“Está bien”, dijo Theo, con el rostro inexpresivo. “¿Cuándo vas a estar de vuelta?”
A tiempo para llevarte de vuelta a casa de tu padre, Kayden estuvo a punto de decir. Entonces ella tuvo una idea, “Podría puede que llegue tarde. ¿Estaría bien si pasas la noche? Tendrías que revisar a Aster cada pocas horas. Mantener un oído abierto en caso de que ella llore. Te pagaría la noche completa de niñero.”
Los tiempos en que Theo dejaba que un atisbo de emoción se mostrara eran pocos y distantes. Una sonrisa, genuina, tocó la cara de Theo, y casi rompe el corazón de Kayden en el proceso.
“Me encantaría”, respondió Theo, diciéndolo con honestidad.
“Entonces está arreglado. Lamento interrumpir tu programa”, dijo.
“Está bien”, dijo Theo, solo un toque demasiado rápido. Al parecer no estaba bien, pero nunca lo admitiría. Nunca podría admitirlo. Kayden sintió un destello de odio por el hombre que había erosionado cada gramo de personalidad y asertividad de su hijo. Ella daría la mano derecha por un comentario sarcástico, que girara los ojos o que la ignorara en favor de un programa de televisión.
Tenía que consolarse a sí misma de que al menos le estaba dando a Theo un respiro de una noche de ese hombre. No era suficiente, por supuesto, pero había tan poco que podía hacer. Todo lo que ella podía ofrecer eran pequeñas amabilidades, pequeños gestos de amor y afecto, y la esperanza de que ayudaran. Con eso en mente, Kayden se tomó el tiempo para sacar algunas sábanas y colocar el otro sofá para que Theo se sintiera cómodo cuando terminara de ver la televisión.
Cuando terminó, revisó dos veces el televisor para ver que no estaba interrumpiendo nada, y le dijo a Theo: “Deséame suerte.”
“Buena suerte”, respondió el chico, en un tono que era puro artificio. Las palabras falsas afectaron a Kayden más que si Theo no hubiera dicho nada en absoluto. Esta noche no era la noche para enfrentar ese problema. Ella salió del apartamento, cerrando la puerta detrás de ella. Subió las escaleras hasta el techo y se quitó la bata de baño. La prenda entró en el espacio entre dos jardineras, donde nadie la encontraría a menos que la estuvieran buscando.
Luego dio un paso más allá del borde del techo.
El viento le rasgaba el pelo y soplaba frío contra su cara. Mientras ella se tambaleaba cabeza abajo, viendo solo los destellos de las farolas y los autos debajo de ella, ella esperó. Su edificio de apartamentos tenía quince pisos de altura, lo que le daba menos tiempo del que cabría esperar. Todo lo que tomaría sería un segundo de duda, un error, una momentánea vacilación, y ella golpearía con el suelo.
Aster. Era apropiado que ella pensara en su hija. Ella siempre lo hacía, en estos días, cada vez que saltaba. Se había convertido en un ritual, como si no pudiera ir a limpiar la ciudad si no se recordaba a sí misma por qué lo estaba haciendo.
La energía inundó su cuerpo. Todo el cielo se iluminó con un brillante y cegador destello de luz. Para cuando las manchas desaparecieron de los ojos de la gente en la calle, ella ya se había ido, precipitándose sobre el centro de Brockton Bay, un rastro de luz blanca detrás de ella.
Kayden no usaba una máscara, pero no era necesario. Con sus poderes activos, su cabello castaño y sus ojos se volvían de un blanco radiante, emanando una luz tan brillante que era imposible mirarla directamente. La tela de su traje de alabastro también irradiaba un suave resplandor que se ondulaba como la luz sobre la superficie del agua.
Su rutina habitual era patrullar durante una hora o dos, tener una idea de las cosas, y luego tomar medidas donde ella creía que era más apropiado. Esta noche, sin embargo, estaba frustrada, y ni siquiera había empezado.
Hace un año, había convertido el ABB en un objetivo prioritario. De tres a cinco veces a la semana, ella había llevado a cabo ataques quirúrgicos contra las operaciones de bajo nivel de la banda, interrumpiendo envíos, golpeando a traficantes y matones, atacando sus lugares de negocios y todo el tiempo ella había estado recopilando información. Esa información había dado sus frutos de vez en cuando; se había enfrentado directamente con Lung en no menos de cuatro ocasiones, había encontrado a Oni Lee en dos. En todos menos en uno de esos encuentros, ella los había forzado exitosamente a retirarse, a abandonar lo que sea que estuvieran haciendo en ese momento. Esos eran los buenos días.
Hubo días malos también. La mayoría de las veces, ella hacia énfasis en maltratar a los miembros del nivel más bajo de la pandilla cuando los había derribado, lo suficiente como para hacer que reconsideraran su elección de carrera. Hacer que consideren ir a otra ciudad. En un momento dado, Lung le tendió una trampa y logró devolverle el favor. Le había tomado dos meses recuperarse de todas sus heridas. Otros días, que de alguna manera fueron peores, se encontró luchando por hacer una diferencia, llegando a la comprensión de que no había logrado cambiar las cosas.
Esta semana ha sido una larga serie de esos días malos. Cuando leyó en las noticias que Lung había sido detenido, ella había despejado su agenda. Kayden había tomado sus días de vacaciones y había llamado a Theo para hacer de niñero. Había sido la mejor oportunidad que tenía, pensó, de limpiar el ABB de una vez por todas. Sacar esa escoria de su ciudad, mientras ellos no tienen liderazgo.
Cinco de sus siete días de vacaciones habían pasado, y ella no había logrado nada. Menos que nada. Se estaban volviendo más fuertes.
Rompiendo su ruta de patrulla habitual, se dirigió directamente a la parte norte de la ciudad e investigó los Muelles. Estaba vacío de miembros de ABB, aparte de dos chicas coreanas que estaban tomando un descanso de prostituirse cerca del ferry, hablando con su anciano, gordo y matronal chulo. Kayden resistió el impulso de tomar medidas y huir, se resistió a interrogarlos por información. Ella había hecho eso anoche con un grupo de comerciantes, y logró poco o nada.
El ABB todavía estaba activo. Incluso con su jefe fuera, estaban más organizados de lo que habían estado bajo la influencia de Lung. Pero sus interrogatorios no pudieron obtener detalles sobre por qué. Incluso los brazos y las piernas rotas no habían lastimado o asustado a los matones lo suficiente como para que hablaran sobre lo que estaba pasando.
Esta era la situación, por lo general, en la que Kayden acudía a los informantes en busca de información, resucitaba viejas alianzas y obtenía ayuda para aplastar al ABB antes de que pudiesen recuperar el equilibrio. Ella había perseguido a viejos amigos, contactos y compañeros de equipo hace tres días, y se había sentido frustrada por la falta de respuesta, la falta de entusiasmo. Max, el padre de Theo, tenía la culpa de eso. Tal como ella había dejado a su equipo como una persona más rota de lo que había estado cuando se unió, otros pasaron por la misma experiencia. Con carisma y un gran sentido de la gente, Max había convencido a personas de todo el país para que se unieran a su equipo. Con la misma facilidad, él los había desarmado sin que se dieran cuenta de que lo estaba haciendo. Confianza rota, atormentados por las dudas, paranoicos con respecto a todos menos al hombre que había causado la paranoia en primer lugar, dividieron el equipo. No es que a Max le importara. Siempre había un nuevo suministro de reclutas con espíritu en los ojos listos para reemplazar a cualquiera que se rompiera.
Ahora la mayoría de la pandilla había desaparecido, posiblemente en un gran trabajo, y no tenía idea de dónde. Ella no tenía idea de dónde averiguarlo. Kayden apretó los dientes. Esto no estaba funcionando. Si iba a hacer algún progreso antes de que se acabaran sus vacaciones, tenía que actuar ahora. Hacer un trato con el diablo.
Ella regresó al centro. Era difícil navegar por las calles desde tan alto, incluso si eran caminos a los que ella viajaba a diario como su versión civil. Desde aquí, todos los edificios parecían iguales, con exteriores espejados y tejados de grava. Dos veces, dio vueltas alrededor de los pisos superiores de los edificios equivocados, buscando el logo en el costado del edificio que diferenciaba al edificio de Max de los demás.
La corona negra sobre un fondo rojo y amarillo. Se detuvo cuando lo vio, maldijo por lo bajo. Cuando ella se acercó, ella lo vio, todavía en su oficina. No era tan inusual, había trabajado hasta tarde todas las noches de su matrimonio. Tenía una laptop directamente frente a él, un sándwich en una envoltura de papel a su derecha, y una serie de papeles extendidos sobre el escritorio a su izquierda. Se giró para mirarla cuando ella se acercaba a la ventana, sonrió suavemente.
Maldito sea, era cinco años mayor que ella, con treinta y cinco años, y todavía era el hombre más atractivo que jamás había mirado a los ojos. Incluso las arrugas en las esquinas de sus ojos solo lo hacían más atractivo. Se había quitado la corbata y la chaqueta del traje, y las mangas de su camisa estaban enrolladas hasta la mitad de sus antebrazos, lo que la obligó a notar que todavía estaba entrenando.
Esperó, con las manos cruzadas sobre el estómago, la más leve expresión de diversión en su rostro. Ella sabía que él era capaz de abrir la ventana de su oficina. Estaba esperando que ella pidiera entrar. Era el tipo de pequeña demostración de poder que tanto le gustaba.
En otra noche, ella habría probado su voluntad contra la de él. En vano, por lo general, pero ella lo habría intentado. Probablemente hubiera terminado con ella yéndose volando, dejando en claro que podría prescindir de su ayuda. Esta noche, sin embargo, sintió la frustración de sus “vacaciones” infructuosas y se dispuso a extender la mano y golpear la ventana.
Antes de que pudiera golpear sus nudillos contra ella por segunda vez, hizo clic y se abrió hacia arriba. Ella navegó a su alrededor para abrirse paso. No pareció mover un músculo cuando abrió la ventana. Le gustaba pequeñas demostraciones como esa. Puso un pie en la alfombra de la oficina y dejó que la luz brillaba desde su interior se desvaneciera. Su cabello dejó de agitarse y retorcerse en respuesta a la energía que ondulaba a través de él, quedando flácido y volviéndose marrón. Sus ojos se oscurecieron a su color avellana oscuro. Podía escuchar un clic seguido por el más leve siseo cuando la ventana se cerró lentamente detrás de ella.
“Kayden. Ha pasado un tiempo”, logró saludarla y hacer que pareciera una crítica en el mismo aliento. Dio media vuelta para escribir en su computadora, y las luces de la oficina se ajustaron a un destello de halógeno. Cerró los ojos brevemente y se deleitó con el resplandor, sintiendo que su suministro interno de energía se recargaba.
“Max. Gracias por la luz.”
“¿Asumo que estás bien?”
“Estoy bien.”
“¿Y nuestra hija?”
“Aster está bien”, dijo, con la mayor calma posible, mientras su pulso latía en sus oídos. Ella sabía que realmente no le importaba. Él le estaba haciendo saber que no se había olvidado de Aster, recordándole que él, en cualquier día y en cualquier momento, podría tomar la custodia de su bebé. Él tenía el dinero, tenía los contactos. Ella sería incapaz de detenerlo. Ella recordó mencionar, “Theo la cuidará esta noche.”
“Lo sé. Llamó un poco antes para preguntar si podía pasar la noche. Le dije que estaba bien. Le hará bien pasar tiempo contigo y Aster. Algunas influencias femeninas en su vida.”
Kayden respondió con un brusco asentimiento. Para cualquier otra persona, esta conversación habría sonado perfectamente inocente. Como alguien que había trabajado junto a Max durante diez años y se había estado casada con él por uno, sabía que esto era todo negociación. Estaba dejando claro que le estaba haciendo un favor, y que esperaría una recompensa en algún momento, esta noche o dentro de una semana. Así era él, siempre jugando por el poder, por la ventaja, por el dominio. Todo el tiempo, él lo estaba haciendo de una manera que no podrías enfrentar. Si ella lo señalaba, él jugaría inocente y se vería como la loca, la que estaba equivocada. A veces incluso a sí misma.
“Entonces, ¿qué puedo hacer por ti?”, Se reclinó en su asiento.
“Los ABB carecen de liderazgo. O, al menos, carecen de liderazgo experimentado. Quiero derribarlos antes de que se reagrupen. Para hacer eso, quiero reunir a nuestro antiguo equipo.”
“Y admites que no puedes hacerlo sin mi ayuda.”
“Sí”, le dolió admitir.
“No estoy interesado”, dijo, dando vueltas en su silla para mirar la computadora. Hubo un clic, y la ventana detrás de Kayden comenzó a abrirse nuevamente. A medida que el aire soplaba desde el exterior, un mechón de cabello le atravesó la cara. Ella lo colocó detrás de su oreja.
“He hablado con los demás, pero nadie que haya trabajado para ti está dispuesto a ser el primero en unirse a mí. Algunos dicen que están preocupados de que te ofenderán. Otros simplemente están asustados, o ya se dieron por vencidos. Me preguntan por qué un grupo de sus rechazados lo haría mejor de lo que habían logrado como parte de su equipo. No estoy llegando a ningún lado, y el tiempo se acaba. Todo lo que tomaría sería una palabra de ti, y tendría un equipo de cuatro o cinco personas. Con eso, podría exponer y aplastar al ABB.”
Max se levantó y se sentó en el borde de su escritorio para mirar a Kayden, “No veo que valga la pena el esfuerzo. ¿Qué hay para mi ahí en esto?”
“Para empezar, la ABB se habría ido.”
“Se irán eventualmente. Soy paciente ¿Qué más?”
“No tengo nada más que ofrecerte, Max”, respondió ella. Eso era una mentira, lo sabía… pero lo más cercano que tenía a una moneda de cambio era algo que nunca abandonaría en un millón de años. Nunca Aster.”
“Te quiero a ti. En mi equipo otra vez.”
“No.”
“Serías mi segunda al mando. Hablaría con los antiguos miembros del equipo y les pediría que formaran un grupo aparte que trabajase bajo tus órdenes. Tendrías que verificar conmigo todo lo que haces, pero aparte de eso, serías completamente autónoma. Libre de usar a tu equipo como mejor te parezca.”
Aparte de eso, pensó ella. Como si fuera intrascendente, estar chequeando con él en cada movimiento que ella hiciera. “No estoy de acuerdo con la forma en que haces las cosas. No quiero asociarme contigo.”
Él rió, gutural, profundo, mientras ella permanecía allí en un silencio sepulcral.
“Kayden”, dijo, cuando se detuvo, “Ya estás asociada conmigo. La gente dice nuestros nombres al mismo tiempo, incluso cuando no hemos trabajado juntos en dos años. Cuando mi nombre aparece en los periódicos, el tuyo nunca se queda atrás.”
“Estoy trabajando para cambiar eso.”
“Y trabajarás en contra de esa impresión durante décadas, sin ningún efecto, te lo garantizo.”
Kayden se volvió y miró por la ventana, no queriendo mirar a Max con sus brillantes ojos azules por más tiempo.
Continuó, y ella supo que él estaba sonriendo con aire de suficiencia, incluso sin mirarlo, “Independientemente de nuestros diferentes métodos, siempre compartimos los mismos objetivos. El limpiar este sucio mundo nuestro.”
“Lo haces poniendo drogas en la calle, robando, extorsionando. No puedo estar de acuerdo con eso. Nunca lo hice. No tiene sentido, mejorar las cosas empeorándolas.”
Max sonrió, “Es feo en la superficie, pero es más dinero, más poder, y me da la influencia para realmente afectar las cosas. Las únicas personas a las que lastimé son las mismas personas que causan los problemas en primer lugar.”
Era un estribillo que había oído tantas veces antes. Ella se cruzó de brazos.
Cambió de táctica, “Déjame preguntarte: ¿prefieres hacer las cosas a tu manera, sin cambiar las cosas o preferirías trabajar bajo mis órdenes y hacer una diferencia?”
Estoy haciendo una diferencia”, respondió Kayden, “estoy trabajando para hacer de este mundo un lugar mejor.”
“Por supuesto”, respondió, y ella no perdió el rasgo de condescendencia en su voz, “Dejaste a mi equipo para hacer un buen trabajo, es pura coincidencia que sean criminales negros, marrones o amarillos a los que apuntas.”
Kayden frunció el ceño, “Es difícil de evitar, cuando la única banda notable de blancos es tuya. Algunos viejos amigos y aliados siguen trabajando para ti… No puedo atacarlos, ¿o sí? Estoy trabajando para mejorar nuestra ciudad, pero no voy a golpear a las personas con las que he salido a beber.”
“Y en el proceso, estás haciendo poco para cambiar la idea de que eres parte del Imperio Ochenta y Ocho”, sonrió Max, “es divertido escucharte que intentar justificar tu perspectiva, pero estás ignorando la incómoda verdad. Corta esta basura y dime que no sientes algo diferente cuando miras una cara negra, en comparación con cuando miras una blanca.”
Kayden no tenía una respuesta para eso. Era su culpa, realmente. El jugador de béisbol de la escuela secundaria que le gustaba cuando ella estaba en la escuela media[2] terminó siendo la misma persona que se acercó primero a ella cuando comenzó a salir de traje. Cegada por su buena apariencia y su habilidad con las palabras, había sido persuadida, convencida de su forma de pensar. Ella había tratado de cambiar su punto de vista desde el divorcio, pero había visto mucho en sus diez años como miembro de su equipo. Era imposible mirar la ciudad ahora e ignorar el hecho de que demasiado de lo que lo convertía en un lugar más feo para vivir y criar a un niño podía rastrearse hasta el mismo tipo de personas. Claro, los blancos también tenían criminales, pero al menos eran jodidamente civilizados.
Cuando no hubo respuesta, Max dijo: “Eso es lo que pensé. Sin embargo, nuestros métodos difieren, independientemente de si está dispuesta a admitirlo en voz alta, creo que compartimos una perspectiva muy similar. Mi oferta es esta: déjame demostrar que mis métodos funcionan. Únete a mi equipo, sirve como mi segunda al mando por un año más. La única persona a la que respondes es a mí, y te doy un equipo propio. Puedes elegir a tu propio escuadrón entre nuestros posibles miembros y ex miembros, aunque no puedo garantizar que todas las personas que menciones quiera participar...”
“Max…” Kayden negó con la cabeza.
“La parte final del trato es esto. Si no estás satisfecha con cómo fueron las cosas cuando tu año termina, Imperio Ochenta y Ocho es suyo. Por completo, incluido mi negocio, cada empleado, cada activo, legítimo o no. Me convierto en tu segundo al mando y sigo tus órdenes. Puedes convertir a Imperio Ochenta y Ocho en un esfuerzo humanitario, vender el negocio, convertirnos a todos en superhéroes. No me importa. Si no puedo impresionarte, entonces lo que estoy haciendo simplemente no vale la pena.”
Eso llamó su atención. Años atrás, Kayden probablemente habría aceptado una oferta como esta sin pensarlo dos veces. Estar casada con Max durante once meses, darse cuenta de quien realmente era, le había dado perspectiva y precaución. Ella lo consideró por unos largos momentos, tratando de descubrir el ángulo. Él estaba diciendo la verdad, ella lo sabía. Fuera lo que fuese Max, no rompería su palabra sobre algo como esto.
“¿Está fallando el negocio?”, Preguntó. ¿Ella estaba recibiendo un premio trampa?
“Prosperando. Lo prometo.”
“¿Qué quieres que haga?”
“Lo mismo que hiciste antes. Serías mi peso pesado. Mi agente. Si necesitara que hicieras un ejemplo de alguien, lo harías. La única diferencia entre entonces y ahora es que mi Imperio es más grande. Mejor. Tú y yo podemos tener un mayor impacto.”
Más sangre en mis manos. Cuando el pensamiento cruzó por su mente, miró sus manos enguantadas. Tela blanca prístina, marcada por el resplandor de las luces halógenas. Sabía lo que él estaba haciendo, sabía cuándo decidió venir. Encontraba la debilidad de una persona, la atacaba y la aprovechaba. Sabía que estaba frustrada con sus esfuerzos como agente solitaria, probablemente había planeado esta conversación días o semanas atrás, poniéndola en práctica mentalmente, teniendo una respuesta preparada para todo lo que pudiera decir. ¿Cómo podría competir con eso, cuando rara vez miraba más allá de las próximas veinticuatro horas? Era solo cómo ella era, cómo pensaba.
Probablemente por eso eran tan efectivos como pareja, se vio obligada a admitir.
“Así que te pregunto de nuevo, Kayden, ¿quieres pasar el tiempo sin poder hacerte un nombre por tu cuenta, o estás dispuesta a unirte a mí para cambiar realmente las cosas? Ven conmigo y te garantizo que ganas de una manera u otra.”
Sus ojos se iluminaron, y su cabello comenzó a ponerse blanco desde las raíces hacia afuera. En unos momentos, ella era su alter ego radiante. Purity.[3]
Como en respuesta, tomó un abrecartas y lo sostuvo frente a su pecho. Cuchillas de metal comenzaron a ramificarse desde allí, cada una convirtiéndose en más. Lento al principio, la red de metal rápidamente abarcó su pecho, y luego el resto de su cuerpo. Barras, cuchillas, tubos y láminas del metal encontraron su lugar a su alrededor. Con su poder, ella sabía, él podía hacer brotar el metal de cualquier superficie sólida a su alrededor, incluido el metal que ya había creado. Con la misma facilidad con la que podía arrojar lanzas de hierro de nueve metros de altura desde el suelo o las paredes, creó una armadura finamente trabajada y luego la embelleció con cuchillas y púas. Terminó con una corona desigual de cuchillas.
Extendió un guantelete, lo dejó allí para que lo tomara. Era el gesto más pequeño, nunca hacia un movimiento en el que alguien pudiera rechazarlo, dejarlo plantado, y significaba todo para ella, incluso cuando sospechaba que estaba calculado precisamente por ese efecto.
Perdóname, Aster, pensó ella. Estoy haciendo esto por ti.
[1]¡En el mundo de Worm todavía rentan películas físicas!
[2]La escuela media es entre la primaria y el secundario, la edad varia según el estado, pero es entre los 10 y 14 años, empezando la secundaria entre los 14 o 15 años. Según esto y la edad de Kayden y Max, ellos se conocieron cuando tendrían 13 y 18 años respectivamente.
[3]Purity: Lit. Pureza, alusión tanto a su poder de luz blanca como a la ideología de pureza racial.

Capítulo Anterior < Indice > Capitulo Siguiente

submitted by master_x_2k to Parahumanos [link] [comments]


2018.03.17 16:10 master_x_2k Gestación 6

Capítulo Anterior < Indice > Capitulo Siguiente

___________________Gestación 6___________________

Escuché al Capa llegar con su motocicleta tuneada. No quería ser vista huyendo de la escena de una pelea, y arriesgarme a ser etiquetada como una de los malos por otra persona, pero tampoco iba a acercarme a la calle, por si que Lung se sentia mejor. Como no había ningún sitio donde ir, me quedé donde estaba. Solo descansar sentía bien.
Si me hubieras preguntado hacía apenas unas horas que cómo pensaba que me sentiría al conocer a un superhéroe famoso, habría utilizado palabras como emocionada y nerviosa. La realidad era que estaba demasiado cansada para preocuparme.
Pareció como si volara al tejado, pero el arma larga de casi dos metros que el hombre sostenía se sacudió al aterrizar. Estaba bastante segura de haber visto los dientes de un gancho retirarse en el final del arma. Así que así era conocer a Armsmaster en persona, pensé.
La organización de superhéroes más grande en el mundo era el Protectorado, que abarca Canadá y los Estados Unidos, con conversaciones en curso sobre la inclusión de México en el acuerdo. Era una liga de superhéroes patrocinada por el gobierno con una base en cada “ciudad de capas”. Es decir, tenían un equipo instalado en cada ciudad con una población considerable de héroes y villanos. El equipo de Bahía Brockton era oficialmente ‘El Protectorado Este-Noreste’, y se establecían en la isla flotante envuelta en un campo de fuerza que se podía ver desde el Paseo Marítimo. Este hombre, Armsmaster, era el jefe del equipo local. Cuando el grupo de los principales miembros del Protectorado de todo Canadá y Estados Unidos hacían esa clásica formación de ‘v’ en las sesiones de fotos, Armsmaster era uno de los que estaban en los laterales. Este era un tipo que tenía sus propias figuras de acción. Armsmaster en diferentes poses con partes intercambiables de su Alabarda.
Él parecía un superhéroe de verdad, no un tipo con un disfraz. Era una distinción importante. Llevaba una armadura corporal, de color azul oscuro con reflejos de plata. Tenía una visera en forma de V en ángulo agudo que cubría sus ojos y nariz. Con solamente la mitad inferior de la cara expuesta, pude ver una barba recortada para trazar los bordes de la mandíbula. Si tuviera que juzgar, con sólo la mitad inferior de su rostro para adivinar, supondría que veintialgo o treinta y pocos años.
Su distintivo y arma era su Alabarda, que era básicamente una lanza con un hacha en el extremo, hasta arriba de aparatos y del tipo de tecnología que generalmente sólo veias en la ciencia ficción. Él era el tipo de hombre que aparecía en las portadas de revistas y hacía entrevistas en televisión, por lo que podría encontrar casi cualquier cosa sobre Armsmaster a través de diversos medios de comunicación, excepto su identidad secreta. Sabía que su arma podía cortar a través del acero como si fuera mantequilla, que tenía inyectores de plasma para lo que la hoja sola no podía cortar y que podía disparar pulsos electromagnéticos dirigidos para apagar campos de fuerza y ​​dispositivos mecánicos.
“¿Vas a pelear conmigo?” Preguntó.
“Soy una de los buenos”, le dije.
Acercándose a mí, inclinó la cabeza, “No pareces uno.”
Eso dolió, sobre todo viniendo de él. Era como Michael Jordan diciendo que eras malo en baloncesto. “Eso… no es intencional”, le respondí, un poco a la defensiva, “Llevaba más de la mitad del traje hecho cuando me di cuenta de que ya parecía más sombrío de lo que había previsto, y no podía hacer nada al respecto para entonces.”
Hubo una larga pausa. Nerviosa, aparté mis ojos de ese visor opaco. Eché un vistazo a su emblema del pecho, una silueta de la visera en azul contra un fondo de plata, y me vino la ridícula idea de que en algún momento había tenido un par de calzoncillos con su emblema en la parte delantera.
“Estás diciendo la verdad”, dijo. Fue una declaración convencida, lo que me sorprendió. Quería preguntarle cómo lo sabía, pero no quería hacer o decir algo que pudiera hacerle cambiar de opinión.
Se acercó más, mirándome mientras estaba allí sentada con los brazos alrededor de las rodillas, y preguntó: “¿Necesitas ir a un hospital?”
“No”, le dije. “No lo creo. Y me sorprende tanto como a ti”.
“Eres una nueva cara”, dijo.
“Ni siquiera tengo un nombre todavía. ¿Sabes lo difícil que es pensar un nombre de temática de bichos que no me haga sonar como una supervillana o una completa idiota? “
Se rió entre dientes, y sonaba cálido, muy normal. “No sabría decirte. Entre en este juego lo bastante temprano como para no tener que preocuparme por quedarme sin nombres buenos”.
Hubo una pausa en la conversación. De repente me sentí incómoda. No sé por qué, pero admití , “Casi me muero.”
“Es por eso que tenemos el programa de Custodios,” dijo. No hubo juicio en su tono, ni presión. Sólo un hecho.
Asentí con la cabeza, más por dar una respuesta que por estar de acuerdo con su comentario. Los Custodios eran la subdivisión de menores de dieciocho años del Protectorado, y Bahía Brockton tenía su propio equipo de Custodios, con la misma convención de nombres que el Protectorado; Los Custodios del este-nordeste. Había considerado solicitar unirme, pero la idea de escapar del estrés del instituto para meterme en un embrollo de dramas adolescentes, supervisión adulta y horarios rígidos parecía contraproducente.
“¿Pillaste a Lung?” Le pregunté, para cambiar del tema de los Custodios. Estaba bastante segura de que estaba obligado a tratar de reclutar a nuevos héroes al Protectorado o los Custodios, dependiendo de su edad, para promover todo el plan de los héroes organizados responsables de sus actos, y yo realmente no quería que insistiera sobre que me uniera.
“Lung estaba inconsciente, vencido y hecho un desastre cuando llegué. Le llené de tranquilizantes para estar seguro y le contuve temporalmente bajo una jaula de acero que se suelda a la acera. Lo recogeré cuando esté de vuelta “.
“Bien”, le dije, “Con él en la cárcel, sentiré como que he logrado algo hoy. La única razón por la que empecé la pelea fue porque le oí decir a sus hombres que dispararan a unos críos. Sólo me di cuenta más tarde de que estaba hablando de algunos otros villanos “.
Armsmaster se volvió hacia mí. Así que se lo dije todo, contándole la lucha en general, la llegada de los villanos adolescentes, y sus descripciones generales. Antes de que terminara, él se paseaba nervioso por el tejado.
“Estos chicos. ¿Sabían que estaba viniendo?”
Asentí con la cabeza, una vez. Por mucho respeto que tuviera hacia Armsmaster, no estaba con ánimos de repetirme.
“Eso explica muchas cosas”, dijo, mirando a lo lejos. Después de unos momentos, continuó explicando, “Son resbaladizos. En las pocas ocasiones en que conseguimos pelear cara a cara con ellos, o ganan o salen más o menos indemnes, o ambos. Sabemos muy poco sobre ellos. Grue y Hellhound estaban trabajando por su cuenta antes de unirse al grupo, así que hay algo de información, pero ¿los otros dos? Son inexistentes. Si la chica Tattletale tiene alguna forma de detectarnos o espiarnos, ayudaría mucho a explicar por qué les va tan bien.”
En cierto modo me sorprendió escuchar uno de los mejores héroes admitir no estar totalmente en control de la situación.
“Es curioso”, le dije, después de pensarlo unos momentos, “Ellos no parecen tan duros. Grue dijo que estaban entrando en pánico cuando se enteraron de que Lung iba tras ellos, y estuvieron bromeando relajadamente mientras la lucha ocurría. Grue se estaba burlando de Regente.”
“¿Dijeron todo esto delante de ti?” preguntó.
Me encogí de hombros, “Creo que pensaban que estaba ayudandoles. Según la forma de la que Tattletale hablaba, creo que pensó que yo también era una villana o algo así ” Con un toque de amargura, le dije: “No sé, supongo que fue el traje lo que los llevó a pensar eso.”
“¿Podrías haberte enfrentado a ellos?” me preguntó Armsmaster.
Empecé a encogerme de hombros, y me estremecí un poco. Me sentía un poco dolorida en el hombro, sobre donde había caído en el tejado después de haber sido golpeada por las llamas de Lung. Le dije: “Como has dicho, no sabemos mucho acerca de ellos, pero creo que esa chica con los perros-“
“Hellhound”, dijo Armsmaster.
“Creo que ella podría haberme pateado el culo por su cuenta, por lo que no. Probablemente no podría haber luchado ellos “.
“Entonces piensa que fue buena suerte que se llevaran la impresión equivocada”, dijo Armsmaster.
“Intentaré mirarlo de esa manera,” dije, impresionada por cuan fácilmente era capaz de tener esa mentalidad de “coger algo negativo y convertirlo en algo positivo”, que yo había estado tratando de conseguir. Envidiaba eso.
“Buena chica”, dijo, “Y ya que estamos mirando hacia el futuro, tenemos que decidir que vamos a hacer a partir de aquí.”
Mi corazón se hundió. Sabía que iba a sacar el tema de los Custodios de nuevo.
“¿Quién se lleva el crédito por Lung?”
Cogida por sorpresa, le miré. Empecé a hablar, pero él levantó la mano.
“Escúchame. Lo que has hecho esta noche es espectacular. Jugaste un papel considerable en apresar a un villano importante. Sólo tienes que considerar las consecuencias “.
“Consecuencias”, murmuré, mientras la palabra espectacular resonaba en mis oídos.
“Lung tiene una gran banda a lo largo de Bahía Brockton y ciudades vecinas. Más que eso, tiene dos lacayos con superpoderes. Oni Lee y Bakuda. “
Negué con la cabeza: “He oído hablar de Oni Lee y Grue menciono luchar contra él. Nunca he oído hablar de Bakuda “.
Armsmaster asintió, “No es de extrañar. Ella es nueva. Lo que sabemos de ella es limitado. Hizo su primera aparición y la demostración de sus poderes a través de una extensa campaña de terrorismo contra la Universidad de Cornell. Lung al parecer la reclutó y la trajo a Bahía Brockton después de que sus planes fueran frustrados por el Protectorado de Nueva York. Esto es … algo preocupante”.
“¿Cuáles son sus poderes?”
“¿Conoces la clasificación Inventor?”
Empecé a encogerme de hombros, pero recordé el dolor de mi hombro y asentí con la cabeza en su lugar. Además probablemente fuera más educado. Le dije: “Cubre a cualquier persona con poderes que le dan una comprensión avanzada de la ciencia. Permite crear tecnología adelantada años a su tiempo. Pistolas de rayos, cañones de hielo, armaduras mecánicas, ordenadores avanzados “.
“Algo así”, dijo Armsmaster. Se me ocurrió que sería un Inventor, si su Alabarda y armadura eran una indicación. Eso, o que había conseguido sus cosas de otra persona. Siguió explicando: “Bueno, la mayoría de los Inventores tienen una especialidad o un truco especial. Algo en lo que son particularmente buenos o algo que ellos pueden hacer, que otros Inventores no pueden. La especialidad de Bakuda son bombas “.
Me quedé mirándolo. Una mujer con un poder que le permitía hacer bombas que estaban décadas por delante de su tiempo tecnológicamente . No me extraña que lo viera como una preocupación.
“Ahora quiero que consideres el peligro de llevarte el crédito por la captura de Lung. Sin lugar a dudas, Oni Lee y Bakuda buscarán lograr dos objetivos. La liberación de su jefe y vengarse del responsable. Sospecho que ahora eres consciente… son gente terrorífica, Más aterradores en algunos aspectos que su jefe “.
“¿Estás diciendo que no debería llevarme el crédito”, le dije.
“Estoy diciendo que tienes dos opciones. La primera opción es unirte a los Custodios, donde tendrás apoyo y la protección en caso de un altercado. La segunda opción es mantener la cabeza baja. No llevarte el crédito. Pasar desapercibida “.
No estaba preparada para tomar una decisión así. Por lo general, me iba a dormir a las once más o menos, despertaba a las seis y media para estar lista para salir a correr por la mañana. Según mis calculos, eran entre la una y las dos de la mañana. Estaba emocionalmente agotada por los altos y bajos de la noche, y apenas podía entender las complicaciones y dolores de cabeza que vendrían de unirme a los Custodios, y mucho menos de tener dos sociópatas increíblemente peligrosos viniendo a por mí.
Además de eso, no era tan tonta como para no ver los motivos de Armsmaster. Si optaba por no llevarme el crédito por la captura de Lung, Armsmaster lo haría, estaba segura. No quería empezar con mal pie con alguien tan importante.
“Por favor, mantén mi participación en la captura de Lung en secreto” le dije, dolorosamente decepcionada de tener que decirlo, aun sabiendo que era lo que tenía más sentido.
Sonrió, cosa que yo no esperaba. Tenía una bonita sonrisa. Me hizo pensar que podía ganarse los corazones de muchas mujeres, como quiera que fuesen los dos tercios superiores de su cara. “Creo que algún día mirarás atrás y verás que esta fue una decisión inteligente”, dijo Armsmaster, volviendo a caminar hasta el otro extremo del tejado, “Llámame al CGP si alguna vez estás en un apuro.” Dio un paso fuera del borde del tejado y desapareció de la vista.
Llámame si alguna vez estás en un apuro. Había dicho, sin admitirlo abiertamente, que me debía una. Se llevaría gran parte del crédito por la captura de Lung, pero me debía una.
Antes de haber bajado del todo la escalera de incendios, oí al repiqueteo de su motocicleta, presumiblemente llevando a Lung a un encierro de por vida. Esperaba.
Me llevaría una media hora llegar a casa. De camino, me pararía y me pondría la camiseta y los pantalones vaqueros que había escondido. Sabía que mi padre se iba a dormir antes que yo, y dormía como un tronco, así que no tenía nada de qué preocuparse en cuanto a concluir la noche.
Podría haber ido peor. Por extraño que parezca, esas palabras eran una manta de seguridad que envolví a mi alrededor para evitar centrarme en el hecho de que al día siguiente era día de instituto.
Nombres:
-Armsmaster: Maestro de armas.
-Bakuda: Bakuda viene del japones 爆弾, o ‘bakudan’, que significa ‘bomba’.
-Oni Lee: Lee es un nombre asiático común. Oni, del japonés 鬼, generalmente asociado a espiritus malignos, demonios o monstruos en la mitología japonesa

Capítulo Anterior < Indice > Capitulo Siguiente

submitted by master_x_2k to Parahumanos [link] [comments]


2018.03.17 16:04 master_x_2k Gestación 4

Capítulo Anterior < Indice > Capitulo Siguiente

______________________Gestación 4______________________

Sentí un escalofrío. Una parte de mi deseaba haber pensado en conseguir un teléfono móvil desechable. No tenía un cinturón para llevar cosas, pero la sección de armadura con forma de pala que colgaba sobre mi columna escondía un juego de jeringuillas con epinefrina, un bolígrafo y un bloc de notas, un spray de pimienta pensado para ser usado como llavero y una bolsa sellada con polvo de tiza. Podría haber metido un teléfono móvil ahí atrás. Con un teléfono, podría haber alertado a los héroes de verdad del hecho de que Lung pensaba ir con un grupo de sus sicarios a disparar a niños.
Al menos, eso es lo que había oído. No podía creerlo, y estuve dándole vueltas a las palabras en mi cabeza buscando un contexto diferente que le diera sentido. No era el hecho de que él fuera a hacerlo. Simplemente me costaba hacerme a la idea de que alguien hiciera algo así.
Lung respondió a una pregunta de uno de los miembros de su banda, cambiando brevemente a otro idioma. Agarró el brazo de uno de sus secuaces y lo retorció hasta un ángulo en el que podía ver el reloj del tipo, así que deduje que le importaba la sincronización o cuándo se pondrían en marcha. El sicario al que Lung había retorcido el brazo hizo una mueca de dolor cuando le soltó, pero no se quejó.
¿Que se suponía que tenía que hacer? Dudaba que pudiera encontrar algún lugar en los Muelles donde fueran a dejarme entrar y usar el teléfono. Si iba al Paseo Marítimo, dudaba que fuera a encontrar algún lugar que siguiera abierto, y no tenia dinero suelto para usar una cabina. Eso había sido otro error que tendría que corregir la próxima vez que saliera. Teléfono móvil, dinero.
Un coche paró y tres hombres más vestidos con la ropa de la banda bajaron y se unieron a la multitud. Poco después, el grupo – veinte o veinticinco en total – empezó a andar hacia el norte, pasando por debajo de mí al caminar calle abajo.
Me había quedado sin tiempo para considerar mis opciones. Por mucho que me costase admitirlo, solo había una opción de la que no me arrepentiría. Cerré los ojos y me centré en cada bicho en el barrio, incluyendo el considerable enjambre que había reunido de camino a los Muelles. Tome el control de cada uno de ellos.
Atacad.
Estaba lo bastante oscuro que sólo podía saber donde estaba el enjambre con mi poder. Eso significaba que no podía ignorar al enjambre si quería tener alguna idea de qué estaba pasando. Mi cerebro se llené de una cantidad horrible de información, mientras sentía cada mordisco, cada picadura. Según los miles de insectos y arácnidos pasaban por encima y alrededor del grupo, casi podía ver los perfiles de cada persona, solo sintiendo las formas de las superficies en las que los bichos se movían, o las zonas que la plaga no ocupaba. Me centré en mantener a las especies más venenosas a ralla por ahora. –No necesitaba a ningún matón alérgico entrando en shock anafiláctico por el picotazo de una abeja o sufriendo problemas graves por el mordisco de una araña reclusa parda.
Sentí el fuego a través del enjambre antes de darme cuenta de qué estaba viendo con mis ojos. Mi poder me dijo que los insectos reconocían el calor, pero ni siquiera tuve tiempo de bloquear los instintos puestos en marcha por el fuego antes de que el daño estuviera hecho. Los primitivos procesos de pensamiento de mis bichos fueron reducidos a confusos impulsos de huir y de perseguir el calor. Desde mi posición elevada, pude ver a Lung arremetiendo con chorros de fuego desde sus manos, dirigiéndolos al cielo.
Suprimí una risa. ¿Eso era todo lo que podía hacer? Ordené al enjambre que se reuniera, para que aquellos que no estuvieran ya mordiendo y picando estuvieran en medio de la pandilla. Si quería dirigir sus llamas al enjambre, tendría que prender fuego a su propia gente.
El aire caliente y el olor me dieron información suficiente, a través de mis insectos, para saber dónde estaba Lung entre la multitud. Respiré hondo, y mandé a las reservas. Cogí una parte de las especies venenosas que había mantenido en espera y la dirigí a Lung. Un puñado de abejas, avispas, y unas cuantas de las arañas más venenosas, como viudas negras o reclusas pardas, y docenas de hormigas de fuego.
Se curaba rápido cuando su poder estaba en funcionamiento. Todo lo que había leído online decía que la gente con poderes curativos aguantaban sin problemas los efectos de los venenos y las drogas, así que sabía que tenia que llenarle con suficiente veneno como para sobrepasar ese aspecto de su poder. Además, era un tipo grande, pensé que podría aguantarlo.
Por la información que podía sacar de mis bichos, Lung ya tenia quizás un cuarto de su cuerpo cubierto de armadura. Secciones triangulares de placas metálicas de armadura estaban atravesando su piel, donde continuaban creciendo y solapándose hasta que era casi impenetrable. Si no lo eran ya, sus dedos se volverían como hojas afiladas o garras de metal.
Sentí un placer sádico mientras organizaba el ataque contra Lung. Indiqué a los insectos voladores que atacaran su cara. Con disgusto, centré a las hormigas y arañas en… otras partes vulnerables. Hice lo que pude para ignorar la información que venia de ese ataque en particular, porque definitivamente no quería el mismo tipo de mapa topográfico que el enjambre me había dado hace un minuto. Lung eran malas noticias, y le necesitaba fuera de juego tan pronto como fuera posible. Eso significaba golpear duro.
Lógica aparte, si sentí una punzada de culpa por disfrutar del dolor de otra persona. Acallé ese momento de remordimientos recordándome que Lung había llevado la tragedia, la adicción y la muerte a innumerables familias. Había estado planeando matar niños.
Lung explotó. No metafóricamente. Explotó en una oleada de fuego que prendió sus ropas, varios trozos de basura y a uno de sus hombres en llamas. Casi todos los bichos en su proximidad murieron o quedaron lisiados por la oleada de calor extremo. Desde mi punto de vista en el tejado, vi cómo se volvía una bomba humana por segunda vez. La segunda explosión convirtió su ropa en harapos e hizo a su gente salir corriendo buscando cobertura. Salió del humo con sus manos ardiendo como antorchas, con las escamas plateadas que cubrían casi un tercio de su cuerpo reflejando las llamas.
Mierda, mierda, mierda. ¿Era ignífugo? ¿O lo bastante hábil usando el fuego como para prender el aire a su alrededor sin quemarse? Los pocos trozos de ropa que le cubrían estaban ardiendo, y el fuego lamia sus manos y bailaba alrededor de ellas sin que pareciera importarle.
Rugió. No era el rugido monstruoso que uno podría esperar, si no un sonido muy humano de ira y frustración. Por humano que sonara, sin embargo, sonaba fuerte. Por toda la calle, luces y linternas se encendieron como respuesta a las explosiones y al rugido. Incluso vi un par de caras asomándose por las ventanas para ver la acción. Idiotas. Si el próximo ataque de Lung rompía algún cristal, podrían salir heridos.
Desde donde estaba agachada en el lateral del tejado, mandé a algunos de los insectos más inofensivos a atacar a Lung. Arremetió con el fuego en cuanto empezaron a trepar por él, que es más o menos lo que esperaba. Estaba consiguiendo matar a la mayoría de los bichos con cada fogonazo, y conociendo lo que conocía de sus poderes, sabía que sus llamas solo se volverían más grandes, más calientes y más peligrosas.
En una pelea típica, podías suponer que alguien se volvería más débil según se alargara la lucha. Recibirían sus golpes, se cansarían, gastarían sus trucos. Con Lung, era todo lo contrarío. Me encontré lamentando haber utilizado solamente un número relativamente pequeño de los bichos más venenosos, porque estaba claro que lo que había usado no estaba teniendo mucho efecto. El no tenía idea de dónde estaba yo, así que pensé que aún tenía ventaja, pero mis opciones y el número de bichos en mi enjambre se estaban acabando. A pesar de mi alegría de antes, ya no estaba segura de poder ganar esto.
Suspiré a través de los dientes, muy consciente de que el tiempo se agotaba. En poco tiempo, Lung prendería fuego al bloque de edificios, hecho inmune a las mordeduras y picaduras en general, o destruiría todo mi enjambre. Tenia que ponerme creativa. Tenía que ponerme más cruel.
Centré mi atención en una avispa solitaria, y la piloté alrededor de la espalda de Lung, por detrás de la cabeza y luego la hice rodear su cara e ir directamente a su globo ocular. La avispa tocó la pestaña, y él parpadeó antes de que pudiera dar en el blanco. Como consecuencia, el aguijón solamente se hundió en su párpado, lo que provocó una nueva explosión de fuego y un grito de rabia.
De nuevo, pensé. Una abeja en esta ocasión. No estaba segura de si acabaría consiguiendo parpados blindados, pero tal vez podría usar las picaduras para hacer que sus ojos se hincharan y no pudiera ver. No sería capaz de luchar si no podía ver.
Esta vez la abeja alcanzó su objetivo, hundiendo el aguijón en el globo ocular de Lung. Me sorprendió el hecho de que no se quedara enganchada o muriera, así que hice que la abeja picara otra vez, y esta vez las púas hicieron que se enganchara en la piel de la esquina de su ojo, al lado de la nariz. La abeja murió esta vez, dejando algunos órganos minúsculos y un saco de veneno colgando del aguijón.
Esperaba que estallara de nuevo. No lo hizo. En su lugar, se prendió fuego, de la cabeza a los pies. Esperé un momento, preparada para atacar con la siguiente avispa en el momento en que bajara la guardia, pero a medida que pasaban los segundos, me di cuenta que no estaba planeando apagarse. Se me hundió el animo.
Seguramente estaba quemando todo el oxígeno a su alrededor. ¿No necesitaba respirar? ¿Qué demonios era la fuente de combustible para el fuego?
De pie en la calle, se dio la vuelta, buscándome, con las llamas que lamían y rodaban sobre su cuerpo dando luz donde sólo había habido oscuridad. De repente, se encorvó. Me pregunté si – esperé que – las diferentes toxinas y venenos en su sistema hubieran hecho su trabajo. Entonces su espalda se separó en dos. Un hueco carnoso apareció a lo largo de su columna vertebral, seguido de una erupción de largas escalas metálicas por toda la brecha. Después de erizarse por unos momentos, las escamas cayeron en posición pegadas al cuerpo como fichas de dominó cayendo. Se puso de pie y se estiró, y podría haber jurado que era treinta centímetros más alto, ahora con una columna vertebral reforzada de metal.
Aún en llamas, de la cabeza a los pies.
Si el ‘constantemente en llamas’ había inclinado la balanza de la lucha hasta volverla inútil, viendo a Lung crecer y parecer más fuerte que nunca me había empujado hasta el punto de estar asustada. Empecé a pensar en una estrategia de salida. Racionalmente, pensé, los hombres de Lung estaban esparcidos a los cuatro vientos y probablemente estaban en bastante mal estado. Independientemente de lo que Lung hubiera estado planeado para esta noche, era muy probable que no fuera a ser capaz de llevar a cabo cualquier plan que hubiera tenido antes de este desastre. Más o menos había logrado lo que necesitaba, y pensé que podía correr y encontrar una manera de ponerme en contacto con el CGP por si acaso.
Ese era el punto de vista racional. Dejando las justificaciones de lado, sólo quería irme, en ese instante. Si la cosa se alargaba y me quedaba donde estaba, había una posibilidad muy real de que Lung daría pruebas al rumor de que podrían crecerle alas, y en ese momento sin duda me vería.
Lung estaba de espaldas a mí, así que me levanté, poco a poco. Agachándome, retrocedí para huir hacia la escalera de incendios, vigilando a Lung con cuidado mientras ponía el pie en la grava del tejado.
Como si acabara de disparar un arma de fuego, Lung se dio la vuelta para mirarme. Uno de sus ojos era sólo una línea brillante detrás de su máscara, pero el otro era como una esfera de metal fundido.
Un rugido victorioso llenó el aire, menos humano que el quejido que había soltado antes, y sentí una especie de resignación. Audición mejorada. El paquete de poderes que el bastardo conseguía con su transformación incluía audición sobrehumana.

Capítulo Anterior < Indice > Capitulo Siguiente

submitted by master_x_2k to Parahumanos [link] [comments]


2018.03.17 16:00 master_x_2k Gestación 3

Con permiso de Hidet, el traductor original.

Capítulo Anterior < Indice > Capitulo Siguiente

_____________________Gestación 3_____________________

`
Mi rutina de entrenamiento consistía en correr cada mañana y cada dos tardes. En el proceso, había adquirido un conocimiento bastante bueno de la parte este de la ciudad. Creciendo en Bahía Brockton, mis padres me habían dicho cosas como “quédate en el Paseo Marítimo”. Incluso cuando salia a correr, me había mantenido escrupulosamente en el Paseo y había evitado la parte mala de la ciudad. Ahora era domingo e iba con traje y rompiendo las reglas.
Había teñido y pintado el traje el viernes, comprado partes temporales para el traje (cinturón, las correas de la mascara y las lentes) el sábado, y había terminado los detalles más necesarios del traje a lo largo de la tarde del domingo antes de salir por la noche. El traje aun no estaba completo, le faltaban todos los paneles de armadura que tenia planeados, pero la armadura cubría las áreas más esenciales –mi cara, pecho, columna y las articulaciones principales. El diseño de la máscara exhibía unas lentes amarillo mate, el único color en el disfraz negro y gris, además de secciones de armadura diseñadas para imitar las mandíbulas de un bicho mientras simultáneamente protegían mi mandíbula. La mascara dejaba suelto mi pelo, lo que hacia la parte trasera de mi cabeza más vulnerable, pero eso era solo uno de los sacrificios que había tenido que hacer por salir en un traje incompleto.
Era justo después del anochecer, y estaba cruzando la linea entre una de las mejores partes de la ciudad y la parte de la ciudad donde las putas de crack y los gangsters vivían. La distancia entre las dos era más corta de lo que uno podría pensar.
El Paseo Marítimo era a donde venían los turistas. Yendo de norte a sur a lo largo de la playa, había tiendas que vendían vestidos por más de mil dólares, cafeterías con cafés ridículamente caros y extensiones de pasarelas de madera y playas donde los turistas podían encontrar una gran vista del océano. Desde prácticamente cualquier punto del Paseo podías ver uno de los puntos prominentes de Bahía Brockton, el Cuartel General del Protectorado. Aparte de ser una maravilla de diseño arquitectónico con sus arcos y sus torres, el CGP era una base de operaciones flotante que un escuadrón local de superheroes llamaba su hogar, equipado con un campo de fuerza esférico y un sistema de defensa de misiles. Nunca había habido ocasión de usar ninguno de los dos, pero tenia que admitir que te hacía sentir más seguro.
Si te dirigías al este desde el Paseo Marítimo, alejándote del agua, te encontrarías en la zona que los locales simplemente llamaban los ‘Muelles’. Cuando el negocio de importación/exportación de Brockton se había extinguido, había habido un montón de gente que de repente estaban sin trabajo. Los más ricos y la gente con más recursos de la ciudad habían conseguido ganar aun más dinero, dirigiendo los recursos de la ciudad hacia la tecnología y la banca, pero toda la gente que había estado empleada en los barcos y en los almacenes tenían pocas opciones donde elegir. Se enfrentaron a la posibilidad de abandonar Bahía Brockton, quedarse peleando por el poco trabajo que encontraran, o dedicarse a actividades más ilícitas.
Todo esto contribuyó al boom en la población local de supervillanos. El potencial de mucho dinero emparejado a la cantidad de esbirros y secuaces dispuestos a complacerles la volvieron la ciudad favorita de los villanos a finales de los 90. Llevó unos años hasta que los héroes locales se estabilizaran y se organizaran, pero lo hicieron, y ahora había algo de equilibrio. En cuanto a población de Capas, Bahía Brockton no estaba en el Top 5 de ciudades de los E.E.U.U., pero probablemente estaba en el Top 10.
Simplemente yendo de una calle a la siguiente, podías ver el cambio en este área.
Según me adentré en los Muelles, pude ver la calidad de mi entorno declinar rápidamente. Había suficientes naves industriales y apartamentos en el área como para que hasta los más desprovistos encontraran refugio, así que la única gente en la calle eran borrachos inconscientes, putas y miembros de bandas. Rodee ampliamente a toda la gente que vi y me aventuré más profundamente en la zona.
Según andaba, estaba usando mis poderes para reunir un enjambre, pero los mantuve alejados de la vista, moviéndose por los tejados cercanos y por el interior de los edificios. Cualquiera prestando atención a la población local de cucarachas podría pensar que estaba pasando algo, pero había pocas luces encendidas. Dudaba que la mayoría de los edificios aquí tuvieran corriente.
La falta de luces en el área fue lo que me hizo parar y pegarme al lateral de un edifico cuando vi un punto naranja en la oscura calle delante de mi. El naranja era la llama de un mechero, y pude distinguir varias caras a su alrededor. Eran asiáticos, algunos llevaban sudaderas, otros llevando bandanas o camisas de mangas largas, pero todos iban del mismo color. Rojo y verde.
Sabia quiénes eran estos tipos. Eran miembros de una banda local que dejaban las pintadas de ‘Azn Bad Boys’, ABB abreviado, por todo el Este de la ciudad. Más de uno iba a mi instituto. Dentro de los elementos criminales de Bahía Brockton, no eran de poca monta. Aunque los miembros típicos de la banda eran Coreanos, Japoneses, Vietnamitas y Chinos reclutados a la fuerza de los institutos y barrios de clase baja de Bahía Brockton, la banda estaba dirigida por un par de personas con poderes. Las bandas no solían ser tan racialmente abiertas en cuanto a quién se unía, lo que decía algo de la habilidad de su líder de atraer gente de tantas nacionalidades diferentes y mantenerlos a ralla.
La calle estaba a oscuras, así que mi capacidad de ver dependía de la luna y de las pocas luces de interior que aun estabas encendidas y alumbrando las aceras. Empecé a buscar a su jefe de forma activa. Había más miembros de la banda saliendo de un edificio de dos plantas, y se estaban reuniendo en la calle. No tenían la pinta de ser gente que simplemente está pasando el rato en la calle. O bien mantenían la expresión en blanco o tenían el ceño fruncido, y no estaban hablando.
Vi a su jefe cuando la banda se alejó de la puerta del edificio para dejarle paso. Sólo sabía de este tío lo que había oído en las noticias y leído online, pero le reconocí inmediatamente. Era un tipo grande, no tan grande como para hacer que la gente saliera corriendo al andar por la calle, como eran algunos con poderes. Media algo más de metro ochenta, lo que le ponía una cabeza por encima de la mayoría de los miembros de la banda. Tenia una adornada mascara de metal sobre la cara y no llevaba camiseta, a pesar del frio. Tenia tatuajes que le cubrían el cuerpo de cuello para abajo, todos ellos representando dragones de la mitología asiática.
Se hacia llamar ‘Lung’, había peleado con éxito con equipos enteros de héroes y había conseguido mantenerse fuera de la cárcel, evidenciado por su presencia aquí. En cuanto a sus poderes, sólo sabía lo que podía descubrir online, y no había garantías. Quiero decir, podía haber engañado a la gente sobre qué hacían sus poderes, podía tener un poder guardado bajo la manga en caso de emergencia, o incluso podía tener un poder muy sutil que la gente no podía ver en acción.
Lo que había descubierto online y en los periódicos era esto: Lung podía transformarse gradualmente. Quizás fuera por la adrenalina, su estado emocional o algo, pero fuera lo que fuera, hacía sus poderes más potentes cuanto más tiempo estuviera peleando. Se curaba a un ritmo sobrehumano, se volvía más fuerte, más duro, más grande, y le crecían placas de armadura, completas con cuchillas en cada dedo. Se rumoreaba que incluso le crecían alas si luchaba el tiempo suficiente. Por si eso no fuera suficiente, también era pirokinetico, lo que significaba que podía crear llamas de la nada, darles forma, intensificarlas, y todo lo demás. Ese poder aparentemente también se volvía más fuerte según se transformaba. Tenia entendido que no había un limite superior de cómo de fuerte podía volverse. Sólo empezaba a volver a la normalidad cuando no quedaba nadie con quien pelear.
Lung no era el único con poderes en los ABB. Tenia un lacayo, un sociópata terrorífico llamado Oni Lee, que podía teletransportarse o crear dobles de si mismo –no estaba cien por cien segura de los detalles– pero Oni Lee tenia un aspecto distintivo, y no le veía en la multitud. Si había alguien más con poderes de quien tuviera que estar atenta, no había visto u oído nada acerca de ellos en mi investigación.
Lung empezó a hablar con una profunda voz autoritaria. No podía entender las palabras, pero sonaba como si estuviera dando instrucciones. Mientras observaba, uno de los miembros de la banda saco una navaja mariposa de su bolsillo, y otro se llevó la mano a la cintura. Entre la oscuridad y el hecho de que estuviera media calle abajo, no podía ver bien, pero una forma negra resaltaba contra su camiseta verde. Probablemente fuera el mango de una pistola. Mi pulso se aceleró un poco cuando vi el arma, lo que era una tontería. Lung era más peligroso que cincuenta personas armadas.
Decidí alejarme de donde estaba y encontrar un lugar mejor desde donde escuchar su conversación, lo que parecía un buen compromiso entre mi curiosidad y mi instinto de supervivencia. Me alejé lentamente de donde estaba, echando un vistazo por encima del hombro para asegurarme de que nadie estaba mirando, y luego fui a la parte trasera del edificio detrás del que me estaba escondiendo.
Mi investigación dio sus frutos. A mitad del callejón, vi una escalera de incendios que subía por la parte trasera del edificio delante del que estaban Lung y su pandilla. Los zapatos de mi traje tenían suelas blandas, así que fui casi totalmente silenciosa subiendo.
El tejado estaba cubierto de grava y colillas de cigarros, lo que me hizo pensar que no seria tan silenciosa andando por el. En vez de eso, andé por el borde elevado del tejado. Según me acercaba a la parte del tejado directamente encima de Lung y su banda de ‘Azn Bad Boys’, me agaché y me arrastré hacia adelante. Estaba lo bastante oscuro que dudaba de que pudieran verme si saltaba y saludaba, pero no había ninguna razón para ser estúpida.
Estar encima de un edificio de dos plantas cuando ellos estaban en el bajo hacia que fuera difícil oírles. Lung además tenia un acento cerrado, así que tuve que esperar a que hubiera dicho un par de frases antes de poder entender qué estaba diciendo. Ayudó que sus sicarios estuvieran total y respetuosamente callados mientras hablaba.
Lung estaba gruñendo “… los críos, solo disparad. No importa vuestra puntería, solo disparad. ¿Veis uno tirado en el suelo? Disparadle al pequeño hijo de puta dos veces más para aseguraros. No les vamos a dar ninguna oportunidad de hacerse los listos o de tener suerte, ¿entendido?”
Huno un murmullo de asentimiento.
Alguien más encendió un cigarrillo, y luego se inclinó para encender el cigarrillo del tipo a su lado. En esos momentos en que su mano no estaba tapando la llama, pude ver las caras reunidas de una docena o así de gangsters reunidos alrededor de Lung. En sus manos, cinturas y fundas, podía ver el oscuro metal de pistola reflejando la llama naranja. Si tenia que adivinar, diría que todos llevaban armas.
¿Iban a matar a niños?
N. del. T: A partir de esta entrada, muchos de los nombres que quedarán sin traducir vendrán brevemente explicados al principio para beneficio del lector. Todos los comentarios del traductor y estas explicaciones estarán diferenciadas del texto principal por estar en color azul.
  • Azn Bad Boys: Chicos Malos Azn, abreviado ABB en adelante.
  • Lung: Sin traducción literal, pero similar a Long, dragón en la mitología china.

Capítulo Anterior < Indice > Capitulo Siguiente

submitted by master_x_2k to Parahumanos [link] [comments]


2017.11.23 05:26 SubotaiKhan Te ELIFEO: Conceptos políticos y formas de gobierno.

Parte I: La diferencia entre izquierda y derecha
Parte II: La izquierda
Primero, terminé mis parciales, aprobé todo, casi soy abogado, así que me van a tener haciendo lo que más me gusta: Enseñar pelotudeces. Estoy considerando seriamente estudiar alguna licenciatura de política, historia o filosofía y dar clases como una segunda profesión.
Segundo, voy a hacer un anexo de palabras que debí haber explicado antes, cuestiones ideológicas que pueden estar tanto en la derecha como en la izquierda, y algunas son “buzzwords”, palabras que la gente, tanto boludos en internet como académicos, la utilizan de manera trivial.
Tercero. Voy a explicar las formas de gobierno, que no lleva encausado necesariamente una ideología en sí, lo voy a hacer corto porque asumo que no hace falta extenderme mucho en explicar que es, por ejemplo, una monarquía y una república. Pensaba que algo como esto no es necesario explicar, pero he visto en Facebook, estadounidenses que piensan que democracia y republica constitucional son dos términos opuestos y excluyentes.
https://www.reddit.com/ShitAmericansSay/comments/5ubaz8/a_lot_of_americans_think_that_a_democracy_and/
https://www.reddit.com/The_Donald/comments/6ixydx/monarchy_doesnt_work_theocracy_doesnt_work/
Originalmente, iba a incluir en este thread las ideologías de derecha, pero quedaría muy feo mezcladas con todo esto, así que quedara para más adelante.
No hay TL; DR. Lo mismo que el anterior post. Si van a criticar, se toman la molestia de leer todo. Y algo que algunos no entendieron con el anterior thread: “Si te cuento que es X ideología, y que piensan sus integrantes, no quiere decir que yo la apoyo”
POPULISMO:
MAN, acá si tenemos problemas para definir esto. Cualquier político que empieza a tener su propia hinchada, es llamado populista. He visto a analistas políticos llamar populista a políticos moderados o pro establishment, como Obama, Macri, Hillary.
El termino populista se lo usa como insulto, aquel político que atrae a las masas ignorantes, pero también es usado como algo positivo, a aquel político que es popular entre la gente y electo por favorecer a la gente. Pero estas definiciones son ridículas, ¿no? ¿Cómo un político va a ser electo si no es atrayendo la mayor cantidad de votantes posibles? Ningún político va a decir “yo solo represento a la elite, los pobres que se caguen”.
Me puse a buscar en varias fuentes que se lo define como populismo, me encontré con bocha de artículos periodísticos, definiciones de diccionario, y demás, pero ninguna me dio una mejor caracterización más especifica que Santiago Ylarri hace sobre el populismo latinoamericano:
• Rechazo a los profesionales de la política: Se rechaza tanto a los académicos, como los analistas y los políticos con experiencia.
• Desconfianza en las instituciones públicas existentes: Es decir, anti establishment, oposición a la retórica que gobierna el país (si es que no gobiernan los populistas) y a la retórica internacional.
• Diálogo directo entre la dirección del movimiento y la base social.
• Fuerte voluntad de movilización y participación.
• Retórica nacionalista: El enemigo es el extranjero u otros países que planean la destrucción del Estado, junto con la colaboración de traidores de nuestro país.
• Liderazgo caudillista: Un líder carismático, invistiendo más poderes de los que le corresponden constitucionalmente, siendo apoyado por sectores populares.
También se suele usar como sinónimo de demagogia, la estrategia política de ganar votos por medio de promesas falsas, apelando a la gente con emociones y desinformación, y un uso y abuso de la propaganda política.
El populismo, como el nacionalismo, puede ser de derecha o izquierda, surgen figuras que usan distintas narrativas en su camino al poder. El referente de la derecha en nuestro continente es Donald Trump, mientras que la izquierda tiene en toda Latinoamérica sus raíces en la llamada ola rosada. Un surguimiento de movimientos democráticos socialistas en todo el continente, con una retórica anti EEUU y anti capitalismo.
NACIONALISMO:
Nacionalismo clásico (este término no existe, pero me parece útil para diferenciar el nacionalismo original del moderno) sea intencional o no, en algún momento, a fines del siglo 18, se hizo necesario tener garantizada la lealtad de los súbditos mediante “algo”. Desde nobles hasta revolucionarios, se dieron cuenta que era fácil garantizar la lealtad por medio de atributos que identificaran a una población con las causas de uno, también es un buen concepto para tener en cuenta si uno desea gobernar sobre una población: entre más homogénea, más fácil de hacer leyes considerando sus necesidades. Finalmente, con la introducción de una nueva clase gobernante o al menos influyente, los burgueses, existiría una reestructuración social y renovación de todas las instituciones (Algunos reyes empezaron a legislar y reglamentar el idioma, y a usar la religión no solo como entidad política, sino como entidad cultural unificadora)
El mejor ejemplo que tengo para explicarles fue el de Francia. Un monarca era sostenido en el poder porque era la voluntad de Dios. ¿Qué pasa cuando la voluntad de Dios que te gobierna, conspira con otros reyes para que invadan tu país y repriman tu revolución? Bueno, primero, obviamente, le cortamos la cabeza con una guillotina como gente civilizada que somos, segundo, instauramos una nueva razón por la cual debemos mantenernos unidos en defensa de la soberanía de nuestra nación de este Rey traidor de su pueblo y sus aliados. Se creó una bandera reemplazando el estandarte de la monarquía gobernante, un símbolo azul, blanco y rojo, representando así a todo el pueblo francés y su lema; libertad, igualdad y fraternidad. Esto no solo se vio reflejado en solo un trapito, sino que, si alguien se metía con Francia, no se metía con la Casa Real del Reino de Francia, pero con todos los habitantes del territorio francés, las guerras no la pelearían los caballeros de noble cuna, lo harían desde el más miserable de los campesinos hasta el más rico de los nobles. Napoleón famosamente presumiría de esto: “No pueden detenerme, gasto 30.000 vidas en un mes.”
Esto, junto con los movimientos filosóficos románticos, generara en todo el mundo las Naciones-Estado: Territorios delimitados, donde una población que comparte una identidad cultural, es gobernada por un mismo soberano.
Nacionalismo étnico: Algo que es necesario diferenciar, es que un Estado no es lo mismo que una nación. Dentro de un Estado podés tener distintos grupos étnicos que se sienten identificados solo entre ellos, y no con el resto del país. Por ejemplo: las diversas naciones que se encuentran en España (vascos, catalanes, gallegos, aragonés) o en nuestro país que tenemos la nación mapuche.
Los bolivianos decidieron tomar en consideración sus diferentes nacionalidades y constituirse como un Estado Plurinacional (un estado descentralizado y culturalmente heterogéneo, que concede cierto tipo de autonomía y representación a cada nación)
Otros, como yo diría el nuestro, alienta la homogeneización de las etnias por medio de la aculturación, el mestizaje, y básicamente ignorando las diferencias. Esto se le llama Crisol de razas o de etnias. Esto lleva a configurar un tipo distinto de nacionalismo, donde la nación lo compone todos los que la habitan, sean de la etnia que sean
Nota: crisol es el recipiente donde se funden y mezclan los metales.
Lo contrario al crisol de etnias, es el mosaico, esto sucede cuando no se produce la homogeneización, viviendo en armonía, pero sin mezclarse.
Hasta acá di ejemplos de cómo en países modernos pueden convivir diferentes etnias en relativa paz social. Sin embargo, en el siglo pasado y este, distintos Estados han tenido sus etnias enfrentadas unas contra otras, bajo el argumento de ser oprimidas por otra etnia dentro de un mismo Estado, y no hablo solo de catalanes buscando independizarse por un referéndum, sino de verdaderas crisis y genocidios.
Alemania: Hitler llego al poder usando de argumento la opresión que el verdadero pueblo alemán sufría, y esto llevo a que… bueno, no hace falta que les cuente que fue La Solución Final, ¿no? Posteriormente anexó partes de Checoslovaquia para proteger a las minorías germánicas habitando en ese país. Esta búsqueda de consolidación del pueblo germánico, que superaba las fronteras del Estado Alemán, se lo llama pangermanismo. El lema usado por Hitler era “Una Nación, un Pueblo, un Líder”, es decir, el Estado Alemán, sería sinónimo de la nación alemana, y todos gobernados por el mismo e indiscutido líder.
Ruanda: Cuando los belgas colonizaron Ruanda, se encontraron con tres tribus. Pero las que nos importan acá eran los tutsis y los hutus (la tercera tribu eran los twa). Mucho no difieren entre estas tres etnias, los tres hablan la misma lengua, y producto de la colonización, la misma religión (catolicismo). Según algunos académicos, los tutsis y los hutus no son ni siquiera distintos pueblos, sino una especie de castas, pero los belgas les llevaron la noción de que los tutsis eran superiores, y ellos debían estar a cargo, a pesar de que eran una minoría… cuando los belgas se fueron y su gobierno paso a ser democrático, la mayoría hutu decidió que, en represalia, se debía matar a todos los tutsis. El gobierno ordeno que cada hutu debía salir con palos cubiertos de clavos, a matar a todos los tutsis vecinos que tuvieras, y de no hacerlo, te matarían a vos a tu familia. Esto llevo al gran genocidio ruandés.
Yugoslavia: Este es un caso realmente interesante, porque fue un quilombo de “subnacionalidades”.
Por si no se acuerdan de la existencia de este país, o nacieron después de su caída, antes existía un Estado Federal Socialista en la península balcánica llamado Yugoslavia. ¿Porque dije subnacionalidades? Porque las distintas naciones de Yugoslavia eran todos eslavos. No que son de solo de Eslovenia, sino que pertenecen al grupo étnico al cual pertenecen muchos otros países, como Rusia, Ucrania, Polonia, República Checa, Bielorrusia, Bulgaria, Eslovaquia, y las distintas naciones de Yugoslavia. Y en Yugoslavia, tenías las repúblicas socialistas de Bosnia y Herzegovina, Croacia, Eslovenia, Macedonia, Montenegro y Serbia, algunos de ellos tenían distinto idioma y distinta religión (católicos apostólicos romanos, católicos ortodoxos y musulmanes). Se mantenían unidos gracias a un poderoso líder llamado Josip Broz, alias “Tito”, que, si bien era socialista, no se llevaba bien con el Kremlin (era tan macho, que amenazo a Stalin de que, si le seguían tratando de mandar asesinos, el mismo iba a mandar uno, y solo le bastaría con ese para hacerlo)
No se sabe si es verdad, pero se le atribuye a Tito la frase: “Soy el líder de un país que tiene dos alfabetos, tres lenguas, cuatro religiones, cinco nacionalidades, seis repúblicas, rodeada de siete vecinos y un país donde viven 8 minorías étnicas.”
Como esperaran, o se acordaran, una vez que Tito murió, todo se desintegro, y fueron luchas entre distintas naciones para preservar su identidad nacional en contra de los serbios que querían mantener la colapsada Yugoslavia, hubo crímenes de guerra, genocidio, todo.
¿Se acuerdan que en el 2006, Argentina jugo contra Serbia y Montenegro? “La selección de Serbia y Montenegro es, hasta el momento, el único equipo que ha participado en la fase final de la Copa Mundial de Fútbol representando a un país inexistente. Tras la independencia de Montenegro el 3 de junio, Serbia declaró la disolución oficial de la unión de Serbia y Montenegro el 5 de junio de 2006, cuatro días antes del inicio del torneo. Por disposiciones de la FIFA, sin embargo, el equipo debió mantener su denominación.”
Ahora mismo hacen lo que sea para mantener a Kosovo dentro de su poder soberano, a pesar de que EEUU y la Unión Europea reconocen a Kosovo como nación independiente.
Medio Oriente: Cuando el Imperio otomano colapso en la primera guerra mundial, Gran Bretaña y Francia dividieron el imperio en protectorados temporales, prometiendo la formación de distintos Estados. La delimitación de fronteras fue… arbitraria, hecha con regla sobre un mapa. ¿Qué paso cuando se formaron los Estados? Sunníes vs. chiitas, kurdos vs. Turcos, iraníes, iraquíes y sirios, palestinos vs. israelitas, monarquías vs. Teocracias. Un dolor de pija para todos, que daría para otro thread solo para explicar toda esta situación.
Actualmente: Tenemos varios movimientos nacionalistas, la mayoría propone la secesión de su nación del Estado: Los kurdos, catalanes, mapuches, escoceses y vénetos son los movimientos más trascendentes de estos años.
No pretendo ponerme a criticar las ideologías que explico, pero me gusta mucho esta crítica hecha por Karl Popper:
"Pues el supremo absurdo del principio de la autodeterminación nacional es evidente para todo el que dedique un momento a reflexionar en él. Ese principio equivale a sostener que cada Estado debe ser una nación-Estado: que debe estar limitado dentro de una frontera natural, y que esta frontera debe coincidir con la ubicación de un grupo étnico; de modo que debe ser el grupo étnico, la "nación", el que determine y proteja los límites naturales del Estado. Pero las naciones-Estados de esta especie no existen. Aun Islandia, la única excepción en la que puedo pensar, sólo es una excepción aparente. Pues sus límites están determinados, no por su grupo étnico, sino por el Atlántico Norte, así como están protegidos, no por la nación islandesa, sino por el Tratado del Atlántico Norte. Las naciones-Estados no existen, simplemente porque no existen las llamadas "naciones" o "pueblos" en los que sueñan los nacionalistas. No hay ningún, o casi ningún, grupo étnico homogéneo asentado desde hace largo tiempo en países con fronteras naturales. Los grupos étnicos y lingüísticos (los dialectos a menudo son barreras lingüísticas) están entremezclados inextricablemente en todas partes. La Checoslovaquia de Masaryk se fundó en el principio de la autodeterminación nacional. Pero tan pronto como fue fundada, los eslovacos exigieron, en nombre de ese principio, la liberación de la dominación checa; y finalmente fue destruida por su minoría alemana, en nombre del mismo principio. Situaciones similares han surgido prácticamente en todos los casos en los que se ha usado el principio de autodeterminación para fijar los límites de un nuevo Estado: en Irlanda, en la India, en Israel, en Yugoslavia, etc. Hay minorías étnicas en todas partes. "Liberarlas" a todas ellas no puede constituir un objetivo adecuado; más bien, el propósito debe ser protegerlas a todas. La opresión de los grupos nacionales es un gran mal; pero la autodeterminación nacional no es un remedio factible. Además, Gran Bretaña, los Estados Unidos, Canadá y Suiza son cuatro ejemplos obvios de Estados que violan, en muchos aspectos, el principio de las nacionalidades. En lugar de determinar sus límites por grupos étnicos, cada uno de esos países se las ha arreglado para unir varios grupos étnicos."
Karl Popper, 'La Historia de nuestro Tiempo', en 'Conjeturas y refutaciones'.
Nacionalismo económico: Finalmente, tenemos el nacionalismo económico, que consiste en políticas de Estado de proteccionismo a favor de empresas originarias de un Estado. Por medio de subsidios a las empresas y aranceles impositivos contra importaciones, un Estado promueve una agenda nacionalista que pone énfasis en la industria nacional.
Esto es en contraposición al globalismo económico, la tendencia que tiene el capitalismo moderno de favorecer a cualquier empresa del mundo que pueda proporcionar costos más baratos y/o de mejor calidad. Como por ejemplo la manufactura barata China y del sudeste asiático (no cuesta mucho hacer un par de jeans cuando le pagas solo dos pesos a un menor de edad en un país con pocas libertades sociales) o la tecnología alemana o coreana.
El nacionalismo hoy en día puede abogar por ambas cosas, por la protección y unidad de una nación, y por el proteccionismo económico, o solo una de ellas. Donald Trump, Nigel Farage, Marine le Pen, Frauke Petry, Peron, los Kirchner, Hitler, Mussolini, Tito, Carles Puigdemont, Bernie Sanders de izquierda a derecha, liberales y autoritarios, podemos encontrar distintos nacionalismos, en distintos grados, con sus propias particularidades. Usualmente se oponen a los Tratados de libre comercio entre las naciones, y son cautelosos con los bloques económicos (Euroescepticismo en la Unión Europea).
¿Qué diferencia hay entre nacionalismo y patriotismo?
Patriotismo no es una ideología, es simplemente la filosofía de apego e identificación de una persona con la tierra de donde uno viene. Uno puede ser patriota y creer en cualquier ideología política o teoría económica, no se da lo mismo con el nacionalismo. Ejemplo: Puedo ser patriota y oponerme al proteccionismo económico y promover la inmigración a nuestro país.
TOTALITARISMO y AUTOCRACIA:
Totalitarismo no es necesariamente un sinónimo de fascismo o autoritarismo. Totalitarismo implica que existe un partido, un grupo de personas o alguien, que tiene en su figura todos los poderes (ejecutivo, legislativo y judicial) y lo utiliza para controlar todos los aspectos dentro de una sociedad acorde a su ideología.
Una monarquía absoluta o una dictadura son ejemplos de una autocracia, teniendo también el monopolio del poder político, pero no necesariamente es un gobierno totalitario, siempre y cuando no tengan una policía secreta o por medio de la legislación, limiten las libertades civiles de la población.
Según Carl Friedrich y Brzezinski (tuve que buscar el nombre de este último) dicen que un sistema totalitario tiene las siguientes características
-Monopolio de las armas y los medios de comunicación.
-Dirección central y control de la economía
-Terrorismo de Estado
-Una ideología elaborada
-Un solo partido, liderado por un dictador o caudillo.
Con esto, absolutamente todos los grandes autócratas de la historia entran en esta definición: Mao, Mussolini, Stalin, Hitler… Podríamos discutir incluso varias figuras nacionales, como la Dictadura Militar o Juan Manuel de Rosas, pero eso se lo dejo a ustedes, have fun.
INTERNACIONALISMO
Básicamente la idea es intervenir, de manera directa o indirecta en otros países, a fin de cambiar la ideología del país intervenido. Es una idea nacida del socialismo, que como explique, busca llevar la revolución a todas las partes del mundo; pero también presente en ideologías de centro y de derecha, como es el excepcionalísimo americano (la idea de que Estados Unidos es la policía del mundo, y que está facultada para invadir e intervenir en otros países para llevar FREEEDOOOM). Otros ejemplos no tan invasivos pueden ser las organizaciones internacionales, como la Organización de los Estados Americanos siendo la misma creada para evitar la expansión del comunismo en América. Por otra parte, la Unión Europea y el Mercosur suelen poner sanciones y excluir de sus acuerdos a aquellos países que no respeten los principios del liberalismo o la democracia occidental.
IMPERIALISMO
Otro concepto que tiene mas de un significado. El original es lo que supongo todos sabran, una nación expandiéndose haciendo uso de sus fuerzas militares para hacerlo. Aca va todo Imperio que estudiamos en la escuela.
La justificación para la creación de un Imperio puede ser meramente la obtención de nuevas tierras y recursos porque si. Esto no se da mas hoy en dia porque queda mal tomar cosas de otro sin pedir permiso. Por eso poco a poco, los países que tenían colonias tan lejos de sus territorios, fueron perdiendo su poder sobre ellas, poniendo fin al colonialismo.
Así que los Estados tuvieron que buscar otras excusas para expandir sus territorios. Una de ellas es el irredentismo, la idea de que se debe anexar X territorio por cuestiones históricas, culturales o raciales.
Existe por ejemplo el irredentismo argentino con la Antartida, las Islas Malvinas, Georgia y Sándwich del Sur. Tambien de los territorios cedidos a Chile (Picton, Nueva, Lennox) Descubri investigando esto que el irredentismo argentino se extiende hasta toda la Patagonia chilena, y los territorios que una vez fueron parte del Virreinato del Rio de la Plata, como Paraguay, Uruguay y parte de Bolivia y Brasil. Se imaginan eso? Capaz seria al pedo, ya somos el 8 país más grande del mundo y seguimos sin saber explotar nuestros recursos y estamos enormemente despoblados.
Con el ejemplo anterior, se darán cuenta que no se necesita un emperador para ser imperialista. Y ahí vamos con el concepto más moderno, el imperialismo económico. Y acá entra todo lo que algún amigo zurdo les habrá dicho alguna vez, un país interviniendo por medios económicos, en la política de otro.
Tambien existe lo llamado Imperialismo cultural. Es decir, cuando un pais replica su cultura en otras partes del mundo a tal punto de reemplazar la cultura del pais huésped. Aunque Estados Unidos sea el mejor ejemplo de ello, se han dado cuenta que de todas maneras EEUU es el pais mas “raro” en muchos sentidos? Usan otro sistema para contar la fecha, la temperatura, las medidas, capacidades, hasta para nombrar al deporte mas popular del mundo son unas parias.
GLOBALISMO
Aunque en su mayoría los que abogan por esta ideología es la centro derecha o la derecha liberal, me parece necesario explicarla ya que la mencione cuando explique nacionalismo. Básicamente, libre comercio entre las naciones; fundamentado en la eficacia y baratos costos. Esto es apoyado también por bloques económicos, que buscan eliminar las fronteras entre las naciones, tanto impositivas, como legislativas, sociales y culturales. Esta ideología suele estar ligado con el multiculturalismo, la idea de la convivencia pacífica entre distintas culturas.
Una ideología que se desprende del globalismo, es el COSMOPOLISMO, la idea de que todos los seres humanos de la tierra formamos parte de una comunidad, y en lo ideal, deberíamos abogar por un gobierno democrático mundial, con una moral universal para todos los habitantes de la tierra. Una idea como esta ha sido sostenida por Albert Einstein, Albert Camus y Bertrand Russell.
Fun fact: Albert Einstein apoyaba la idea de un gobierno socialista federal mundial
La idea de la moral universal es algo que está basado en las muchas ideas de la construcción de la moral. Podría hablarles si les interesa de la filosofía de la ética en otro post.
FORMAS DE GOBIERNO:
Unitarios, Federales y Confederados: No requiere mucha explicación para nosotros los argentinos, ¿no?
Unitarismos: Existe un gobierno central absoluto que gobierna de manera directa sobre todo un territorio. Este sistema funciona en países chicos o con poca población. Básicamente, si una provincia nuestra se separara y formara su propio país, lo más probable es que adopte un sistema unitario para gobernarse ya que no tiene tanto que gobernar. Estoy hablando de vos, Banda Oriental
Federalismo: Existen distintas regiones con su gobierno autónomo, pudiendo tener sus propias leyes, poderes ejecutivos, legislativos y judiciales, y hasta su propia constitución, pero siempre con un gobierno superior que gobierna por encima de los mismos, imponiendo leyes, una constitución y hasta interviniendo en los integrantes de esta unión cuando sea conveniente.
Por alguna que otra razón, esas regiones tienen distintos nombres a pesar de que sean básicamente lo mismo: provincias (Argentina) estados (EEUU) estados federados (Alemania) emiratos (Emiratos Árabes Unidos) zonas (Nepal) cantones (Suiza) y más.
Es un lio de nombres, y en un mismo país puede encontrarse diferentes regiones con diferentes grados de autonomía. Rusia, por ejemplo, tiene 46 óblasts, 3 ciudades federales, 22 republicas, 9 kais, 1 óblast autónomo y 4 distritos federales. Fucking commies.
El federalismo supone en un principio la descentralización, y para ello el Gobierno Federal subroga facultades a sus miembros, pero a su vez, permite que los miembros tengan cierta manera de controlar al gobierno federal por medio de cámaras legislativas, compuesta por representantes de las entidades federales. En nuestro caso, la cámara de senadores representa a las provincias, mientras que la cámara de diputados representa a los argentinos.
Confederación: Esta idea supone que no existe un gobierno Federal, solo una representación de los miembros de la federación ante los otros países.
Argentina llego a serlo en un momento, cuando cada provincia tenía su propio gobierno, su propio ejército, su propia moneda y su propia constitución, además, desobedeciendo completamente al gobierno de Buenos Aires.
La Confederación Helvética (Suiza) no es una confederación tampoco hoy en día, porque sigue teniendo un gobierno federal.
Lo más cercano que tenemos hoy en día a una confederación, es la Unión Europea, aunque es discutible.
https://www.youtube.com/watch?v=_lj127TKu4Q
REPÚBLICA Y MONARQUÍA:
Primero aclaro que existe una diferencia entre Jefe de Estado y Jefe de Gobierno. El Jefe de Estado es quien representa al país ante naciones extranjeras y es responsable del país. El Jefe de Gobierno lidera el poder ejecutivo y la administración del Estado. Les parecerá que es la misma cosa, siendo que, en nuestro país, y en todas las repúblicas presidencialistas, el presidente es las dos cosas al mismo tiempo.
República: su concepto moderno de hoy en día, es aquel gobierno que es una cuestión del pueblo, y, por lo tanto, elegido de manera usualmente de manera democrática, ya sea indirecta (el pueblo gobierna a través de sus representantes) o directa (el pueblo gobierna sin ellos). Puede que una república sea unipartidista, como es el caso de China, donde el partido elige a los candidatos.
República suele ser usada para describir más conceptos, como la igualdad ante la ley y la división de poderes, que en las monarquías no solía suceder.
Una república puede ser parlamentaria, presidencialista o semipresidencialista.
Un sistema presidencialista es el que tenemos. La gente elige a un presidente, que como dije, es el jefe de Estado y Gobierno.
En un sistema semipresidencialista, el jefe de Gobierno (primer ministro) es electo por el parlamento, mientras que el jefe de Estado (presidente) es electo por el pueblo. Existe entonces un gobierno bicéfalo, donde ambos comparten autoridad. Aunque suele suceder en la realidad que una figura subroga su poder a la otra. Gobiernos semipresidencialistas son los de Francia y Rusia por ejemplo.
El sistema parlamentarista tiene un primer ministro, una figura que es electa por el parlamento. El parlamento es un cuerpo legislativo que elige al primer ministro
Monarquía: El jefe de Estado gobierna de manera vitalicia, de manera unipersonal y es designado por un proceso no democrático. Existen distintos tipos de monarquías, no todas son iguales.
Una absoluta es aquella donde el monarca tiene en su persona investida los tres poderes, como es el caso de Arabia Saudita.
En una monarquía constitucional, el monarca solo tiene sus límites configurados por una carta magna o constitución. El monarca puede o no tener investida la figura del poder ejecutivo. En Marruecos el monarca es el jefe del poder ejecutivo, mientras que en casi todas las monarquías europeas no pasa esto, sino que hay una monarquía parlamentaria, donde el primer ministro es el Jefe de Gobierno, y el monarca es el Jefe de Estado.
No necesariamente un monarca es constituido por herencia, sino que, en algunos casos, es electo. El mismo se da en la Ciudad del Vaticano, donde el Papa es un monarca absoluto elegido por un cónclave.
ANEXO: Términos de origen griego adicionales que no requieren mucha mayor explicación.
Adhocracia: Ausencia de jerarquías. Como oposición también a una burocracia.
Androcracia: Gobiernan hombres. Patriarquia implica que existe un poder jerárquico superior de hombres hacia mujeres.
Anocracia: Gobierno inestable e ineficaz. Un mix entre una democracia y una autocracia.
Aristocracia: Gobierno de los mejores. En la antigüedad los mejores eran los más sabios, ricos y poderosos, pero actualmente solo significa las últimas dos cosas.
Bancocracia: Gobierno de entidades financieras.
Cibercracia: Gobierno a través del uso eficaz de la información.
Cientocracia: Políticas publicas basadas en la ciencia.
Cleptocracia: Gobierno de ladrones.
Criptarquía: Gobierno secreto u oculto.
Critarquía: Gobierno de los jueces.
Demarquía: Gobierno por ciudadanos elegidos aleatoriamente.
Diarquía: Gobierno de dos personas. (Triunvirato seria con tres personas, Tetrarquía cuatro, y mas o menos así en adelante)
Estratocracia: Gobierno donde el ejército y la política es la misma cosa. No es una dictadura militar, sino, por ejemplo, el gobierno británico de Chipre.
Etnocracia: Gobierno por un grupo étnico dominante
Futarquia: Gobierno en la que las decisiones de las autoridades podrían estar sometidas a los mercados de apuestas, que tienen mayor capacidad de agregar información.
Gerontocracia: Gobierno de los ancianos.
Gynecocracia: Gobiernan mujeres. Matriarquia implica que existe un poder jerárquico superior de mujeres hacia hombres.
Ideocracia: Gobierno erigido en base a una ideología o filosofía que rige todos los aspectos de la vida de la sociedad.
Isocracia: Gobierno de los iguales
Kakocracia/cacocracia: Gobierno de los peores o Gobierno de ladrones. Así es, “caco” es un nombre griego, de un demonio malvado.
Kratocracia: Gobierno de los fuertes
Logocracia: Gobierno de la razón y las leyes.
Meritrocracia: Gobierno de los más hábiles y talentosos.
Monocracia: Gobierno de una persona.
Netocracia: Gobierno de aquellos que tienen su poder basado en sus habilidades tecnológicas y de networking.
Noocracia: Gobierno en vista del desarrollo de la mente humana
Oclocracia: Gobierno demagogo, de la muchedumbre.
Oligarquia: Gobierno de unos pocos que gobiernan para sus intereses.
Panarquismo: propone que todo individuo para unirse o separarse libremente de la jurisdicción de cualquier Gobierno que elijan, sin ser forzados a abandonar el lugar donde viven.
Partitocracia: Gobierno burócrata de partidos políticos.
Plutocracia: Gobierno de los más ricos de una sociedad.
Pornocracia: Gobierno de las prostitutas. Tu vieja
Sofocracia: Gobierno de los sabios o filósofos.
Tecnocracia: Gobierno de los técnicos.
Teocracia: Gobierno erigido por mandato divino.
Timocracia: Gobierno donde solo pueden participar los dueños de terrenos.
Vetocracia: Situación en la que un gobierno no puede progresar porque su oposición no los deja gobernar.
Videocracia: Gobierno a través de las imágenes.
submitted by SubotaiKhan to argentina [link] [comments]


2017.07.13 16:06 Facu474 "Conocí a Yui" - Traducido

KitsuneDa-O conocio a Yui en un avión durante el tour de EEUU - Post Original en /BABYMETAL
Traducido:
Pueden recordar que hace unas pocas semanas, publique acerca de una interacción con Yui después del show de Albuquerque. Bueno, había un contexto para esa interacción que no posteé en ese momento, pensando que sería mejor esperar hasta que la gira terminara.
La gira ha terminado, así que aquí está el contexto. Tenga en cuenta que Captain_Username (en adelante, "C_U") y yo escribimos nuestra experiencia cuando llegamos a Albuquerque, pero algunos de los detalles son un poco confusos. Sin embargo, esto es lo que recuerdo, con adiciones y correcciones de C_U, que vio la mayoría de lo que sucedió desde varias filas más atrás en el avión.
Hace tiempo, C_U y yo habíamos reservado vuelos desde Los Ángeles a Albuquerque, para dar inicio a la parte KoRn de la gira. Un grupo de otros fans iban en auto, llevados ​​por el incansable ReneColorado. (Nota: Rene condujo ese grupo de LA a Albuquerque a San Diego a LA a San Francisco a Auburn a Boise a San Francisco. Eso es dedicación! Unas partes de ese viaje fueron reportados por aboynameddeath en sus recientes informes de gira aquí y aquí)
Llegué a LAX [Aeropuerto de Los Angeles] un poco tarde. En camino a la puerta pasé a Koba, que se estaba alejando de la puerta de embarque. Espera ... ¿Koba? Eso significa que las chicas están en nuestro avión ?! En la puerta, C_U y un par de otros fanáticos del BM me dijeron que el equipo BABYMETAL (Koba, un tipo de seguridad ENOOORME, un chico del personal, y las chicas) están todos en el aeropuerto. Las chicas están en nuestro avión! A la mierda. Sin estrés en absoluto ... El equipo BM estaba esperando en una zona separada de la puerta un poco lejos de nuestra puerta de embarque, pero luego se trasladaron a la sala de American Airlines - tal vez después de que vieron algunas remeras de BABYMETAL en la zona de la puerta. (Aunque yo llevaba una camiseta amarilla, no de BABYMETAL).
Me había pasado a primera clase durante el registro. Así que pensé que iba a tratar de entrar en el salón de American Airlines, pero me di cuenta de que sólo tener un pasaje en primera clase no te ayuda; necesitas ser un miembro de su programa de la lealtad también. Plan de astucia frustrado ... ¡No es para preocuparse! Sin duda, pensé, el equipo BM también estará en primera clase, para tener mas privacidad? En cuyo caso, podría llegar a verlos de cerca. Pero recordé que cuando me registré, había unos cuantos asientos vacíos en primera clase que implicaba que no iban a estar allí después de todo. Plan astuto frustrado, de nuevo.
Embarque comenzó sin signo de equipo BM. Cuando todos se apilaron, se hizo evidente que iban a ser los últimos en el avión. Yo estaba en la fila 3 en los asientos de la izquierda, así que estaba al lado del pasillo. Momento de golpe de corazón # 1: ¿qué hago cuando pasan mi asiento ?! Decidí levantar un Kitsune-sign a medida que pasaban. Como recuerdo, el tipo de seguridad entró primero. Después de pasar por mi asiento, puse mi Kitsune.
Yui paso primero, y lo vio casi tan pronto como se dio la vuelta en el pasillo, y me dio una sonrisa grande (labios cerrados). ¡A la Mierda! Pero espera, ¿no hay más dos chicas en la banda? La siguiente fue Suzuka. Estaba mirando con la cabeza muerta por delante, y no me veía en absoluto. Maldita sea. Probablemente estaba siendo un poco demasiado sutil. Finalmente Moa pasó. Sólo vio el Kitsune en el último momento, cuando estaba básicamente al lado de mi asiento. Es difícil interpretar su mirada; No estoy seguro si la expresión que cruzó su rostro fue de shock o desdén o algo más. Fuera lo que fuese, rápidamente apartó la vista. Bueno, 1 (o 1.5) de 3 no es malo !! Yo estaba sentado allí muy contento conmigo mismo. Objetivos de vida (casi) completo!
Poco después nos estamos preparando para el despegue. Era alrededor de las 9:30 PM y yo estaba un poco cansado, pero estoy pensando a mí mismo que debo permanecer despierto en caso de que una de las chicas va más allá de mí en el camino hacia el baño. ¿Quién sabe, podría conseguir una sonrisa de Suzuka, o una bofetada de Moa para mi insolencia? No fue hasta unos días más tarde que me enteré (de C_U) que no mucho después del despegue Yui fue al baño - directamente pasando mi asiento de nuevo - y no la vi en absoluto. Parece que me había dormido, aunque no lo recuerdo en absoluto. Si me había perdido Yui pasando, y nada más hubiera sucedido 1 vez en el vuelo, me habría sido muy, muy, muy, muy decepcionado por haber perdido. Muy…
(Nota relevante: antes de la gira, había hecho 25 pequeñas, y 2 grandes banderas Happy Birthday Yui vean aquí un ejemplo de cada tipo, con un CD para la referencia de tamaño. Muestra ambos lados de la bandera pequeña. La idea era dar 24 de las banderas pequeñas a otros mosh’mates para que Yui esperase ver un mar de ellos en su show de cumpleaños el 20 de junio. También había hecho dos de las mas grandes, uno para mí, y un repuesto para el caso de que Koba se acercara para robármela de mis manos.)
Yo estaba sentado allí pensando qué hacer si Yui pasa mi asiento durante el vuelo - no dandome cuenta de que ya lo había hecho antes, mientras dormía. Así que decidí sacar una de las pequeñas banderas de cumpleaños de mi bolsa en el armario de arriba. Me tomó años encontrar la bandera entre mi bolsa, que estaba llena, y mientras lo hacía miré hacia atrás para tratar de ver dónde estaban las chicas sentadas. Sólo recuerdo haber visto a Yui, pero mi memoria es vaga. Entonces me senté e intenté permanecer despierto.
Increíblemente, debo haber dormido otra vez, porque en una etapa miré hacia arriba para ver a alguien con pelo negro laaaaargo caminando hacia el baño en la parte delantera del avión. A LA MIERDA, es YUI. Una vez más, ella había pasado por mi asiento sin que me diera cuenta. Gracias que me desperté esta vez. OK, MIERDA ¿Qué hago cuando vuelva? ¿Le muestro otro signo Kitsune? ¿Trato de darle la bandera que he ido al esfuerzo de salir de mi bolsa? Estoy feliz de admitir que estaba absolutamente cagando, y mi corazón estaba golpeando fuera de mi pecho. No quería ser el tipo espeluznante, pero no quería perderme una oportunidad única en la vida. Finalmente sale. Sé que sabe que hay un fan de BABYMETAL en mi asiento, así que hay una posibilidad de que me mire mientras pasa. Así que sostuve la bandera pequeña hasta mi hombro derecho, donde podía ver si miraba.
Esto es lo que sucedió cuando pasó por mi asiento. Esto es lo mejor que puedo recordar lo que pasó, junto con lo que recuerda C_U, que estaba viendo desde unas pocas filas atrás:
Yo: MIERDA. Mi corazón latía con fuerza. Sonreí y llevé la bandera hasta mi hombro. Me olvido de qué lado me mostró, ya sea el "Yui-chan 18yo" o el "Feliz Cumpleaños" lado. No es que realmente importante. Yui: ¡Parado junto a mi asiento!! Ella miró a la bandera ya mí y sonrió. Yo: MIERDA. Le sostuve la bandera, y le dije: "Feliz cumpleaños Yui!" Yui: Sonrió un poco más, y ella tomó la bandera! Ella dijo "Gracias!" en inglés. Yo: MIERDA. Mi mente estaba en blanco. Mierda mierda mierda, ¿qué debo hacer ahora? Dije algo como "Gracias por el show anoche". Sí, me doy cuenta de lo completamente choto que suena, y hay. Tantas. Cosas. que Ahora desearía haber dicho, pero aguanten conmigo, ya que casi lo había perdido en esta etapa. Yui: diciendo si con la cabeza, volvió a mirar la bandera y dijo: "¡Es tan lindo!" (De nuevo en inglés) con una gran sonrisa! Parecía realmente genuina y sincera, pero probablemente habría pensado lo mismo incluso si ella me diera una bofetada en la cara. Recuerdo que hablaba muy suavemente. Yo: MIERDA. Creo que dije "Gracias" de nuevo. Mi corazón seguía latiendo. Ahí estaba yo, un chico de 50 años completamente fangirling, sin idea de qué decir. Yui: sonrió, y creo que dijo "Gracias" de nuevo, y volvió a su asiento. Yo: MIERDA. MIERDA.
Parecía haber pasado todo tan rápido. Mi corazón seguía latente. Traté de procesar lo que acababa de suceder. Yo estaba en dos mentes totalmente separadas sobre todo. MIERDA CONOCI A YUI. ¿Por qué no dije más? MIERDA CONOCI A YUI. ¿Por qué dije algo tan cojo? MIERDA CONOCI A YUI. ¿Por qué no le pedí que firmara una bandera? Y de ida y vuelta me fui conmigo mismo.
Mi impresión exagerada fue que Yui era muy amable, amable y hablaba suavemente. Ella fácilmente podría haberme ignorado, o simplemente haberme pasado caminado con una simple sonrisa.
Más temprano en el vuelo, C_U escuchó el chico del personal de BM hablar con el tipo de seguridad sobre un hombre con una camisa amarilla (presumiblemente yo), tal vez porque él me había visto con mi Kitsune cuando las chicas me pasaron al subirse al avion. Así que me parece un poco sorprendente que alguien no escoltó a Yui al baño, o al menos tener un ojo en mí, posiblemente haciendo algo loco. Más tarde supe que Koba estaba a sólo 3 filas de mí en el pasillo, y es increíble que no vio lo que estaba sucediendo y detenerlo. También tengo suerte de que el tipo de seguridad, que estaba a 2 o 3 filas más atrás de Koba, no me vio hablando con ella. O tal vez vieron que yo no hice nada la primera vez que pasó (porque yo estaba dormitando!), Y había bajado la guardia? O tal vez estaban pre-ocupados, y con las luces de la cabina apagado que simplemente no se dieron cuenta? ¿O tal vez lo vieron y no les importó? Nunca lo sabré. Debería haber preguntado Koba en Nampa - habría sido divertido! [Nota: KitsuneDa-O hablo con Koba en el show de Nampa]
Después de aterrizar, todo el mundo se puso de pie para conseguir sus bolsas, etc. Volví a mirar hacia la parte trasera del avión, para ver si podía ver las chicas sentados juntos. Vi donde C_U estaba sentado una fila o dos detrás del asiento de Yui, pero no podía ver a las otras chicas. Fue entonces cuando me di cuenta de que no estaban todos sentados juntos, lo que parecía extraño. Sólo puedo pensar que deben haber tomado una decisión de última hora para tomar este vuelo, y tuvo que tuvieron que tomar cualquier asientos disponibles.
Miré alrededor un poco más para ver si podía ver a los demás. Encontré a Suzuka sólo dos filas detrás de mí en el otro lado del avión. Tenía una visión clara de ella, así que estaba tratando de captar su atención, pero ella estaba buscando en todas partes, menos en mí. No tengo ni idea de si estaba tratando deliberadamente de evitarme, o si simplemente estaba siendo Suzuka. Finalmente me miró, y yo tenia una sonrisa torpe y el Kitsune-sign, y hubo un momento fantástico mitsuketa donde su rostro estalló en una sonrisa enorme combinada / risa, como si dijera "HAHA, al carajo, me encontraste mirando! ! ". Parecía tan feliz, fue un momento brillante que no olvidaré.
Luego busqué a Moa, y la vi un par de hileras más atrás a mi lado. A estas alturas se había puesto un barbijo. Ella estaba mirando a otro lugar, y yo no esperé a ver si ella miraba para mi lado.
Desembarcamos y nos dirigimos a la zona de recogida de equipaje. Parece que la noticia de que estaban en el avión se había difundido, ya que había media docena de chicos japoneses en camisas BABYMETAL esperando allí. Tal vez es una precaución estándar, pero el tipo de seguridad mantuvo a las chicas más atrás en el aeropuerto mientras todo el mundo estaba recogiendo sus maletas. Pensamos que Koba probablemente iba a mantener a las chicas lejos hasta que todos nos fuéramos, así que no había mucho punto en esperar.
Pero aunque le había dado a Yui una de las banderas pequeñas, deseaba haberla dado una de las grandes también. Así que este es la parte un poco espeluznante, pero decidí ir a buscar al tipo de seguridad y darle una de las banderas grandes para dar a Yui. Finalmente lo vi, con las chicas colocadas estratégicamente detrás de él detrás de una columna. Estaba a unos 20 metros de él, así que me detuve y le mostré la bandera. Él sacudió la cabeza "No", porque supongo que pensó que quería darsela directamente a Yui. Así que imité dándole la bandera a él, y él asintió con la cabeza "Sí"! Caminamos uno hacia el otro y le di la bandera, le expliqué de qué se trataba, y echó un rápido vistazo a ella. Le di las gracias por tomarlo, y me fui. Estaba muy agradecido, porque él podría haberme dicho que me fuera a la mierda. No sé si él realmente le dio la bandera, pero no puedo ver ninguna razón por la que no lo hubiera hecho. Obviamente no traté de acercarme a las chicas. No se preocupen - misión completada!
Y es eso. Qué noche tan extraordinaria.
PD: después del agradecimiento que recibi de Yui con la bandera grande en el show de Albuquerque, sostuve la bandera pequeña en cada uno de los próximos cinco shows. Yui me dio otro agradecimiento en San Francisco (mientras salían del escenario) y Nampa (durante Karate). Junto con todo lo demás que pasó, fue una gira fantástica :-)
Tarde un poco en postearlo, porque queria que el este de acuerdo con esto.
submitted by Facu474 to BABYMETALEspanol [link] [comments]


2017.01.14 02:44 ShaunaDorothy Cristeros antigay se movilizan en todo el país ¡Plenos derechos democráticos para los gays! (/r/Espartaco)

https://archive.is/zjlb4
Espartaco No. 46 Octubre de 2016
Cristeros antigay se movilizan en todo el país
¡Plenos derechos democráticos para los gays!
Para tratar de remendar un poco la desgastada imagen de su brutal gobierno, en mayo pasado Peña Nieto presentó al congreso una iniciativa para establecer el derecho de los gays al matrimonio y la adopción de niños —aunque en 2010 EPN se había declarado sin ambigüedades opuesto a este último—. Fuera de la Ciudad de México, Coahuila y Quintana Roo donde es legal, en los demás estados el matrimonio gay es posible pero sólo mediante la interposición de un amparo. Estamos por el derecho de los LGBT al matrimonio y la adopción. Defendemos el derecho de cualquiera, independientemente de sus preferencias sexuales, de tener familia o no. Estamos por plenos derechos democráticos para los gays, incluyendo el derecho al divorcio. Estamos también por el derecho al aborto libre y gratuito en todo el país como un derecho democrático elemental de las mujeres.
Ante la iniciativa de Peña Nieto, no sólo el PAN puso el grito en el cielo; los congresistas del mismo PRI aclararon que la medida no era “prioritaria” y la han “congelado”. Una oscura organización respaldada por la Iglesia Católica, el Frente Nacional por la Familia, convocó a una miríada de marchas por todo el país en septiembre, con la demanda omnipresente de que la familia sea “como la de Nazareth” (es decir, madre virgen, padre crédulo e hijo del espíritu santo). Rodrigo Iván Cortés, vocero de esta organización y antiguo diputado panista, sostuvo que el mismísimo papa Bergoglio —quien considera que el matrimonio gay es el producto de “la envidia del Demonio”— le recomendó salir a las calles a protestar (lastampa.it, 1° de septiembre). El órgano oficial de la Arquidiócesis mexicana, el semanario Desde la fe (29 de mayo), recurrió a la opinión experta de un exorcista, quien puntualizó que no es otro sino Asmodeo “el demonio que hoy ataca a la familia” (ver el libro bíblico de Tobías; una descripción más detallada de Asmodeo se encuentra en el Manual de monstruos de Calabozos y dragones).
Pese a tales fantasías histéricas, la demostración de fuerza cristera debe tomarse en serio. Las movilizaciones antigay fueron especialmente nutridas —de decenas de miles— en Monterrey, Guadalajara y el Bajío, así como en la Ciudad de México, donde la campaña culminó con una marcha nacional el 24 de septiembre. Y, al lado de los fanáticos católicos variopintos, se encontraban bandas de abiertos neonazis haciendo el saludo hitleriano y amenazando a los contramanifestantes. Estas manifestaciones de fanáticos derechistas representan una amenaza contra los LGBT, contra las mujeres, contra la separación entre la iglesia y el estado y, a fin de cuentas, contra los derechos democráticos de todos.
El derecho al matrimonio gay no pondrá fin, por sí mismo, a los prejuicios —a menudo asesinos— contra los LGBT, ni al dolor que experimentan en esta sociedad antihomosexual y totalmente hipócrita respecto al sexo. Pero ese dolor hace aún más importante luchar por cada derecho democrático, por cada medida de igualdad social y política que pueda obtenerse en esta sociedad. La vanguardia obrera debe erigirse como el campeón de todos los oprimidos; en la realización de la tarea histórica del proletariado —la abolición de la sociedad de clases mediante la revolución socialista— está la semilla de la liberación humana universal. La lucha contra los prejuicios antigay y antimujer es crucial para construir un genuino partido obrero leninista capaz de dirigir a la clase obrera en esta colosal tarea.
Nuestra defensa del derecho al matrimonio y la adopción para los LGBT refleja nuestra oposición a toda discriminación basada en las preferencias sexuales; no tiene nada que ver con aceptar a la familia como la unidad económica básica que representa en la sociedad actual. Muchos no tienen opción más que ajustarse a la camisa de fuerza de la familia nuclear monógama para obtener derechos básicos como vivienda, seguro médico y ciudadanía, o simplemente para sobrevivir. La institución de la familia, junto con la iglesia, es la principal fuente de opresión de la mujer. El fanatismo antigay fluye de la necesidad de castigar cualquier desviación de esta estructura patriarcal.
Nosotros luchamos por una futura sociedad en que las funciones necesarias de la familia —crianza de niños, alimentación y otras tareas domésticas— sean socializadas, es decir, sean responsabilidad de la sociedad en su conjunto. El destino de una persona no estará determinado por qué tan rica o pobre sea su familia. La “familia alternativa”, tan idealizada por el PRD burgués, las organizaciones feministas y los activistas LGBT, sigue siendo una unidad económica a la cual sus miembros están atados. Cualquiera que quiera luchar por derechos democráticos plenos para los LGBT y por la liberación de la mujer haría bien en reconocer la fuerza conservadora que representa la familia nuclear, y el papel clave de ésta en la sociedad capitalista.
http://www.icl-fi.org/espanol/eo/46/gays.html
submitted by ShaunaDorothy to Comunismo [link] [comments]


2016.11.19 23:21 ShaunaDorothy Cristeros antigay se movilizan en todo el país ¡Plenos derechos democráticos para los gays!

https://archive.is/zjlb4
Espartaco No. 46 Octubre de 2016
Cristeros antigay se movilizan en todo el país
¡Plenos derechos democráticos para los gays!
Para tratar de remendar un poco la desgastada imagen de su brutal gobierno, en mayo pasado Peña Nieto presentó al congreso una iniciativa para establecer el derecho de los gays al matrimonio y la adopción de niños —aunque en 2010 EPN se había declarado sin ambigüedades opuesto a este último—. Fuera de la Ciudad de México, Coahuila y Quintana Roo donde es legal, en los demás estados el matrimonio gay es posible pero sólo mediante la interposición de un amparo. Estamos por el derecho de los LGBT al matrimonio y la adopción. Defendemos el derecho de cualquiera, independientemente de sus preferencias sexuales, de tener familia o no. Estamos por plenos derechos democráticos para los gays, incluyendo el derecho al divorcio. Estamos también por el derecho al aborto libre y gratuito en todo el país como un derecho democrático elemental de las mujeres.
Ante la iniciativa de Peña Nieto, no sólo el PAN puso el grito en el cielo; los congresistas del mismo PRI aclararon que la medida no era “prioritaria” y la han “congelado”. Una oscura organización respaldada por la Iglesia Católica, el Frente Nacional por la Familia, convocó a una miríada de marchas por todo el país en septiembre, con la demanda omnipresente de que la familia sea “como la de Nazareth” (es decir, madre virgen, padre crédulo e hijo del espíritu santo). Rodrigo Iván Cortés, vocero de esta organización y antiguo diputado panista, sostuvo que el mismísimo papa Bergoglio —quien considera que el matrimonio gay es el producto de “la envidia del Demonio”— le recomendó salir a las calles a protestar (lastampa.it, 1° de septiembre). El órgano oficial de la Arquidiócesis mexicana, el semanario Desde la fe (29 de mayo), recurrió a la opinión experta de un exorcista, quien puntualizó que no es otro sino Asmodeo “el demonio que hoy ataca a la familia” (ver el libro bíblico de Tobías; una descripción más detallada de Asmodeo se encuentra en el Manual de monstruos de Calabozos y dragones).
Pese a tales fantasías histéricas, la demostración de fuerza cristera debe tomarse en serio. Las movilizaciones antigay fueron especialmente nutridas —de decenas de miles— en Monterrey, Guadalajara y el Bajío, así como en la Ciudad de México, donde la campaña culminó con una marcha nacional el 24 de septiembre. Y, al lado de los fanáticos católicos variopintos, se encontraban bandas de abiertos neonazis haciendo el saludo hitleriano y amenazando a los contramanifestantes. Estas manifestaciones de fanáticos derechistas representan una amenaza contra los LGBT, contra las mujeres, contra la separación entre la iglesia y el estado y, a fin de cuentas, contra los derechos democráticos de todos.
El derecho al matrimonio gay no pondrá fin, por sí mismo, a los prejuicios —a menudo asesinos— contra los LGBT, ni al dolor que experimentan en esta sociedad antihomosexual y totalmente hipócrita respecto al sexo. Pero ese dolor hace aún más importante luchar por cada derecho democrático, por cada medida de igualdad social y política que pueda obtenerse en esta sociedad. La vanguardia obrera debe erigirse como el campeón de todos los oprimidos; en la realización de la tarea histórica del proletariado —la abolición de la sociedad de clases mediante la revolución socialista— está la semilla de la liberación humana universal. La lucha contra los prejuicios antigay y antimujer es crucial para construir un genuino partido obrero leninista capaz de dirigir a la clase obrera en esta colosal tarea.
Nuestra defensa del derecho al matrimonio y la adopción para los LGBT refleja nuestra oposición a toda discriminación basada en las preferencias sexuales; no tiene nada que ver con aceptar a la familia como la unidad económica básica que representa en la sociedad actual. Muchos no tienen opción más que ajustarse a la camisa de fuerza de la familia nuclear monógama para obtener derechos básicos como vivienda, seguro médico y ciudadanía, o simplemente para sobrevivir. La institución de la familia, junto con la iglesia, es la principal fuente de opresión de la mujer. El fanatismo antigay fluye de la necesidad de castigar cualquier desviación de esta estructura patriarcal.
Nosotros luchamos por una futura sociedad en que las funciones necesarias de la familia —crianza de niños, alimentación y otras tareas domésticas— sean socializadas, es decir, sean responsabilidad de la sociedad en su conjunto. El destino de una persona no estará determinado por qué tan rica o pobre sea su familia. La “familia alternativa”, tan idealizada por el PRD burgués, las organizaciones feministas y los activistas LGBT, sigue siendo una unidad económica a la cual sus miembros están atados. Cualquiera que quiera luchar por derechos democráticos plenos para los LGBT y por la liberación de la mujer haría bien en reconocer la fuerza conservadora que representa la familia nuclear, y el papel clave de ésta en la sociedad capitalista.
http://www.icl-fi.org/espanol/eo/46/gays.html
submitted by ShaunaDorothy to Espartaco [link] [comments]


2016.11.06 10:27 EDUARDOMOLINA Luis Gonzalo Segura: La traición socialista (I y II): La trapacería de Antonio Hernando y La Banda del ‘no’. Dentro de no mucho compartirá espacio con los Padres de la Patria (Aznar, González, Cebrián, Juan Carlos I, Solana, Guerra y demás Hombres de Estado).

http://iniciativadebate.org/2016/11/05/la-traicion-socialista-i-y-ii-la-trapaceria-de-antonio-hernando-y-la-banda-del-no/
"Falta muy poco para que Antonio Hernando sea considerado uno de los grandes analistas y políticos de nuestro país. Dentro de no mucho compartirá espacio con los Padres de la Patria (Aznar, González, Cebrián, Juan Carlos I, Solana, Guerra y demás Hombres de Estado). Pasará a nuestra historia como un hombre de talante, un líder de la Segunda Transición, un respetable político que supo anteponer el interés de toda la Nación por encima del suyo propio; más todavía, que supo sostener a toda la Nación en su responsabilidad. El que lo dude que recuerde los libros de texto que loan hasta el vómito a siniestros personajes como los mencionados con anterioridad u otros más cercanos en el tiempo como Mariano Rajoy o Esperanza Aguirre.
Antonio Hernando y los ‘Hombres y Mujeres de Estado’.- El comportamiento de Hernando, más allá de la náusea, debe servirnos como un excelente ejemplo, no desde el punto de vista didáctico para los más jóvenes, pero sí como un incomparable reflejo de lo que fue la Transición. La Transición, aunque no fue lo que nos contaron, sí que fue un periodo extraordinario en el que una serie de personajes trapaceros como Antonio Hernando se pusieron de acuerdo para desgarrar y despellejar las pocas posibilidades que existían en este país de conseguir una verdadera transición hacia una democracia. El resultado lo podemos contemplar con nuestros propios ojos: trece millones de personas votando al Régimen, el PP imputado, el PSOE golpista, los medios de comunicación menos fiables de Europa, uno de los mayores índices de corrupción del mundo desarrollado y una judicatura no menos corrupta (“la confianza pública en la integridad del poder judicial sigue siendo muy baja en una serie de Estados miembros, y que el poder judicial se percibe como una de las instituciones más corruptas en Albania, Armenia, Azerbaiyán… y España”).
Los líderes, las personas excelsas, los llamados a liderar la Segunda Transición, una Gran Transición, están aquí, junto a nosotros: Antonio Hernando, “El Generoso”, que cambió el “no es no” por el “no es lo que PRISA quiera”; Susana Díaz, “La Abnegada”, que sacrificó sus intereses personales en aras del golpe de Estado; Javier Fernández, “El Pacificador”, que supo regalar el PSOE al PP mientras compadreaba con Núñez Feijóo o besaba a la mujer de Rajoy; Isabel Rodríguez “La Camaleónica”, que se muestra fiel a Madina, Pedro Sánchez, Hernando, el No, el Sí, el No sabe no contesta y todo junto…
En fin, estas son las personas que nos conducirán a una Segunda Transición, los que escribirán una página gloriosa de nuestra historia: una combinación del nuevo y del viejo PSOE. Socialistas de corazón y liberales de cartera, garrapatas de poltrona y comensales de salario, ambiciosos del veneno y maestros de la estocada, rufianes de los recortes y mendigos de la decencia, ignorantes de la dimisión y practicantes de la traición, mayordomos del poder y capataces de los débiles, republicanos de sentimiento y monárquicos de responsabilidad, defensores de los derechos humanos y enterradores de cuerpos despellejados…
Siéntense y disfruten, son nuestras vidas las que van a destrozar… ¡Viva la Segunda Transición! La traición socialista (II): La Banda del ‘no’
Incluso La Banda del ‘no’, que tan loable se presenta, ha sido incapaz de dejar un partido que ha traicionado hasta su propia existencia y ahora esperan como corderillos ser purgados o indultados en el último instante. Piensan que con un ‘no’ quedan libres de culpa, pero hoy la culpa va mucho más allá de un ‘no’ que tuvo mucho de teatro y estrategia. La realidad, innegable, es que no se estaba votando una ley o una proposición de tres al cuarto, sino que se trataba de dar el poder al PP de la Corrupción, entregar el país a ‘Los Genoveses’, rendir la plaza y que nos acuchillen a todos. Ante semejante decisión, no es suficiente con un ‘no’ y rezar para seguir en todas las comisiones y puestos.
La Banda del ‘no’ es un grupo heterogéneo que se puede dividir en varias facciones. Para empezar se encuentran los que se sitúan en esa posición por convicción. Entre ellos están Margarita Robles y el PSC, que quisieron morir, desde el principio, desde los principios y sin dudas, mientras que el resto solo pretendieron que no les dispararan o, a lo más, que solo salieran heridos del trance para combatir en el futuro.
Un segundo grupo lo componen los allegados directos a Pedro Sánchez, cuyo futuro no estaba en absoluto asegurado y optaron por el ‘no’ como apuesta de supervivencia a medio o largo plazo. Son los que lo han fiado todo a la Reconquista de Pedro Sánchez, “El Rojo”, sabiendo que si esta se produce volverán a ocupar puestos de honor. En este caso, en el que por ejemplo se encuentra Susana Sumelzo, “Susana de Aragón”, cabe preguntarse si habrían sido tan rebeldes en el caso de ser Pedro Sánchez el que les hubiera guiado a la abstención. Si pudiéramos retroceder en el tiempo y hacer los suficientes cambios muy probablemente Susana habría sido fiel a Pedro Sánchez en su promesa a Felipe González de la abstención, como lo fue en el pacto que este selló con Ciudadanos.
Una tercera facción la forman aquellos que se vieron obligados a votar ‘no’ por diferentes circunstancias, aunque lo único que les importa en todo este asunto es el escaño. Entre tan taimados y cobardes diputados se encuentra Zaida Cantera, “La Acosada”, cuyo ataque de altruismo la hizo fichar por el partido político que ascendió a su acosador sexual y, después, un segundo ataque no menos esperpéntico la obligó por el bien de toda la Nación a no dimitir y permanecer en el partido político que permitió el gobierno de aquellos que jalearon y fomentaron su acoso laboral. Cualquiera con un mínimo de dignidad ya se habría marchado, así lo hizo Irene Lozano hace meses, a la que hay que reconocer su extraordinaria labor antes de fichar por ‘Suiza y Sicilia’ y la gallardía de reconocer su error y salir corriendo de semejante lodazal. En cambio, Zaida dio su visto bueno a la “abstención técnica” en los primeros días del golpismo y se emboscó hasta el último día, esperando que no tuviera que dar la cara, y cuando no tuvo más remedio dijo ‘no’ casi pidiendo perdón, aunque lo que le pedía su faltriquera era abstenerse o votar sí a todo lo que le hubiera reportado un suplemento y conservar o aumentar las tres comisiones que posee (hasta en Seguridad Vial).
Tanto unos como otros militan en La Banda del ‘no’ y montaron el numerito previsto. Y, también como era evidente, al día siguiente, como el niño que sabe que se ha portado mal, se sentaron en la poltrona a ver si les perdonaban la vida, aunque fuera por descuido. Los hubo, como era previsto, que gimotearon en televisión esperando compasión, pero todos, sin excepción, siguieron aferrados a sus puestos sin importarles ser degollados uno a uno. La dignidad, si acaso, para otro momento en el que no haya cinco o seis mil eurillos en juego.
Más allá de los teatrillos, lo cierto es que el Grupo Mixto era y es el lugar para los valientes, para los socialistas de corazón, y a día de hoy se encuentra vacío de estos. A lo mejor es que de corazón ya queda poco. Ciertamente, si no terminaron allí Margarita Robles y el PSC, el resto ni se lo planteó. A estas alturas sabemos que las ideas están bien pero la talega pesa más y una multita de 600 euros por aparentar no está nada mal.
Algunos, si conservan los puestos en las comisiones, hasta le ponen una vela a la Virgen de la Abstención."
submitted by EDUARDOMOLINA to podemos [link] [comments]


2016.10.12 09:56 EDUARDOMOLINA Benjamín Prado: Los ladrones ya no son gente honrada. Abanderar la lucha contra la corrupción que él mismo ha protagonizado y trate de anular el juicio de la Gürtel por un defecto de forma, explica justo eso, que los ladrones ya no son gente honrada, sino una auténtica mafia.

http://www.infolibre.es/noticias/opinion/2016/10/11/los_ladrones_son_gente_honrada_55993_1023.html
“La única forma de enterarse de algo es no creérselo todo."
"En la España de 1941 los ladrones podían ser gente honrada, tal y como sostenía una obra de teatro de Enrique Jardiel Poncela que ese mismo año llevó a la pantalla Ignacio F. Iquino. En 1956, cuando se estrenó la segunda versión cinematográfica del texto, dirigida esta vez por Pedro Luis Ramírez, aquel título aún decía la verdad: la dictadura que había arrasado el país seguía en pie igual que ahora lo hace el monumento funerario al asesino que la comandaba, y hay que entender que se hiciera cualquier cosa para conseguir por las buenas o por las malas algo que llevarse a la boca en una tierra quemada donde lo único que crecía era el hambre, el crimen de Estado y la desesperación. En la comedia original del autor de Eloísa está debajo de un almendro, el matrimonio formado por una joven de la alta sociedad y un antiguo delincuente empieza a peligrar cuando los compinches del marido, que se enamoró de ella mientras tramaba atracar su casa, deciden reactivar el plan, por hacerse con el botín y, sobre todo, para vengarse del traidor. En el largometraje de Ramírez, aparece José Isbert en la Plaza Mayor de Madrid, anuncia al público que lo rodea que la “tortuga africana del Orinoco” que sostiene en la mano va a dar un triple salto mortal, y mientras los incautos esperan la acrobacia, les vende unas maquinillas de afeitar. No me digan que todo eso no les recuerda a alguien y a ahora mismo…
Aparte de eso, sin embargo, hoy en día, cuando gracias al neoliberalismo y sus crisis de laboratorio una parte de nosotros está en 2016 y otra ha regresado a aquel tiempo de silencio, como lo llamó el novelista Luis Martín Santos, lo que decía aquel título ya no es cierto. Los ladrones son nada más que eso, simples ladrones, aunque lo sean de guante blanco, por mucho que el jefe de la banda no sepa que el Orinoco está en Venezuela o sea calcado al personaje de la obra de Jardiel Poncela que se llama Castelar y habla mediante trabalenguas ininteligibles, y a pesar de que sus secuaces actúen como los del drama para confundir a sus víctimas con una vulgar maniobra de distracción: “¿Habéis matado a los perros?”, pregunta uno de los miembros de la cuadrilla que prepara el asalto a la vivienda. Y otro le responde: “No. Les hemos traído una perra a cada uno y están encantados.”
Que el Partido Popular pretenda a la vez abanderar la lucha contra la corrupción que él mismo ha protagonizado y trate de anular el juicio de la Gürtel por un defecto de forma, explica justo eso, que los ladrones ya no son gente honrada, sino una auténtica mafia: se puede contar de mil maneras distintas, pero el hecho es que al magistrado que empezó a investigar ese asunto lo expulsaron de la Audiencia Nacional por descubrir las conversaciones de los detenidos y sus abogados, se le puso al pie de los caballos y en un abrir y cerrar de navaja acabaron con su carrera, lo mismo que con la del juez que metió en la cárcel a Miguel Blesa, otro de los suyos. Después, se limpiaron las manos manchadas de dinero negro en sus togas. En su último libro, Baltasar Garzón afirma que “el procedimiento, juicio y condena a los que fui sometido fueron inicuos y obedecieron a razones ajenas a un verdadero sentido de la justicia, hasta el punto de que la nueva reforma de la ley incluye la posibilidad de hacer aquello por lo que fui culpado, incluso con menos garantías de las que yo empleé.”
Pero la jugada parece que no les va a salir esta vez, porque la letrada Concepción Sabadell, que es una de las fiscales del caso Gürtel, ha rechazado la petición de nulidad que hicieron el PP y su antiguo tesorero, Luis Bárcenas, dejando muy claro en su dictamen que fue el partido quien “se vio beneficiado por fondos procedentes de cohecho y malversación”; y también porque la prensa sigue echando leña al fuego y esta vez es El Mundo el medio que acaba de hacer pública una circular que los jefes de la calle Génova distribuyeron entre sus alcaldes para enseñarlos a financiar irregularmente sus campañas electorales y a darle esquinazo al Tribunal de Cuentas. Claro que de esta gente nunca te puedes fiar, y más cuando también acabamos de saber que la juez del caso Nóos es novia de un amigo íntimo del socio de Iñaki Urdangarín, Diego Torres, en cuyo piso se alojaba éste cada noche, tras salir de la sala en cuyo banquillo se sentaba junto con el antiguo duque de Palma, como principales sospechosos del desfalco. Presentas ese argumento a tu editorial y te devuelven la novela por increíble.
Eso sí, todavía resulta más difícil de creer que el general de ese ejército fantasmal, más parecido a la tripulación de un barco pirata que a una formación política, vaya a ser otra vez presidente del Gobierno y, además, con la ayuda de sus rivales históricos y supuestamente ideológicos del PSOE. No ha tenido más que quedarse quieto para ganar la carrera. No ha tenido más que cerrar la boca para que le crean. “¿Para qué hablar?”, dice uno de los protagonistas del drama de Jardiel Poncela, “si el silencio es lo más elocuente que existe. Sólo cuando callamos lo decimos todo...” Su interlocutora le pregunta: “Entonces, ¿por qué no se calla usted?” Y él le responde: “Porque yo no tengo nada que decir.” Así que vuelvo a poner la misma cuestión sobre la mesa: ese hombre, ¿no les recuerda a alguien? En esta historia, van a volver a ganar los malos, pero el público va a aplaudir igual. Se apaga la luz. Se cierra el telón."
submitted by EDUARDOMOLINA to podemos [link] [comments]


2016.08.31 18:34 EDUARDOMOLINA Rajoy gana un cómplice, Sánchez se libra de una mala compañía. El acuerdo al que han llegado PP y Ciudadanos es, sobre todo, una amnistía en toda regla, un acto de complicidad en el que el grupo de Rivera pasa de ser el azote de Rajoy a abanicarlo.

Benjamín Prado
http://www.infolibre.es/noticias/opinion/2016/08/30/rajoy_gana_complice_sanchez_libra_una_mala_compania_54036_1023.html
“Hay gente que no tiene lo que se merece hasta que se queda sin nada".
"Hay dos cosas que todo el mundo sabe en España: que el actual PP es el partido más corrupto de la historia de nuestra democracia y que la única forma de pactar con Rajoy y los suyos es hacerlo con los ojos cerrados y una servilleta atada al cuello, para tragarse las bandejas de sapos que ponen en las mesas de negociaciones de la calle Génova y no salir a la rueda de prensa con la camisa llena de manchas. Por supuesto, mientras se come no se habla de política y al terminar hay que mantener la boca cerrada. “Los trapos sucios se lavan en casa”, dicen todos los que tienen algo que ocultar, “en la calle, sólo se enseñan las banderas.”
Entre los invitados al festín hay algunos viejos conocidos y otros que es difícil imaginar quiénes se creen que son, como por ejemplo Albert Rivera, un político al parecer no maleado pero sí maleable, que según de qué lado sople el viento cambia tanto de discurso que podría ser cualquiera, si no fuese porque al final siempre es el mismo, ese joven pulcro y elegante que cada vez que hay una investidura sonríe y le da la mano, su bendición y sus escaños al que se presente al cargo, da igual si se trata del candidato de derechas o del de izquierdas. “Estoy dispuesto a no tener credibilidad por el bien de este país”, declaró ayer solemnemente y vestido de mártir. La verdad es que si no fuese porque tiene buena prensa, lo suyo podría considerarse un cinismo de magnitud 9,8 en la escala Richter. O sea, de los que provocan una hecatombe.
Lo cierto es que el jefe de Ciudadanos se presenta ante la opinión pública como un estadista y algunos le siguen la corriente y lo sacan en procesión, convencidos de que una imagen también vale más que mil palabras de honor y, por lo tanto, olvidaremos la que él nos había dado: que estaba aquí para regenerar el Parlamento, para echar a Rajoy y su banda, para combatir por tierra, mar y aire el envilecimiento de las instituciones y el saqueo de los fondos públicos llevados a cabo por este Gobierno. Escuchando sus razones patrióticas para justificar el cambio de rumbo y viéndole todo el rato en misa y tocando las campanas, uno no sabe si acordarse de Fraga, aquel ministro de la dictadura y padre de la Constitución que se definía como “un conservador liberal” o, ya puestos, retroceder un par de pasos más, hasta Arias Navarro y su “espíritu del 12 de febrero”, con el que “quería prolongar la vida del franquismo por la vía de hacerlo compatible con la democracia”, según recuerda el profesor Ricardo Aguilera en su Diccionario de los demonios, el libro electrónico que estos días regala infoLibre a sus socios. Será una idea a contracorriente, pero viendo en qué manos nos quieren volver a poner, uno ya piensa que afortunadamente habrá unas terceras elecciones y sueña con que puedan ser una buena oportunidad para comprobar si en nuestro país son tan impunes los mentirosos como los ladrones.
El acuerdo al que han llegado PP y Ciudadanos es, sobre todo, una amnistía en toda regla, un acto de complicidad en el que el grupo de Rivera pasa de ser el azote de Rajoy a abanicarlo. De entrada, porque avala que siga en La Moncloa, algo que juró que nunca ocurriría con su consentimiento. Después, porque deja muy claro lo cerca que está para él la tolerancia cero de la manga ancha, al ver que ante los delitos cometidos por cargos públicos todo se resume en la frase "no es lo mismo meter la mano que meter la pata". Y como la torpeza no está en el Código Penal, aquí paz y después gloria.
El documento del PP y C´s evidencia que el cambio de Rivera consiste en que casi todo siga igual, y especialmente las normas que más daño nos han hecho en esta legislatura salvaje. La sanguinaria reforma laboral del año 2012 sigue en vigor; el salario mínimo no se incrementaría un euro, ni se aprobaría un ingreso mínimo vital aunque haya un millón y medio de hogares con todos sus miembros en paro; ni se crearía un impuesto contra las grandes fortunas. En cambio, se mantiene la carta blanca de las empresas para saltarse los convenios y las indemnizaciones miserables por despido que han acabado con el empleo de calidad para sustituirlo por un esclavismo de diseño que consiste en encadenar a los trabajadores a una sucesión de contratos temporales a lo largo de hasta treinta y seis meses y luego echarlos a la calle.
En cuanto a la ley mordaza, que es un atentado en toda regla contra la libertad, se dice que los abajo firmantes se comprometen a "promover una revisión para mejorar diferentes aspectos de su regulación”. Eso es el mismo perro con el mismo collar, un paredón con una capa de pintura. Sobre la LOMCE, se asegura que intentarán llegar a un pacto educativo en seis meses, es decir, nada, puro humo. Del IVA cultural, que se bajará, pero no cuánto. Y como es lógico, del acuerdo con Rajoy han desaparecido puntos del que tenía con Sánchez, como las ayudas para que los jóvenes que han dejado los estudios por falta de recursos vuelvan a las aulas; la promulgación de una ley que obligue a los partidos a celebrar primarias o el inicio de una reforma constitucional. Visto lo visto, el resumen de este cambio de parejas es que Rajoy ha ganado un cómplice y Pedro Sánchez se ha librado de una mala compañía. De hecho, sin ella al lado el líder del PSOE ha crecido, se ha hecho más fuerte y su militancia le premiará. Lo de Albert Rivera no tiene nombre, pero se llama hipocresía. O puede que todo consista, simplemente, en que la ambición nos gasta malas pasadas.
En un acto de arrogancia muy suyo, el presidente en funciones ha dejado caer que seguirá negociando con el PSOE a pesar de Sánchez, lo que suena a que buscará sus Tamayo y Sáez del siglo XXI, y ha advertido que si no lo reeligen nos castigará haciéndonos ir a votar el 25 de diciembre. Quién sabe, pero como la Navidad promueve los buenos sentimientos igual le sale mal la jugada y esta vez no le vota nadie".
submitted by EDUARDOMOLINA to podemos [link] [comments]


2016.06.15 15:17 EDUARDOMOLINA Europa en la campaña electoral del 26J. Sea cual sea el resultado del referéndum o Brexit, va a ser utilizado por Alemania para obstaculizar propuestas que conduzcan a dotar a Europa a abordar la fragmentación financiera y desigualdad de rentas y estructuras productivas actuales.

Por Gabriel Flores
http://www.nuevatribuna.es/opinion/gabriel-flores/europa-campana-electoral-26j/20160614080447129273.html
"Los vi el pasado domingo, 12 de junio. Y volví a escucharlos al día siguiente. Líderes políticos debatiendo en televisión. En un formato nuevo, a cuatro bandas, no demasiado exigente con los intervinientes. Preguntas previsibles. Trifulcas esporádicas orientadas a resaltar diferencias para que no pasen inadvertidas.
Estamos en campaña electoral, se buscan emociones, zascas memorables o la evanescente confianza que puede proporcionar un debate televisivo. Sería conveniente demandar a los candidatos argumentos y posiciones con cierto grado de definición. Y que cada potencial votante se reserve un pequeño espacio para cultivar un espíritu crítico que le permita evitar los delirios que impiden a personas entusiastas o ilusionadas en exceso detectar tonterías, ocurrencias o salidas de tono de los líderes con los que simpatizan.
A los economistas se les preguntó por Europa. ¿Cómo encaja esta Europa en sus propuestas electorales? ¿Cómo van a sortear la prolongación de los recortes que exigirá al nuevo Gobierno de España? Contestaron como si no hubieran escuchado. Como si la Unión Europea no existiera o no tuviera ninguna responsabilidad sobre lo que está pasando en los 28 Estados miembros. Solo la insidiosa pregunta de Sevilla a Garzón sobre si el cambio de modelo productivo que pretendía impulsar era compatible con el euro, desnudó el problema y lo puso a la vista de todos. Y más aún la maliciosa respuesta del propio Sevilla, confundiendo a propósito una resolución del PCE con el programa de Unidos Podemos y dictaminando la incompatibilidad entre las propuestas que defendía Garzón y la permanencia en el euro. Garzón salió del embrollo como pudo. Regular. Los malos pasos como las malas resoluciones originan estos atolladeros. Todo un aviso para lo que resta de campaña. Parece necesario que Unidos Podemos se distancie con claridad de los que defienden la salida del euro como solución a los problemas de la economía española. No solo para ganar credibilidad entre la mayoría de los votantes, también para poder acordar un programa de cambio que permita una coalición gubernamental entre PSOE y Unidos Podemos.
Dos conclusiones del debate entre economistas: primera, en economía la mejor manera de mentir es utilizar datos asociados a conceptos metodológicos indefinidos; segunda, De Guindos tiene la cara de hormigón y no mueve ni un músculo cuando miente y tortura los datos para intentar mostrar lo contrario de lo que indican.
Al día siguiente, fue el turno de los cuatro líderes que aspiran a la presidencia del Gobierno. Todo marchaba como era previsible, hasta que apareció el tema de la corrupción y el debate se tornó más bronco. Europa no salió a relucir durante el debate de los problemas económicos, como si parte de nuestra soberanía y capacidad de decisión no estuviera cedida a instituciones comunes. Como si los problemas y las decisiones de las instituciones europeas fueran daños colaterales que no tienen remedio, en lugar de componentes esenciales a tener en cuenta en cualquier alternativa. Se mencionó numerosas veces el caso de Grecia como amenaza contra la ciudadanía española. En el colmo del cinismo, Grecia y el pueblo griego que han sido las víctimas de la crueldad de la Troika pasaron a convertirse en victimarios, culpables de los extremistas recortes y el empobrecimiento que han sufrido.
Tres momentos de este debate entre los principales líderes políticos: primero, otra vez Venezuela en la boca de Rivera como elemento de distorsión y ejemplo de marrullería; segundo, la enorme dificultad de PSOE y Ciudadanos para esconder la puerta que dejan abierta a pactar con el PP el próximo Gobierno; tercero, Rivera acusa a Podemos de pretender la salida del euro y la acusación se queda sin respuesta.
Europa tiene un peso determinante en el diseño y la aplicación de las políticas de recortes, austeridad y devaluación salarial que está aplicando España desde mayo de 2010. Y seguirá teniendo una notable influencia en las restricciones que deberá soportar y sortear un Gobierno del cambio si el próximo 26 de junio los votos ofrecen alguna posibilidad a un acuerdo gubernamental entre PSOE y Unidos Podemos. También es posible que el PSOE utilice los votos que reciba para convertirse en el cooperador necesario de un Gobierno de continuidad, comandado por el PP, presto a cumplir con los nuevos recortes que reclama Bruselas y a correr un tranquilizador velo sobre la corrupción.
En todo caso, Europa es una cuestión mayor de nuestro discurrir como Estado y como sociedad. Pero ocupa un espacio marginal entre los temas menores de esta campaña electoral. Hasta tal punto que Venezuela concentró hace un par de semanas la preocupación internacional de líderes políticos y medios de comunicación. ¿Alguien cree que el Gobierno de Maduro o los líderes de la oposición venezolana tiene algún papel o pueden ejercer alguna influencia en la solución de los problemas que debe afrontar y solucionar España? Ni siquiera la posibilidad del Brexit y los desestabilizadores impactos de una salida de la UE por parte del Reino Unido tras el próximo referéndum del 23 de junio han despertado el interés o el debate sobre la delicada situación que vive la UE.
Lo que pase en Reino Unido el próximo 23 de junio va a ser un acontecimiento de primero orden. Sea cual sea el resultado del referéndum, va a ser utilizado por el bloque de poder que capitanea el Gobierno alemán para obstaculizar aún más propuestas que conduzcan a dotar a las instituciones europeas de los instrumentos necesarios para abordar los problemas de fragmentación financiera y desigualdad de rentas y estructuras productivas que causa el actual funcionamiento de la eurozona. Como ha declarado recientemente Shäuble, ministro de Finanzas alemán, tratando de instrumentalizar para sus fines el referéndum: “No podemos responder simplemente con más integración. Sería torpe.”
El ninguneo de Europa por parte de los principales líderes políticos ya ocurrió en las pasadas elecciones del 20 de diciembre y, lo que es más grave y extraño, en las elecciones al Parlamento Europeo del 25 de mayo de 2014, que se realizaron en clave interna, sin considerar que decisiones fundamentales de política económica o de estrategia de salida de la crisis dependen en buena parte de decisiones que se toman en Bruselas. Por unas instituciones europeas marcadas por la falta de un mínimo control político democrático y por su incoherencia y debilidad para atender los problemas lógicos que genera el funcionamiento de una unión monetaria en algunos de los Estados miembros que la conforman.
La situación, no obstante, ha mejorado. Frente a programas electorales con un importante componente naif, excesivamente ideologizados y que no acertaban ni siquiera a nombrar los problemas evidentes de carácter institucional que muestra la eurozona y con qué reformas podrían ser superados se ha pasado a mencionarlos y a definir propuestas de solución. Frente a posiciones excesivamente generalistas en contra de las políticas de austeridad se ha pasado a precisar y ofrecer alternativas viables.
El acuerdo entre IU y Podemos es el más claro ejemplo de cómo las concesiones entre fuerzas políticas permiten depurar y mejorar los programas previos que defendían antes por separado. No siempre sucede así, ni siquiera se puede decir que es lo normal. Pero, en este caso, el resultado ha sido así. Es posible que a una parte de IU o de Podemos no le guste, porque estaban más cómodos con sus respectivos programas, que ahorraba en el caso de IU cualquier mención a las reformas que necesitan las instituciones europeas o porque ofrecían un pequeño espacio, caso de Podemos, para consignas y propuestas etéreas de múltiples significados sobre Europa.
Lean los dos puntos o pasos esenciales que, a propósito de la UE, contempla el acuerdo programático, “50 pasos para gobernar juntos”, firmado por IU y Podemos:
  1. Reforma de la gobernanza económica en la UE
Se impulsará una reforma de las instituciones europeas que democratice la toma de decisiones políticas y económicas en la eurozona. Se impulsará igualmente la reforma de los estatutos del Banco Central Europeo (BCE) para incluir entre sus objetivos el mantenimiento de un nivel adecuado de actividad económica y la creación de empleo, para integrarlo en el conjunto de instituciones que aplican la política económica de forma coordinada y bajo un verdadero control democrático, y para que pueda actuar como prestamista en última instancia de las autoridades fiscales.
  1. Reforma del Pacto de Estabilidad y Crecimiento y del Pacto Fiscal
El Gobierno del Cambio impulsará en las instituciones europeas una reforma profunda del Pacto de Estabilidad y Crecimiento y del Pacto Fiscal, eliminando el objetivo de equilibrio presupuestario estructural y flexibilizando los objetivos de déficit, para que se adapten mejor a las necesidades de cada país. Se impulsará la consideración de un nivel adecuado de inversión pública, introduciendo una «regla de oro» que no las incluya en el cómputo del déficit.
Se impulsará una auténtica política fiscal europea: un presupuesto común con un peso significativo, un mecanismo de transferencia de recursos entre países en función de su situación cíclica, la emisión de eurobonos, y un mayor grado de armonización en algunos impuestos, particularmente el de sociedades. Esta política fiscal europea debería ponerse al servicio de un plan transeuropeo de inversión en aquellas infraestructuras necesarias para la transición energética y para crear empleos sostenibles.
Esos dos puntos resumen las propuestas de cambio para Europa que realiza Unidos Podemos. No están nada mal y suponen una mejora sustancial respecto a la forma de presentar el papel de Europa y la solución de los problemas específicos que debe afrontar y resolver la economía española con el concurso de las instituciones comunitarias. Las vigas maestras están puestas y forman parte inseparable del programa del cambio. A partir de ahí hay que completarlas y desarrollar un programa completo de reforma institucional de la eurozona y la UE y una estrategia alternativa de salida de la crisis.
Mientras tanto, mientras esa lucha por la hegemonía en la marcha de la unidad europea sigue su curso, se trata de intentar desplazar al PP del Gobierno el próximo 26J, impedir la continuidad de las políticas de austeridad y acordar un Gobierno de progreso que se imponga como misión ofrecer respuestas a las demandas y necesidades de la mayoría social: parar el empobrecimiento y la exclusión que sufre una parte significativa de la sociedad, revertir los recortes del Estado de bienestar y derogar las reformas laborales de 2010 y 2012 para impedir que sigan engordando las rentas del capital a costa de las rentas del trabajo.
El problema, a día de hoy, es que los acuerdos firmados queden difuminados en las campañas separadas de IU y Podemos. Y no se les dé la importancia que tienen para ganar al PP, participar en el imprescindible proceso de reforma de las instituciones europeas y lograr, mediante acuerdos y concesiones mutuas, un Gobierno de cambio.
En Portugal se encuentra un buen ejemplo de cómo un Gobierno de unidad de las izquierdas está haciendo compatible el mantenimiento del objetivo de consolidación fiscal (que no supone reducción del gasto público de protección social ni de la inversión pública) con la aplicación de medidas que favorecen a la mayoría social sin ahogar el crecimiento ni retrasar la modernización productiva. Está ahí a lado la oportunidad de aprender de las buenas prácticas.
La suerte aún no está echada. Y todos los detalles cuentan. El 26J se puede salir del ciclo de austeridad iniciado hace más de 6 años y volver a conseguir derechos laborales, bienes públicos, empleos decentes y salarios recortados".
submitted by EDUARDOMOLINA to podemos [link] [comments]


2015.03.11 10:48 anarxy_XXX stratfor USA :Podemos enfrenta desafíos en España (ultima hora 8:48 )

*Stratfor es una empresa privada estadounidense especializada en servicios de inteligencia y espionaje

___

La escena política española ha entrado en un período de agitación política. Durante 40 años, el poder ha oscilado entre los dos principales partidos políticos del país: el Partido Socialista de centro-izquierda de los Trabajadores (PSOE) y el movimiento de centro-derecha, liderado por el Partido Popular (PP). Sin embargo, ha habido un cambio brusco en el pasado año con el éxito espectacular en las encuestas de opinión del partido Podemos recién formado, que incluso saltó al primer lugar en las urnas en noviembre.
Pero ahora es el turno de Podemos 'para ser desafiado por un recién llegado. La fiesta de Cataluña, Ciudadanos, no anunció su intención de participar en las elecciones nacionales hasta diciembre, sin embargo, las encuestas de opinión indican que ya hay casi un empate de cuatro vías entre las partes. Como coaliciones políticas se convierten en la nueva normalidad en España, Ciudadanos podría incluso entrar en una alianza con el PP cuando el país celebra elecciones generales en diciembre. Al mismo tiempo, la caída de Podemos 'en popularidad ha disminuido la posibilidad de que España entrará en un enfrentamiento al estilo de Grecia con sus acreedores.
Análisis
El 9 de marzo, el periódico español El País publicó los resultados de la última encuesta electoral de Metroscopia. El estudio reveló que, por primera vez desde la muerte del líder fascista general Francisco Franco en 1975, cuatro partidos se disputarán cerca las elecciones generales, con Podemos actualmente en ejecución por delante de los demás por un estrecho margen.
Aumento de Podemos 'ha sido espectacular. Desde su lanzamiento en enero de 2014 en un teatro resumen en Madrid, el partido ha crecido a una velocidad excesiva. Se ha ido más allá de sus raíces en la lucha contra la austeridad Indignados movimiento, que dio a luz a las ocupar movimientos que iban a inspirar campañas similares en todo el mundo. Pablo Iglesias, fundador y líder del partido, ha sido la cara y la fuerza impulsora detrás del grupo, apareciendo regularmente en programas de televisión y pronunciar discursos. Su mensaje ha sido uno de frustración con el status quo, y se ha demostrado profundamente atractivo para una población todavía sufre de una tasa de desempleo del 24 por ciento. Él ha ridiculizado los políticos del establishment del PP y del PSOE como miembros de los corruptos "casta de élite", mientras que la caracterización de Podemos como el partido de la gente.
http://i.imgur.com/OZq0z3u.png
Jugar al 'Podemos ventaja ha sido de los partidos tradicionales incapacidad para evitar escándalos políticos perjudiciales. Desde 2013, el PP gobernante ha trabajado bajo la nube oscura del escándalo de corrupción que involucra a su ex tesorero, Luis Bárcenas. Dos escándalos más surgieron en octubre de 2014 y una de éstas tarjetas de crédito en el que estaban implicados miembros tanto del PP y PSOE, y más tarde, un escándalo de corrupción que vio a 51 altos funcionarios detenidos, entre ellos seis alcaldes y varios altos cargos del PP. El primer ministro Mariano Rajoy se disculpó con el pueblo español, pero la popularidad de Podemos 'saltó drásticamente, pasando de un 13,8 por ciento de apoyo al primer lugar con 27.7 por ciento en sólo un mes.
La vida en el Top
Podemos pasaron los próximos meses la consolidación de su posición. Al mantener su mensaje un tanto vaga, el partido logró sacar los partidarios de ambos partidos del sistema. En lugar de colocar en sí en el eje tradicional izquierda-derecha, Podemos ha enmarcado cuestiones en un top vs lucha final, a pesar de sus raíces y vínculos están claramente a la izquierda. Podemos también ha evitado tomar una línea fuerte en el nacionalismo, que es siempre un tema sensible en España. Esta laxitud de la política y la promesa de cambio ha sido una técnica eficaz para atraer votos desafectos tanto del PP y el PSOE.
http://i.imgur.com/tvHBrnz.png
El orgullo precede a la caída
Entrando en enero, Podemos parecía bien posicionado para las elecciones parlamentarias de diciembre. La fiesta fue de votación fuertemente como el PP y el PSOE fracasó vio su gota de la ayuda mes a mes, y sus miembros celebraron públicamente como sus homólogos griegos tomaron el poder. En las últimas seis semanas, sin embargo, la suerte del partido se han convertido. Dos acontecimientos inesperados surgieron, cada una con el potencial para hacer frente a graves golpes en los planes de Podemos, mientras que la proximidad de la fiesta a Grecia está empezando a parecerse a un fatal error de cálculo.
El primer gran golpe ocurrió cuando Podemos se vio envuelto en un escándalo de corrupción de su propio. Uno de sus miembros fundadores cayó bajo sospecha de fraude fiscal sobre los fondos que recibió para realizar trabajos de consultoría en algunas de las llamadas Repúblicas Bolivarianas de América Latina, a saber Ecuador, Bolivia, Venezuela y Nicaragua. Debido a que una gran parte de la retórica de Podemos 'tal se basa en la limpieza de la codicia y la corrupción de la clase política existente, tal escándalo dentro de sus propias filas socava la plataforma sobre la que se encuentra.
Un nuevo Challenger Entra
El segundo acontecimiento importante se produjo cuando los resultados de la encuesta de febrero revelaron la llegada de un nuevo desafío en la escena política, un partido catalán llamado Ciudadanos.
Formado en 2006 como un partido anti-independencia regional en Cataluña, Ciudadanos ha mejorado gradualmente su desempeño en las elecciones regionales. Aún así, el partido sorprendió a muchos cuando se votó en el 12,2 por ciento en enero, justo un mes después de que se anunció que se presentaría a las elecciones nacionales. Como Podemos, las campañas de los partidos en la noción de que los principales problemas de España son la desigualdad, la pobreza y la exclusión social. Además, Ciudadanos ha contado con la ayuda de un economista bien conocido y respetado que ha elaborado algunas políticas económicas claras que son considerablemente menos radical que las presentadas por Podemos, ayudando Ciudadanos para atraer a los votantes más moderados.
Más importante, desde una perspectiva amplia, Ciudadanos tiene la actitud de un recién llegado a Europa. Es considerablemente menos confrontacional que Syriza y de Podemos, ya que aboga por reformas estructurales en el sur de Europa. Identidad anti-separatista del partido también está ejerciendo presión sobre Podemos tomar una posición más fuerte en el tema, algo que podría alejar a algunos de sus votantes más nacionalistas.
En esencia, aunque las dos partes tienen diferentes ideologías algo, Ciudadanos y Podemos están en competencia directa. Podemos tendrá que enfrentarse en igualdad de condiciones en lugar de Podemos perforación hacia arriba contra el establecimiento como lo ha hecho en el pasado. De hecho, en algunos aspectos, parece nuevo adversario Podemos 'puede outmatch ella.
Mientras tanto, los acontecimientos en Grecia Iglesias sugieren que puede haber cometido un error de cálculo político cuando vinculado tan estrechamente a su partido a Syriza. Negociaciones de la deuda de febrero revelaron profunda determinación prestamistas europeos a negar la griegos radical una sola pulgada de margen de maniobra. Grecia se mostró incapaz de obtener concesiones significativas, y las dos partes acordaron en última instancia de una extensión de cuatro meses que sólo pospone la confrontación principal hasta junio. El electorado español estará pendiente de estas negociaciones, y si Syriza tiene que hacer un compromiso humillante o salir de la zona euro, los votantes no le agradará. Ellos seguramente rastrear el enlace a Podemos, erosionando su apoyo antes de las elecciones de España.
http://i.imgur.com/RkxWyG0.png
A la luz de los obstáculos Podemos ha topado, debe venir como ninguna sorpresa que el apoyo del partido ha bajado de 22.7 por ciento a 22.5 por ciento. Al mismo tiempo, el aumento Ciudadanos 'del 12,2 por ciento a 18,4 por ciento tiene sentido. Ahora, sólo cuatro puntos porcentuales separan cuatro grandes partidos de España.
Mirar hacia delante
Hasta Ciudadanos surgió en febrero, parecía que la elección de diciembre sería una lucha a tres bandas en la que el PP o de Podemos que cortejan el PSOE desvanecimiento como socio de coalición. Ahora Ciudadanos amenaza con cambiar la dinámica mediante la posibilidad de entrar en una coalición con el PP o PSOE.
Mientras Podemos disfrutar de su ascenso imparable en popularidad, había una clara posibilidad de que podría ganar el control del Parlamento de España y guiar al país hacia una confrontación al estilo griego, con sus prestamistas europeos sobre su deuda, único con apuestas más altas debido a la economía más grande de España . Pero debilidades en desarrollo de Podemos 'y el surgimiento de Ciudadanos han hecho esa posibilidad más remota. Mientras que la corriente predominante de Europa todavía se está moviendo en última instancia, hacia la fragmentación, por el momento, España seguirá luchando contra ella.
Fuente original en ingles -------------> https://www.stratfor.com/analysis/podemos-faces-challenges-spain
submitted by anarxy_XXX to podemos [link] [comments]


COMO Añadir Miembros a un Plan FAMILIAR de SPOTIFY ... Banda El Recodo De Cruz Lizárraga - Homenaje A Un Príncipe Flames of hell - Fire and steel MUSICOS INDISCIPLINADOS en el Grupo de Alabanza Cuando Expulsar a un Miembro de la Banda Flames of hell - From the grave De película, tiroteo entre policias y miembros de una banda de delincuentes en Moca, RD Se puede salir de una Banda Latina I Centro de Ayuda Cristiano Como Hacer Una Banda de Rock  Consejos Para Tu Primer ...

Salir Con Un Miembro De La Banda - prestamos hipotecarios ...

  1. COMO Añadir Miembros a un Plan FAMILIAR de SPOTIFY ...
  2. Banda El Recodo De Cruz Lizárraga - Homenaje A Un Príncipe
  3. Flames of hell - Fire and steel
  4. MUSICOS INDISCIPLINADOS en el Grupo de Alabanza
  5. Cuando Expulsar a un Miembro de la Banda
  6. Flames of hell - From the grave
  7. De película, tiroteo entre policias y miembros de una banda de delincuentes en Moca, RD
  8. Se puede salir de una Banda Latina I Centro de Ayuda Cristiano
  9. Como Hacer Una Banda de Rock Consejos Para Tu Primer ...

Me quiero salir del grupo de alabanza - Duration: ... Expulsar a un miembro del grupo de Alabanza - Duration: ... Gabriel Gallego - Como Ensamblar Una Banda - Parte 01 - Duration: 13:03. Music video by Banda El Recodo De Cruz Lizárraga performing Homenaje A Un Príncipe. © 2019 Banda Sinaloense El Recodo De Cruz Lizarraga, Distributed By UMG R... Cuando correr a un miembro de tu banda, en este video explico a detalle las razones más comunes por las que deben (como banda) tomar medidas para correr a alguien de un grupo. Banda de Black/Thrash Metal de Iceland de su album Fire and Steel como fue dicho en una entreista con un miembro, el estado de la banda esta en disputa. Los miembros de la banda se ponen activo ... Banda de Black/Thrash Metal de Iceland de su album Fire and Steel como fue dicho en una entreista con un miembro, el estado de la banda esta en disputa. Los miembros de la banda se ponen activo ... Como formar una Banda de Rock o cualquier grupo de otro género y superar dificultades. ¡Gracias por apoyarme con tu donación! Dona aquí: http://www.patreon.c... En este vídeo te enseñare como añadir miembros, amigos, familiares, a un plan familiar de spotify. ENLACE DE INVITACIÓN SPOTIFI FAMILIAR: https://bit.ly/2wkD... Momentos de tensión vivieron residentes de Moca con en momentos en que agentes de la Policía penetro al barrio la Española para apresar a miembros de una alegada banda. Se puede salir de una Banda Latina I Centro de Ayuda Cristiano ... Un miembro de los 'Blood': ... desde dentro: 'Con esta vida no puedes ir por la calle sin miedo' - Duration: 3:14.